eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Page, sobre la cena con Iglesias: ¿Cómo iba a desconfiar de Zapatero y Bono, los que más avales recogieron para Sánchez?

Dice al PSOE que no puede pelear por ser segundo o tercero y confía en una victoria en Andalucía que haga de rompeolas y acabe con el pesimismo

- PUBLICIDAD -
Page, sobre la cena con Iglesias: ¿Cómo iba a desconfiar de Zapatero y Bono, los que más avales recogieron para Sánchez?

El secretario general del PSOE de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha reiterado este viernes su apoyo al líder de su partido, Pedro Sánchez, y ha desvelado además que el expresidente José Luis Rodríguez Zapatero y el exministro José Bono "fueron seguramente los que más avales recogieron para Pedro Sánchez en las primarias".

García-Page se ha expresado así, en una entrevista en RNE recogida por Europa Press, en la que ha vuelto a referirse a la cena que compartieron los dos exdirigentes socialistas y él mismo con el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, y su 'número dos', Íñigo Errejón.

Sánchez conoció esa cena a posteriori, aunque Page ha asegurado que él dio "por hecho absolutamente que la información circulaba" y que no podía "desconfiar" de que la cita implicase "algún tipo de problema político" viniendo de quienes "más se movieron" en favor del actual secretario general.

También ha insistido en que fue un encuentro en el que había que tener "cautela" de no hablar como representantes de partidos políticos y que fue un encuentro personal entre "quien ha sido presidente del Gobierno" y quien "en 20 días ha pasado de que no le conozca nadie a que le paren por la calle".

EN EL PSOE "HAY MÁS FEELING DEL QUE PARECE"

El también alcalde de Toledo ha asegurado que entre los dirigentes socialistas "hay más feeling del que parece". Además, cree que el PSOE "tiene que tener relativa paciencia para que el cambio operado en su secretario general dé resultado", porque "no se trata de producir un cambio drástico, sino de ir convenciendo" en un momento en que la sociedad está "hiperpolitizada" y busca "mucho diálogo".

A su juicio, Sánchez está "haciendo las cosas bien" y más si se compara con la situación de "turbulencias" que se encontro, no ya en el PSOE sino en la "realidad política" en general. "Lo está haciendo a satisfacción de la inmensa mayoría", ha dicho, recordando que todos los líderes del PSOE han sufrido turbulencias internas.

Es más, ha avisado de que salvo en 1982 todos los cambios políticos en España han sido "para quitar al que está" y "subestimando al que venía", así que Sánchez puede tener como "aliado táctico" que se le subestime. "Sería aburdo --ha dicho sin embargo--, por lo que le conozco tiene una fuerza interior que le va a permitir atravesar perfectamente el oleaje".

También ha recordado que nada más ser elegido Pedro Sánchez él dijo tener la intuición de que sería el único aspirante del partido a ser candidato a la Moncloa.

Ante la emergencia de Podemos en las encuestas --el barómetro del CIS sitúa a los de Pablo Iglesias por delante del PSOE--, Page ha avisado de que "el PSOE no puede estar peleándose por ser segundo o tercero", sino que "tiene que aspirar a ser primero con diferencia".

Y además, cree que hay diferencia entre "el voto telefónico" que se anuncia en las encuestas y el voto real en las urnas, y está convencido de que en España perviven las mismas "corrientes de fondo que han sostenido el país", a pesar de que ahora haya "corrientes de superficie que arrastran", como es el caso de Podemos.

Page asume que el nuevo partido ha arrastrado incluso a ex militantes del PSOE, pero defiende que el nuevo partido "promete arreglas una serie de problemas creando otros bastante mayores".

En todo caso, el dirigente socialista, que será candidato a la presidencia de Castilla-La Mancha, cree que en el PSOE "cambiará el ambiente" cuando Susana Díaz gane las elecciones en Andalucía, algo de lo que está convencido.

A su modo de ver, esa victoria, que sería la primera del PSOE en dos años y medios, "actuará de rompeolas de una inercia de pesimismo o de incertidumbre electoral" y será positivo para todo el partido.

UNA VICTORIA DE DÍAZ NO CREARÍA PROBLEMAS ORGÁNICOS

Y además, ha defendido que esa victoria no crearía "ningún tipo de problema orgánico" en el PSOE porque Díaz, "que pudo ser secretaria general de manera clara y evidente" ha dicho que su compromiso es Andalucía y lo está "revalidando abordando un proceso electoral al que no estaba obligada" salvo por la "inestabilidad" de su gobierno.

Preguntado si cree que Díaz se quedará en Andalucía, ha recalcado que "ese es su compromiso" y que ella es una persona que presume de hablar claro y sin ambigüedad y de cumplir sus compromisos. "Podría ser muchas cosas, podría ser presidenta del Gobierno, porque capacidad no le falta, pero ese no es el debate", ha dicho.

Es más, ha defendido que a Sánchez tampoco le falta esa capacidad y que él desearía que en el partido hubiera ocho o 10 personas con capacidad "no de pelearse pero sí de optar" a la Presidencia.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha