eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El PP admite que donde no pueda gobernar será un mal resultado y apela al respeto a la lista más votada

Casado ve fundamental que no haya inestabilidad y dice que al PP no le da miedo un "nuevo escenario" que requiera pactos en el ámbito nacional

- PUBLICIDAD -
El PP admite que donde no pueda gobernar será un mal resultado y apela al respeto a la lista más votada

El portavoz del comité de campaña del PP, Pablo Casado, ha admitido que donde su partido no pueda gobernar habrá tenido "un mal resultado", puesto que el PP es un "partido de gobierno", no "bisagra", y ha vuelto a apelar a que se permita gobernar a la lista más votada.

A su juicio, lo principal es que el resultado no traiga "ingobernabilidad e inestabilidad en España porque aunque la crisis está encauzada es la principal prioridad y hay que seguir trabajando".

Preguntado si el mal resultado puede suponer cambios internos en el PP, el dirigente 'popular' ha replicado que el PP ya ha ido renovando sus estructuras y que ahora afrontan las generales con "humildad" y habiendo comprendido el mensaje de que habrá autonomías y ayuntamientos más plurales y que la búsqueda de consenso será fundamental.

Sin embargo, cree que en el Congreso de los Diputados eso no sería nuevo, puesto que de 11 legislaturas democráticas en 7 han hecho falta pactos y el PP ha sabido pactar. "No nos da ningún miedo este nuevo panorama, queremos que haya estabilidad, gobernabilidad y una capacidad e hacer gobiernos de la mayoría que espero que la izquierda esté a la altura para mantenerlo y para respetarlo", ha remachado.

En declaraciones a la Cope recogidas por Europa Press, Casado ha destacado que, pese a la crisis económica, el PP sigue siendo primera fuerza en 40 capitales de provincia y el partido más votado en 27 provincias y en 9 de las 13 comunidades autónomas.

De cara a las elecciones generales, ha hecho hincapié en que el resultado de municipales no suele trasladarse directamente, y ha puesto como ejemplo la victoria por escaso margen del PP en las municipales de 1999 y su amplia mayoría absoluta en el Congreso un año después.

REAPARECEN LOS BLOQUES DE IZQUIERDA

A su juicio, después del 24M se ha "desvanecido" el discurso que destacaba "la dicotomía entre lo viejo y lo nuevo, arriba y abajo y el fin de la izquierda y la derecha", porque se empiezan a vislumbrar "bloques de izquierda".

Sin embargo, ha insistido en su tesis de que los españoles tienen recientes las "experiencias fallidas" de gobiernos formados por múltiples partidos y por eso cree que debería gobernar la lista más votada. Es más, ha defendido que el PP ha sabido alcanzar acuerdos para conseguir gobernabilidad y estabilidad en el pasado. Según ha dicho, donde el PP logre mayoría para gobernar se seguirá "dejando la piel para sacar a España de la crisis".

Casado ha explicado que en los ayuntamientos es frecuente que acabe gobernando el candidato más votado pero en las comunidades autónomas el aspirante a presidente tiene que conseguir mayoría absoluta y por eso "cada uno tiene que retratarse". Así, Podemos tendrá que decidir si apoya a un PSOE al que ha tachado de "casta" y el PSOE también tiene que aclarar si apoyará a los de Pablo Iglesias.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha