eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Obama confía en que la UE y el Reino Unido logren una transición "fluida" tras el "brexit"

- PUBLICIDAD -

El presidente de EEUU, Barack Obama, confió hoy en que la Unión Europea (UE) y el Reino Unido lograrán una transición "fluida" para la salida británica del bloque europeo, mientras que el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, advirtió que el "brexit" traerá "graves consecuencias geopolíticas".

"Nadie está interesado en unas negociaciones conflictivas y prolongadas. Todo el mundo está interesado en minimizar los problemas", dijo Obama en una declaración a la prensa en Varsovia tras reunirse con Tusk y con el presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker.

Obama aseguró que, en base a sus conversaciones con el primer ministro británico, David Cameron, está "absolutamente seguro de que el Reino Unido y la Unión Europea trabajarán juntos de forma pragmática y cooperativa para asegurar que la transición británica es ordenada y fluida".

El presidente estadounidense lamentó que el "brexit" haya "llevado a algunos a sugerir que todo el armazón de la seguridad y prosperidad europea se está desmoronando", y rechazó que "ese tipo de hipérbole" tenga sentido.

"Una Europa integrada es uno de los mayores logros políticos y económicos de los tiempos modernos. Es un logro que hay que conservar", aseguró Obama, y prometió que Estados Unidos seguirá siendo un "acérrimo defensor" de esa integración europea.

El presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, afirmó que "las consecuencias geopolíticas del 'brexit' pueden ser muy graves".

"Pero es muy importante enviar hoy una fuerte señal a todo el mundo de que el 'brexit', por muy significativo que sea, es sólo un incidente y no el inicio de un proceso", agregó.

Tusk quiso destacar "alto y claro a todos nuestros oponentes, de dentro y de fuera, que desean que el 'brexit' tenga una secuela, que no verán en la pantalla las palabras: 'continuará", aseveró.

Por ello, insistió en "mantener las relaciones más estrechas posibles entre la UE y el Reino Unido por el interés europeo y estadounidense".

Juncker, por su lado, volvió a insistir ante Obama en que la UE no puede empezar las negociaciones sobre su nueva relación con el Reino Unido hasta que Londres no notifique, bajo el régimen del artículo 50 del Tratado de Lisboa, la intención de dejar la Unión.

"Entonces, tendremos que implicarnos en negociaciones", señaló.

El político luxemburgués destacó que, "incluso después del referendo, la UE y el Reino Unido comparten una comunidad de intereses, no sólo en el sector militar y de defensa, sino en todos".

"Pero si un país quiere tener total acceso al mercado único, es seguro que tiene que respetar las cuatro libertades básicas, incluida la de libertad de movimiento de trabajadores", enfatizó en referencia a los pilares del mercado único comunitario: libre circulación de bienes, servicios, capitales y trabajadores.

Juncker señaló que "nos interesa a nosotros y a ellos mantener en cualquier caso al Reino Unido como un aliado fuerte en la OTAN y un fuerte socio en nuestras relaciones, en tanto que país tercero".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha