eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

La ONU y Occidente piden treguas en Alepo ante el cerco del este de la ciudad

- PUBLICIDAD -
La ONU y Occidente piden treguas en Alepo ante el cerco del este de la ciudad

La ONU y Occidente piden treguas en Alepo ante el cerco del este de la ciudad

La ONU y las potencias occidentales del Consejo de Seguridad pidieron hoy establecer una tregua semanal en la ciudad siria de Alepo, donde el avance militar del régimen ha cortado el acceso a la ayuda a más de 250.000 personas.

El jefe humanitario de Naciones Unidas, Stephen O'Brien, alertó de la "situación crítica" que vive la población atrapada en el este de Alepo y aseguró hoy ante el Consejo de Seguridad que existe el riesgo de que la zona quede bajo estado de "sitio".

"La comunidad internacional no puede permitir que Alepo oriental se convierta en una más, y la más grande, de las áreas sitiadas" en Siria, dijo O'Brien ante los quince miembros del Consejo.

Las hostilidades en la mayor ciudad del norte del país se han recrudecido en las últimas semanas y el ejército sirio ha logrado cortar el llamado camino de Castelo, la única vía de suministros que quedaba para los barrios del este de la población, bajo control de grupos armados opositores.

Según la ONU, desde el pasado 7 de julio los movimientos civiles, comerciales y humanitarios desde y hacia el este de Alepo se han detenido totalmente.

La organización advirtió hoy de que esa zona, que además está siendo golpeada por bombardeos, podría quedarse sin reservas de alimentos a mediados de agosto.

Por ello, O'Brien propuso hoy el establecimiento de pausas humanitarias de 48 horas cada semana, con el fin de permitir a la ONU y sus socios humanitarios entregar asistencia a la población atrapada, que se estima entre 250.000 y 275.000 personas.

"Este debe ser un llamamiento de toda Naciones Unidas, no solo mío como jefe humanitario. Esto debe venir de ustedes, del Consejo de Seguridad", dijo el diplomático a los quince Estados miembros.

Muchos de ellos respaldaron hoy la iniciativa, incluidas las potencias occidentales del Consejo -Estados Unidos, Francia y el Reino Unido-, que junto a Rusia y China tienen poder de veto.

"Veinte años después del sitio de Sarajevo, el Consejo de Seguridad no puede simplemente aceptar que estos crímenes de guerra se vuelvan a repetir", advirtió el embajador francés, François Delattre.

Para Francia, como Sarajevo en Bosnia, Alepo se ha convertido en una ciudad "mártir" y símbolo de la guerra en Siria.

Por su parte, el embajador británico, Matthew Rycroft, advirtió de que el cerco del este de la ciudad por parte de las fuerzas gubernamentales plantea una posible "catástrofe humanitaria".

La embajadora estadounidense, Samantha Power, acusó al régimen sirio de "violar flagrantemente" el alto el fuego impulsado por su país y Rusia y urgió a Moscú a detener los ataques aéreos que lleva a cabo en apoyo del Gobierno de Bachar al Asad en el área de Alepo.

Mientras, su homólogo ruso, Vitaly Churkin, defendió las operaciones militares de Damasco y denunció que el camino Castelo estaba siendo utilizado por "terroristas" para hacerse con armas y llevar a cabo ataques desde Alepo.

El embajador ruso se mostró de acuerdo en la necesidad de evitar una "catástrofe humanitaria" y recordó que su país ha trabajado en la entrega de asistencia desde el aire a civiles sitiados por el Estado Islámico (EI).

Además, Churkin y Power se enzarzaron en una discusión sobre las consecuencias de los bombardeos llevados a cabo por sus respectivos países en Siria.

Todo ello, en vísperas de la reunión que mantendrán mañana en Ginebra Estados Unidos y Rusia junto a la ONU para tratar de relanzar las estancadas negociaciones de paz sobre Siria.

Power ya dejó entrever hoy que si no se resuelve la situación de Alepo será complicado poder avanzar en ese proceso.

En ese sentido, el embajador francés advirtió de que el sitio de Alepo "podría ser la tumba del proceso de Viena", el nombre con el que se conoce a la iniciativa diplomática con la que la comunidad internacional trata de poner fin a la guerra.

Mientras tanto, 12 personas murieron hoy por el impacto de barriles explosivos lanzados por helicópteros del Ejército sirio sobre Alepo, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

En el repunte de la violencia que se vive en la ciudad desde abril han muerto al menos 955 civiles, de acuerdo a las cifras ofrecidas por el Observatorio hace tres días.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha