eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

PNV exige que "se levante el 155 y sus consecuencias", y se abra cauce de diálogo con las instituciones catalanas

Cree que "negar el diálogo" o buscar vías unilaterales "son fórmulas fracasadas"

- PUBLICIDAD -
PNV exige que "se levante el 155 y sus consecuencias", y se abra cauce de diálogo con las instituciones catalanas

El responsable de política institucional del EBB del PNV, Koldo Mediavilla, ha exigido este viernes al Gobierno de Mariano Rajoy "el levantamiento, cuando antes", de la aplicación en Cataluña del artículo 155 de la Constitución, "y sus consecuencias", y que abra "un cauce de diálogo" con las instituciones catalanas. Además, ha considerado que "negar el diálogo" o buscar vías unilaterales "son fórmulas fracasadas", y confía en que se busquen otras "novedosas" que se basen en el pacto y que saquen a Cataluña "del atolladero".

En una comparecencia ante los medios de comunicación celebrada en la sede de Sabin Etxea para evaluar los resultados de las elecciones catalanas, Mediavilla ha insistido en que su partido no negociará los Presupuestos Generales del Estado (PGE) mientras se mantenga "la excepcionalidad" en la Comunidad catalana. "En la medida en que el 155 de la Constitución y sus consecuencias sigan en vigor el PNV no se plantea ni tan siquiera modificar su criterio en tal sentido", ha asegurado.

El dirigente jeltzale ha afirmado que, "quienes pretendían que el 21 de diciembre el independentismo catalán quedara sepultado bajo la Constitución y el 155, se han equivocado en sus previsiones y la realidad ha sido bien distinta".

"Se buscaba, de forma indisimulada, que la llamada mayoría silenciosa hiciera bascular la política catalana hacia el unionismo y es evidente que esto no ha sido así. Con una participación histórica, muy difícil de superar, las cosas están como estaban ayer por la mañana, es decir, una mayoría de casi 2,4 millones de catalanes quiere decidir su futuro", ha indicado.

Además, ha explicado que, de ellos, más de dos millones "han optado por la República catalana", aunque también cree necesario reconocer "que hay 2,2 millones de catalanes que han apoyado a opciones no independentistas". "Ésta es la foto con la que la clase política de Cataluña, pero, sobre todo, la española, tiene que buscar soluciones para que la sociedad catalana encuentre un marco político y jurídico satisfactorio", ha apuntado.

A su juicio, "queda demostrado que ni el 155, ni la disolución del Parlament, ni las destituciones del Govern, ni los enjuiciamientos, ni las acciones policiales, ni el forzar el normal funcionamiento de las instituciones, son soluciones válidas".

Por ello, cree necesario que haya "actitudes y propuestas políticas nuevas". "Parece claro que el sentimiento nacional catalán reclama su reconocimiento y que una importante mayoría de la sociedad catalana ha expresado nuevamente su voluntad de querer decidir su futuro político libre y democráticamente", ha manifestado.

EL FIN DE LAS POLÍTICAS DE EXCEPCIÓN

Koldo Mediavilla considera, asimismo, que "ha llegado el momento de poner fin a las políticas de excepción, de eliminar la excepcionalidad contra Cataluña". "También es momento de eliminar las políticas que nunca hemos compartido y a las que siempre nos hemos opuesto", ha dicho, para exigir "el levantamiento, cuanto antes, del artículo 155 de la Constitución y de sus consecuencias".

En este sentido, el PNV ha instado al Gobierno del Estado a que "abra un proceso de diálogo con las instituciones catalanas resultantes de este proceso electoral". También ha felicitado al pueblo catalán por "el civismo" que han demostrado en la jornada electoral "histórica, marcada por una gran movilización social".

A su entender, de esta manera, se ha constatado que, "quienes apelaban a una presunta 'mayoría silenciosa' como refugio de su legitimidad de equivocaban a la hora de interpretar la voluntad íntima de los catalanes".

"Cataluña ha expresado nítidamente su pluralidad. Esperamos que las formaciones políticas del Estado español sepan reconocerla, respetarla y atenderla. Es hora ya de hacer política con mayúsculas, de hacer frente a los problemas y tratar de resolverlos, no de esquivarlos o negarlos, y mucho menos de pretender zanjarlos mediante medidas excepcionales o de fuerza que hoy más que nunca se han demostrado ineficaces y perniciosas para la convivencia y la democracia", ha indicado.

FORMULACIÓN DE GOBIERNO

El dirigente jeltzale ha rechazado entrar a valorar "qué formulación de Gobierno sería la más lógica para el caso catalán". "Siempre hemos manifestado nuestro respeto a las decisiones que las propias formaciones políticas catalanas desarrollen en su ámbito territorial. Creemos que hay partidos que están legitimados para intentar forzar una situación de Gobierno, pero nosotros respetaremos cualquiera de las decisiones que se apliquen".

En cuanto a la posibilidad de que se produzca una situación de 'empate infinito', ha señalado que "las decisiones que hasta ahora se han ido tomando", como "negar el diálogo, forzar posiciones con una excepcionalidad política o, desde el otro punto de vista, buscar vías unilaterales que no tienen un respaldo social suficiente, son fórmulas fracasadas".

Por ello, ha abogado por "fórmulas novedosas que corresponderá a las propias formaciones catalanes encontrarlas, pactarlas a través de la aplicación del diálogo, elemento fundamental de cara al futuro". De esta forma, confía en que "se pueda sacar del atolladero esta situación". "Corresponde a las formaciones políticas catalanas determinar cuáles son las fórmulas más adecuadas para garantizar la estabilidad de su próximo Gobierno", ha concluido.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha