eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Riad abre la puerta a una nueva tregua en Yemen, mientras continúan los choques

- PUBLICIDAD -
Riad abre la puerta a una nueva tregua en Yemen, mientras continúan los choques

Riad abre la puerta a una nueva tregua en Yemen, mientras continúan los choques

Arabia Saudí abrió hoy la puerta a una nueva tregua humanitaria en el Yemen, donde se han reanudado los combates entre los rebeldes hutíes y las fuerzas leales al presidente, Abdo Rabu Mansur Hadi, así como los bombardeos de la coalición liderada por Riad.

El ministro saudí de Exteriores, Adel al Yobeir, aseguró hoy que el respeto del cese de hostilidades por parte de los países de la coalición militar está vinculado al compromiso de los rebeldes hutíes y de sus aliados a no quebrantarla.

Las declaraciones de Al Yobeir se produjeron poco después de que concluyera la tregua de cinco días anunciada el pasado día 12 y que llegó a su fin anoche a las 23.00, hora local yemení (20.00 GMT).

Ayer, horas antes de que venciera la tregua pactada, el enviado especial de la ONU para Yemen, Ismail Uld al Sheij Ahmed, pidió en vano desde Riad a las partes implicadas en el conflicto su renovación por otros cinco días.

El portavoz de las Fuerzas Armadas yemeníes, general Sharaf Luqman, leal a los hutíes, se pronunció a favor de esta opción, que hoy parece también barajar Riad.

"Nosotros tratamos positivamente con cualquier iniciativa que cese la agresión contra el pueblo yemení. Por nuestra responsabilidad patriótica y ética hacia nuestra gente, damos la bienvenida al llamamiento del enviado de la ONU", subrayó el alto mando.

Luqman también acusó a la coalición de "permanentes violaciones desde el inicio de la tregua" y pidió que se levante el bloqueo marítimo y aéreo al Yemen.

Los cinco días de armisticio acordados por la coalición y las milicias hutíes no fueron suficientes para hacer llegar la ayuda humanitaria a la población civil atrapada en el conflicto, ni tampoco fueron totalmente respetados por las partes, que se han acusado mutuamente de violarlo.

El jefe de la diplomacia saudí, por su parte, tras mostrarse favorable a una nueva tregua, advirtió de que los países de la coalición responderán con firmeza si los rebeldes continúan violando la tregua e impidiendo la llegada de ayuda humanitaria.

Para Al Yobeir, el alto el fuego no consiguió sus objetivos porque los rebeldes hutíes y sus aliados se hicieron con los alimentos, los medicamentos y el combustible e impidieron que llegara a las personas necesitadas.

Agregó que los países de la coalición respetaron la tregua por su determinación a ayudar al pueblo yemení y a aliviar su sufrimiento, e hizo hincapié en que Riad y sus aliados realizaron un gran esfuerzo para hacer llegar las ayudas en un tiempo récord, por vía aérea y marítima.

Además, reiteró que las acciones militares de los hutíes, desde el primer día del alto el fuego, en las proximidades de las fronteras saudíes supusieron una clara violación de la tregua.

La coalición internacional contra los hutíes reanudó anoche, inmediatamente después del fin del alto el fuego, los ataques aéreos contra las posiciones de los hutíes, especialmente en la ciudad meridional de Adén.

En esta ciudad y en Taiz, los enfrentamientos entre los rebeldes chiíes y los milicianos leales al presidente Hadi se intensificaron.

Según informaron a Efe testigos locales, los hutíes dispararon proyectiles de mortero contra la avenida Gamal Abdel Naser, la principal de Taiz, lo que causó varios heridos.

El ataque fue lanzado desde un cuartel bajo control de la milicia chií, que domina la periferia de Taiz, mientras que las fuerzas rivales se encuentran en el centro de la urbe.

Los enfrentamientos entre ambos bandos no habían cesado ni en Taiz ni en Aden durante la tregua, pero con el fin, anoche, del armisticio, han vuelto a rebrotar con gran intensidad.

Según la Oficina para la Coordinación de Asuntos Humanitarios de Naciones Unidas (OCHA) cerca de doce millones de personas necesitan ayuda urgente en el Yemen. Una ayuda que, tal y como sostienen desde la OCHA, no se puede repartir en tan solo cinco días.

Ante el bloqueo de la situación, Ali Naser Mohamed, expresidente de la República Democrática Popular del Yemen (Yemen del Sur, 1967-1990), propuso una nueva iniciativa, de diez puntos, para resolver el conflicto actual en el Yemen.

En un comunicado difundido hoy, Naser Mohamed explicó que en primer lugar debe acordarse "un cese inmediato de la guerra" e insistió en que la tregua humanitaria debería ser "la base" de un alto el fuego permanente.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha