eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Pere Pujol niega que sean un clan y matiza a su madre sobre su nivel de vida

- PUBLICIDAD -

El empresario Pere Pujol ha afirmado hoy que los Pujol no son un "clan", sino una familia "bien avenida" que comparte "principios y valores", aunque ha reconocido que su madre estuvo "poco afortunada" al hablar sobre el nivel de vida de sus hijos: "es obvio que no voy con una mano detrás y otra delante".

En una comparecencia en la comisión del Parlamento catalán que investiga la fortuna oculta por la familia Pujol, el hijo del expresidente de la Generalitat Jordi Pujol ha matizado las afirmaciones de su madre, Marta Ferrusola, que el pasado lunes sostuvo que sus hijos "van con una mano detrás y otra delante" y que no tienen "ni un duro" en el extranjero.

Pere Pujol ha admitido hoy que las palabras de su madre fueron "poco afortunadas", pero lo ha justificado porque ella no está acostumbrada a hablar en actos públicos.

"A mí esta situación no me es cómoda, no estoy acostumbrado que pongan en duda mi actividad profesional, pues imagínese mi madre, que está fuera del circuito político" y que piensa "en el global de la familia", ha razonado Pere Pujol.

"Es obvio que no voy con una mano delante y otra detrás o que no tenga ni un duro", ha añadido el hijo de Jordi Pujol, quien sin embargo ha apuntado que todo este asunto puede afectar a su capacidad de lograr contratos para su empresa.

"No somos un clan. Somos una familia bien avenida", ha insistido Pere Pujol, que ha destacado que sus padres y sus siete hermanos comparten "principios y valores", pero que cada uno se ha "espabilado" por su cuenta y han tenido trayectorias profesionales y políticas diferentes.

Pere Pujol ha defendido a su padre, al considerar que actuó "correctamente" porque "seguramente no tenía muchas más opciones" que regularizar y confesar el supuesto legado, del que ha subrayado que sólo eran beneficiarios su madre y sus hermanos.

Además, ha reconocido que es "obvio" que ha defraudado a Hacienda, al mantener oculta durante años su parte del supuesto legado de su abuelo Florenci, pero ha subrayado que ha regularizado sus fondos pagando una multa "monumental", de entre el 40 y el 50% del capital, aunque "esto no es una excusa".

Sobre su fortuna oculta en Andorra, ha reconocido que hizo compraventa de acciones y que las ordenaba personalmente desplazándose a este pequeño país pirenaico, aunque sólo una vez viajó con su madre y para esquiar.

También ha negado haber recibido un trato de favor por parte de la Generalitat en la contratación de servicios a su empresa -"pienso que he tenido el mismo trato que mi competencia", ha remarcado- y ha retado a los diputados a explicarle un sólo trabajo que no acabe teniendo una relación con la administración.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha