eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El PSE, dispuesto a hablar "con todos, especialmente con el PNV", auque no cree "posible" pactar con EH Bildu y PP

Morales afirma que el PSE-EE "no se ve en el mismo barco" con EH Bildu para "echar a Maroto" de la alcaldía

- PUBLICIDAD -

El secretario de Organización del PSE-EE, Miguel Ángel Morales, ha afirmado que su partido está dispuesto a hablar con todas las formaciones políticas para garantizar la gobernabilidad en las distintas instituciones, pero "especialmente con el PNV" y ha adelantado que no cree posible alcanzar pactos con EH Bildu y PP.

Morales ha realizado esta reflexión en una rueda de prensa celebrada en Bilbao para evaluar los resultados electorales tras la Comisión Ejecutiva de Euskadi, que, en su reunión de este martes, confirmó la "buena tendencia" del escrutinio del pasado domingo.

El responsable de Organización ha manifestado que "ha quedado claro" que la ciudadanía quiere "diálogo, consenso y acuerdos entre diferentes" y ha asegurado que se abre un nuevo escenario, en el que el PSE actuará "con responsabilidad".

"GARANTIZAR LA GOBERNABILIDAD"

En este sentido, ha manifestado que los socialistas son partidarios de garantizar la gobernabilidad de las instituciones porque, con "gobiernos fuertes" se sentarán "las bases para hacer las políticas que venimos reclamando desde hace tiempo". Por ello, ha defendido la necesidad de contar con gobiernos "estables".

Morales ha indicado que todavía no han empezado los contactos con las distintas formaciones de cara a la gobernabilidad de las instituciones y ha afirmado que el PSE-EE está dispuesto a hablar con todos los partidos y "especialmente" con el PNV.

En este sentido, ha señalado que el PNV y el PSE-EE tienen una "larga trayectoria de acuerdo", -aunque también ha habido "desacuerdos"- y los socialistas no descartan seguir avanzando en esa línea.

El responsable de Organización ha reconocido que no cree "que sea posible" llegar a acuerdos con EH Bildu o con el PP, aunque en los últimos cuatro años haya habido acuerdos "puntuales" de gestión. "Será difícil", ha apuntado.

Sobre si se decantarían por acuerdos de legislatura o gobiernos de coalición, Morales ha señalado que, primero, deberán "empezar a hablar" y después "ya veremos". También ha respondido con un "ya se verá" tras ser preguntado si el PSE y el PNV podrían llegar a acuerdos para arrebatar ayuntamientos a Bildu.

"PRIORIDADES"

Morales ha señalado que, en los acuerdos que puedan alcanzarse, darán prioridad a las políticas que están dirigidas a "salir de la crisis, a favorecer el empleo y luchar contra las desigualdades".

En este sentido, ha adelantado que plantearán que es "imprescindible" que las políticas de todas las instituciones tengan "como prioridad absoluta" cuestiones que "preocupan" a los ciudadanos como una fiscalidad "justa", la lucha contra el fraude, unas instituciones "cercanas", un país "igual para todos", la solidaridad "con el que menos tiene", empleo "justo y de calidad", honestidad y transparencia.

Según ha indicado, todas estas premisas estarán presentes en las conversaciones que están dispuestos a abrir con el PNV y otras formaciones. Morales ha asegurado que el objetivo de los socialistas será "dar respuesta" a los problemas de la ciudadanía como son el paro, la "falta de oportunidades", la "creciente" desigualdad, los recortes de los servicios públicos, o las "dificultades" para acceder a una vivienda. A su juicio, estos son los "desafíos" que tiene Euskadi y "sobre ellos, será sobre los que alcanzaremos acuerdos los socialistas".

VITORIA

Respecto al ofrecimiento de EH Bildu para impedir que Javier Maroto vuelva a ser alcalde de Vitoria, ha afirmado que "el PSE no se ve en el mismo barco" con la coalición soberanista "para echar a Maroto", aunque el candidato popular "igual se tiene merecido no ser alcalde".

Morales también se ha referido a la situación en Barakaldo, donde por más de medio centenar de votos, el PNV ha sido más votado que en el PSE-EE, y ha señalado que, a la espera del recuento definitivo, esperan seguir siendo la primera fuerza y mantener la alcaldía. Morales no ha querido desvelar si, de confirmarse el escrutinio, renunciarían a la alcaldía o Barakaldo podría ser 'moneda de cambio' en las negociaciones con PNV.

En todo caso, ha señalado que seguirán trabajando "con responsabilidad" y a favor de los ciudadanos en este municipio, algo que, según ha dicho, "harán en todas las instituciones, estemos en el gobierno o en la oposición".

Sobre la situación en Andoain, donde el PNV y el PSE podrían unir fuerzas para impedir que gobernara EH Bildu, ha manifestado que los resultados del domingo dan "una mayoría de cambio" y ha indicado que la coalición soberanista, tras ostentar la alcaldía durante cuatro años, "ha perdido muchos apoyos"

"A las instituciones vascas que, durante cuatro años no han tenido una estabilidad y gobiernos fuertes, le hace falta eso, no solo en Andoain sino en otros muchos municipios".

ANÁLISIS DATOS

Morales ha hecho un análisis de los datos del pasado domingo del PSE-EE y ha indicado que, aunque les hubiera gustado tener "más votos", están "contentos" porque son la tercera fuerza en Euskadi con 158.000 apoyos.

El dirigente socialista ha indicado que los votos obtenidos por el PSOE van a permitir formar gobiernos en "numerosas" comunidades y ayuntamientos y auguran una "victoria" del partido en las próximas elecciones generales.

Morales ha señalado que el PSE es la "principal referencia de la izquierda no nacionalista", en un "escenario totalmente fragmentado" con la irrupción de nuevas fuerzas y las "heridas de la crisis todavía abiertas.

El responsable de Organización ha añadido que los 204 concejales y 21 junteros obtenidos en las tres Juntas "abren la puerta" a configurar gobiernos municipales y forales con "nuevas mayorías".

Morales ha destacado que han sido la principal fuerza en nueve municipios, seis en los que ya gobernaban, y considera que este apoyo es una "respuesta clara" a las políticas que han impulsado los alcaldes socialistas para fomentar el empleo y sostener los servicios públicos. Además, ha añadido que son la segunda fuerza en otros siete municipios y ha subrayado, "de forma especial" sus resultados en Guipúzcoa.

El dirigente socialista ha manifestado que en una campaña "polarizada por PNV y Bildu" el PSE-EE ha logrado mantener su "influencia" y su condición de "eje central" en el Territorio.

"SALIDA DE BILDU"

Morales ha apuntado que este domingo se ha abierto "la puerta" para la salida de Bildu de la Diputación de Guipúzcoa, del Ayuntamiento de San Sebastián y de otros municipios. El dirigente del PSE-EE cree que es "algo importante" tras el "caos y el desgobierno" en el que habían sumido las instituciones que gobernaban.

A su juicio, la sociedad guipuzcoana reclamaba un cambio tras cuatro años de "confrontación, imposición y parálisis institucional". "Los 21.000 votos perdidos por Bildu son un claro mensaje de rechazo a quien no ha sabido labrar consensos y se ha opuesto a todas las iniciativas transformadoras". Morales ha indicado que, por su parte, los socialistas se han logrado "mantener firmes", a pesar de los "malos augurios".

En relación al retroceso del PSE-EE en Vizcaya y, en concreto, en la Margen Izquierda, ha reconocido que "posiblemente" no han sido los "mejores" resultados, lo que les llevará a hacer un "análisis más profundo, con más tiempo" y "se tomarán las medidas que se tengan que tomar".

Preguntado por esas posibles medidas, ha afirmado que "posiblemente" habrá que "hacer cambios" y "se verá con el tiempo", ya que ha indicado que la Ejecutiva de Vizcaya, así como la de Euskadi y la del resto de territorios llevan solo ocho meses, por lo que son ejecutivas renovadas. "No es un trabajo a corto plazo, sino a medio y largo plazo, y habrá que ir tomando las medidas que cada Ejecutiva considere en cada momento", ha añadido.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha