eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Revilla cree que con una circunscripción electoral única "habría sorpresas conmigo"

- PUBLICIDAD -
Revilla cree que con una circunscripción electoral única "habría sorpresas conmigo"

Revilla cree que con una circunscripción electoral única "habría sorpresas conmigo"

El expresidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, asegura que no opta a la presidencia del Gobierno porque la actual Ley Electoral le impide conseguir unos buenos resultados, aunque advierte de que sería distinto de existir una circunscripción electoral única: "Habría más de una sorpresa conmigo".

"Soy una persona que sin tener ataduras ni promociones de los poderes financieros he llegado, que no es poco, desde un pueblo de Cantabria a ser presidente de mi comunidad autónoma", señala en una entrevista con Efe con motivo de la publicación de su libro "La jungla de los listos", editado por Espasa.

Aún así, no va a presentarse a las elecciones generales -dice que a los "problemas" con la Ley Electoral tiene que añadir su edad, 70 años-, aunque reconoce que no son pocos los que se lo reclaman.

A ellos, afirma, no es capaz de "hacerles entender que es imposible" debido a la legislación electoral, que le impide, dice, que le voten fuera de su tierra.

"Es imposible, aquí hay un defecto, la gente vota diputados, no presidente como EEUU, Francia, Alemania o Rusia", lamenta.

Cerrado el camino hacia La Moncloa, Miguel Ángel Revilla combina en la actualidad la política regional -ya que sigue siendo diputado en el Parlamento de Cantabria- con el oficio de escritor.

Tras "Nadie es más que nadie", acaba de publicar su segundo libro, titulado "La jungla de los listos", con la actual situación económica y política como protagonista.

"Yo garantizo a quien lea los dos libros que no le vuelven a engañar cuando hablen en simulado o en diferido", afirma.

En esta segunda obra ha buscado explicar quien está detrás de la crisis, porque asegura que en España no ha ocurrido "nada especial", ningún desastre natural o enfrentamiento militar, que la justifique.

Ni siquiera ha habido, dice, como ocurría "antiguamente", una de "esas plagas que llamaban bíblicas, las famosas langostas", que haya lastrado la producción agrícola, sino que los orígenes y los culpables hay que buscarlos entre los más poderosos.

"Es una crisis originada para que los que la han creado se hagan mas ricos, puedan tener a gente trabajando más barato, puedan comprar edificios a mitad de precio y puedan comprar en bolsa acciones de empresas que antes costaban 100 y ahora valen 50", recalca.

Revilla no confía en que haya una "reacción a nivel mundial" contra quienes señala como culpables, aunque asegura que bastaría con que los miembros del G20 legislaran contra los paraísos fiscales, una medida que "hasta el Papa Francisco está reclamando".

Si esto no ocurre es, en su opinión, porque "esos dirigentes están al servicios de los grandes capitostes que reúnen cantidades ingentes de dinero, que controlan las agencias de rating y los grandes medios de comunicación mundial".

El ex presidente cántabro es también pesimista en lo que se refiere a la economía española, donde no vaticina una recuperación del empleo durante 2014 ni la vuelta a los niveles previos a la crisis hasta dentro de "muchísimos años".

"Tampoco hay que cargarle el muerto a Mariano Rajoy", dice, ya que según Revilla quien tiene que "abrir la mano" es la presidenta alemana, Ángela Merkel, a quien en la portada del libro aparece tirando de las orejas.

Asegura que ella es quien tiene que decir "ya está bien", y decidirse por invertir en I+D, en energías renovables y en infraestructuras: "Todo depende de esa señora, esa señora tiene la clave", apostilla.

Para revertir la situación económica y política actual, Revilla también pone el foco en la importancia de los movimientos sociales, ya que considera que tienen un enorme poder que se incrementa "cada día más" gracias, en parte, a las redes sociales.

Liderar esos movimientos ciudadanos que inicien un cambio corresponde, señala, a alguien "que no pertenezca a ningún partido", una especie de José Luis Sampedro, "un sabio loco", como califica al desaparecido escritor.

Eso sí, los pasos a dar por ese líder ciudadano, el "programa" que tendría que seguir, las "10 o 12 cosas" que deberían hacerse para salir de la crisis se las reserva para su tercer libro, para el que no habrá que esperar mucho: "Ya lo tengo en la cabeza".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha