eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Netanyahu pide "responsabilidad" a los colonos de Amoná, ante su inminente desalojo

- PUBLICIDAD -
Netanyahu pide "responsabilidad" a los colonos de Amoná, ante su inminente desalojo

Netanyahu pide "responsabilidad" a los colonos de Amoná, ante su inminente desalojo

Jerusalén, 16 dic (EFE).-El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, pidió hoy "responsabilidad" a los colonos de Amoná en Cisjordania ocupada, que estos días se atrincheran para evitar su desalojo impuesto por orden judicial.

"Llamo a todos a actuar con responsabilidad. En cualquier soldado del Ejército y las fuerzas de seguridad están nuestros hijos", apeló ante los temores de que los colonos israelíes reaccionen con actos violentos durante la inminente evacuación, que se ha de ejecutar antes del 25 de diciembre.

"El Gobierno está comprometido con el asentamiento en Judea y Samaria (nombres bíblicos para Cisjordania)", declaró Netanyahu en un comunicado aprovechando el comienzo del shabat, (jornada de descanso en el judaísmo) por lo que felicitó a las familias de Amoná y mostró su comprensión ante los "tiempos difíciles" que están viviendo.

El Ejecutivo de coalición israelí intentó calmar los ánimos con una propuesta de reubicación en unas tierras próximas, que fue rechazada ayer por los colonos que han comenzado a convocar a cientos de simpatizantes para impedir que las fuerzas de seguridad lleven a cabo el desalojo que, temen, sucederá a principios de semana.

Previamente, el Ejecutivo había intentado aprobar una ley para formalizar cerca de 50 asentamientos que Israel considera ilegales por estar en tierra privada palestina, como el de Amoná, aunque la comunidad internacional insiste en que todos los que se levantaron en el territorio ocupado desde la Guerra de los seis días de 1967 están fuera de la ley.

"Los ministros y yo hemos hecho todos los esfuerzos posibles para encontrar una solución (...) Pasamos el día y la noche discutiendo, debatiendo soluciones creativas, pero, por desgracia, nuestras propuestas no fueron aceptadas", lamentó Netanyahu en el comunicado.

La oposición de los colonos a marcharse, que apoyan los sectores más nacionalistas de Israel, ha puesto a Netanyahu contra las cuerdas.

"Debe quedar clara una cosa: Israel es un Estado de Derecho", argumentó sobre la decisión del Tribunal Supremo que parece inevitable.

Con el fin de aplacar la tensión, ayer el primer ministro ordenó acelerar las demoliciones sin permiso de edificación en "sectores árabes" y en Jerusalén Este.

"La misma ley requiere la evacuación y también la eliminación de la construcción ilegal en otras partes del país. Así que di instrucciones para acelerar la demolición de construcciones ilegales en el Negev, Wadi Ara, en Galilea, en el centro, en todo el país", aseguró en la nota.

Las demoliciones se llevarán a cabo en los próximos días, garantizó, Netanyahu.

"No voy a aplicar un doble rasero entre los ciudadanos de Israel, judíos y árabes", subrayó.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha