eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Regresa el presidente depuesto de Mali tras seis años de exilio en Senegal

- PUBLICIDAD -
Regresa el presidente depuesto de Mali tras seis años de exilio en Senegal

Regresa el presidente depuesto de Mali tras seis años de exilio en Senegal

Miles de malienses recibieron hoy al expresidente Amadou Toumani Touré en su llegada al aeropuerto de Bamako, tras casi seis años de exilio en Senegal, después del golpe de Estado de 2012 que causó su derrocamiento.

Según pudo constatar Efe en el lugar, miles de partidarios del presidente depuesto se congregaron en el aeropuerto y en sus inmediaciones con banderas y retratos de Touré, mientras coreaban su nombre y le daban la bienvenida.

Touré, acompañado de su esposa y sus dos hijas, llegó al mediodía al aeropuerto de Bamako a bordo de un avión presidencial enviado por el presidente actual, Ibrahim Boubacar Keita.

Tras ser recibido por Keita y miembros del Gobierno maliense, Touré agradeció al actual presidente por su "implicación personal" en su retorno, a los altos responsables y personas que le recibieron y a la hospitalidad de los senegaleses durante su exilio.

"Con mucha emoción regreso a mi país de origen. Permítanme que dedique un pensamiento piadoso por las víctimas civiles y militares malienses y extranjeros de una guerra injusta y cruel que nos fue impuesta tantos años", dijo en primeras declaraciones tras su llegada.

Fuentes gubernamentales explicaron a Efe que Touré volverá otra vez a Dakar antes de regresar en los próximos días de forma definitiva a su país a la espera de acabar unas formalidades administrativas y prepararle un domicilio.

Muchos de los partidarios de Touré agrupados en partidos políticos y organizaciones de la sociedad civil que constituyen actualmente el principal frente de oposición política consideran que el retorno de Touré servirá de contrapeso del poder político y será un mensaje de reconciliación.

No obstante, varios observadores dudan del impacto que tendrá su vuelta en el proceso de reconciliación nacional que, según ellos, está lejos de alcanzarse debido a la inseguridad y la amenaza terrorista que sacude el norte y centro del país por la no aplicación hasta ahora de los dispositivos del Acuerdo de Paz intermaliense firmado en 2015.

Entre estos dispositivos figura la entrega de armas por parte de los grupos rebeldes que operan en el norte del país y la vuelta de las instituciones del Estado al norte del país, controlado por grupos rebeldes Tuareg.

Otro dispositivo está relacionado con la reparación judicial de los casos de torturas y desapariciones de civiles y militares que fueron denunciados tras las hostilidades desatadas después del golpe de Estado del 22 de marzo de 2012.

Tras aquel golpe, un cuerpo de paracaidistas o "boinas rojas", fieles a Touré, protagonizó el 30 de abril de 2012 un fracasado contragolpe que degeneró en enfrentamientos entre los "boinas rojas" y los "boinas verdes", fieles al general Amadou Sanogo, que dirigió el golpe de Estado contra Touré y que actualmente se encuentra en la cárcel.

El abogado y politólogo maliense Cheick Oumar Konare cree que la reconciliación nacional en Mali debe igualmente pasar por la liberación del general Sanogo y otros militares golpistas.

"¿No es el momento de encontrar una solución política a la división del Ejército? ¿No supone un riesgo grave para la paz social que vuelva Touré a un país donde están detenidos aquellos que lo derrocaron ayer?", reflexionó.

Touré, de 69 años, lideró un golpe de Estado 1991 contra el régimen de Moussa Traoré y dirigió el país durante un período de transición hasta junio de 1992 cuando se organizaron elecciones presidenciales que fueron ganadas entonces por Alpha Oumar Konare.

En 2002, Amadou Touré volvió al escenario político y ganó las elecciones presidenciales y desde entonces permaneció en el poder hasta que fue derrocado por el golpe de Estado de 2012.

Touré fue considerado por varios observadores como un hombre "próximo" a todas las clases sociales y durante su mandato contó con la simpatía de las capas más desfavorecidas, pero sus detractores criticaron su gestión de la crisis del norte del país.

La vuelta de Touré fue precedida por unas gestiones legales emprendidas en 2014 por los partidos de la oposición y organizaciones de la sociedad civil, que dos años después en octubre de 2016 convocaron una marcha pacífica en Bamako para reclamar, entre otras reivindicaciones, el retorno de Touré.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha