eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Mogherini viaja a Túnez para respaldar al primer gobierno post transición

La jefa de la diplomacia de la Unión Europea, Federica Mogherini, visita hoy Túnez para respaldar al primer Gobierno post transición y conocer de primera mano los problemas futuros de un país amenazado por la crisis económica, el yihadismo y la guerra civil en Libia.
- PUBLICIDAD -

Cartago (Túnez)- La jefa de la diplomacia de la Unión Europea, Federica Mogherini, visita hoy Túnez para respaldar al primer Gobierno post transición y conocer de primera mano los problemas futuros de un país amenazado por la crisis económica, el yihadismo y la guerra civil en Libia.

Mogherini será recibida en el palacio presidencial de Cartago por el presidente del país, el octogenario Beji Caid Essebsi, y se reunirá después con el nuevo primer ministro, Habib Essid, y su colega, Taieb Baccouche.

Fuentes comunitarias indicaron a Efe que, con la visita, la UE pretende subrayar su apoyo a un socio del Mediterráneo que se considera fundamental y respaldar el proceso de transición política que ha vivido el país y que debe servir de ejemplo.

Responsables tunecinos explicaron a la prensa local, por su parte, que la llegada de Mogherini una semana después de la constitución del primer Gobierno post transición abre un nuevo capítulo en las relaciones bilaterales en un momento crucial, en el que la nación norteafricana debe reconstruir su economía y su tejido social.

Túnez concluyó la semana pasada un proceso de transición política que arrancó en enero de 2011 con la huida del dictador Zine el Abedin Ben Ali y ahora se enfrenta al su principal reto, el de la recuperción y normalización del Estado.

La crisis económica -azuzada por el alto paro juvenil, la falta de horizontes, la destrucción del tejido industrial y el descenso del turismo- junto al auge del yihadismo son las preocupaciones principales de un gobierno tecnócrata en el que también están representados la mayoría de los partidos.

En una semana de gobierno, las fuerzas tunecinas han anunciado la detención de 52 presuntos yihadistas que supuestamente se preparaban para atentar en centros de seguridad e intereses turísticos, y la muerte a tiros de un presunto líder terrorista.

Además de la crisis económica, el problema del yihadismo en Túnez está relacionado con la porosidad de sus fronteras con Libia y Argelia, por la que transitan sin control radicales islámicos establecidos en el Sahel.

Desde hace dos semanas, el sur de Túnez ha sido escenario de manifestaciones -y de una huelga general- en protesta por las restricciones al comercio en la frontera y en demanda de un plan gubernamental de generación de empleo.

En las movilizaciones del domingo en las regiones de Ben Guardane y Tatauine, limítrofes con Libia, un manifestante murió a causa de la represión de la Policía, hecho que enardeció los ánimos y obligó al Ejecutivo a enviar a dos ministros para tratar de calmar la situación.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha