eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Multitudinarias manifestaciones en apoyo del ayatolá Isa Qasim en Baréin

- PUBLICIDAD -
Multitudinarias manifestaciones en apoyo del ayatolá Isa Qasim en Baréin

Multitudinarias manifestaciones en apoyo del ayatolá Isa Qasim en Baréin

Decenas de miles de opositores se manifestaron hoy en Bareín, protagonizando también enfrentamientos con la policía, en solidaridad con el principal clérigo chií del país, ayatolá Isa Qasim, cuya vivienda fue registrada hace una semana.

Los manifestantes participaron en un rezo encabezado por Qasim en su población de origen, Duraz, al norte de Manama, y llevaron a cabo una concentración frente a su casa, según pudo constatar Efe.

El clérigo instó a los opositores durante su sermón a no abandonar sus "legítimas demandas" y a no caer en los intentos del régimen bareiní de dividir a la oposición.

Durante la oración, Qasim -el religioso chií de más alto rango del reino- también acusó a las autoridades de reprimir a los manifestantes e intentar justificarlo.

Entretanto, estallaron choques con la policía en la localidad de Bani Jamra, al norte de la capital, al conocerse que el manifestante Redha al Gasra, de 25 años, había sido arrestado.

Un vídeo difundido en internet por los activistas muestra como Al Gasra es apaleado por las fuerzas del orden y llevado a una comisaría, a la que se acercaron cientos de jóvenes a exigir su liberación.

Las protestas para exigir reformas políticas comenzaron en febrero de 2011 en Baréin, un reino de mayoría chií gobernado por la minoría suní.

El registro de la vivienda de Qasim, considerado el líder espiritual del partido chií Al Wefaq, ha elevado la tensión en el país pero también entre Irán y los países del Golfo.

Según la oposición, en la inspección de la vivienda el pasado viernes participaron decenas de soldados armados, apoyados por milicianos civiles enmascarados, que forzaron las puertas de la casa y asustaron a los niños y mujeres de la familia.

La respuesta de Irán, la potencia chií, no se hizo esperar, y el viceministro de Exteriores Husein Amir Abdolahian dijo el sábado pasado que las autoridades bareiníes "han traspasado la línea roja del mundo musulmán y de los chiíes", y que si no se disculpan deben atenerse a "una reacción inesperada".

Un día después, el secretario general del Consejo de Cooperación del Golfo Pérsico (CCG), Abdelatif al Ziyani, señaló que las declaraciones iraníes contienen "amenazas flagrantes y peligrosas y son contrarias a todas las leyes y los principios internacionales".

El CCG está integrado por Arabia Saudí, Kuwait, Omán, Baréin, Emiratos y Catar, países suníes que ven en Irán una amenaza que trata de desestabilizarlos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha