eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Sánchez se ve candidato de las bases y el único capaz de unir a la izquierda

- PUBLICIDAD -
Sánchez se ve candidato de las bases y el único capaz de unir a la izquierda

Sánchez se ve candidato de las bases y el único capaz de unir a la izquierda

El ex líder del PSOE Pedro Sánchez ha cerrado hoy la campaña de las primarias con críticas a Susana Díaz, a quien ha acusado de querer "esconder" a las bases, y se ha erigido en el candidato que "rescatará" a los militantes de la abstención a Rajoy y en el único capaz de unir a la izquierda.

Sánchez ha protagonizado un multitudinario acto en el parque de Berlín de Madrid ante militantes y simpatizantes llegados desde diversos puntos del país, entregados por completo a su causa.

No han querido perderse la cita todos los dirigentes destacados de su candidatura, desde el secretario general de los socialistas valencianos, José Luis Ábalos, hasta el alcalde de Valladolid, Óscar Puente; pasando por los ex ministros Josep Borrell, Cristina Narbona y Beatriz Corredor, y los diputados Odón Elorza, Margarita Robles y Adriana Lastra, entre otros.

"Las victorias que mejor saben son las victorias trabajadas. Hay que sudar la camiseta hasta el minuto 90", les ha dicho a todos ellos para animarles a que apuren las horas que faltan hasta la votación de mañana. "Estamos a las puertas de un nuevo PSOE, el PSOE de la militancia, que va a dejar atrás al PSOE de los notables", ha vaticinado.

En un ambiente festivo, en el que no ha faltado incluso un cañón de confeti, Sánchez no ha ahorrado críticas a su principal adversaria, la presidenta andaluza Susana Díaz, frente a quien se ha autoproclamado como el candidato de la militancia, que rescatará al PSOE de la "tierra de nadie" en la que le situó la abstención.

Las primarias no son, a su juicio, "un ejercicio de suicidio colectivo" en el que se vayan a "matar unos con otros", sino un "ejercicio democrático, libre, transparente", en el que están interesados "millones de progresistas" sin carné socialista.

De hecho, Sánchez ve esta consulta a las bases como la "solución" para "recomponer" la "quiebra" que se produjo en el PSOE entre quienes defendieron la abstención a la investidura de Mariano Rajoy y quienes, como él, defendieron el "no es no".

"Vamos a unirnos gracias al voto de los afiliados", ha pronosticado.

También ha alertado de "los riesgos de involución democrática" de los derechos conquistados hace décadas por la militancia si gana Díaz, que "ha cuestionado" las primarias o las consultas a las bases, unos mecanismos de participación que Sánchez ha prometido plasmar en los estatutos del partido si mañana es elegido secretario general.

"No consultar a la militancia es esconder a la militancia y eso nosotros no lo queremos para el PSOE (...) Lo que tenemos que hacer no es rescatar al PSOE de sus militantes, lo que tenemos que hacer es rescatarle de la abstención del PP, y eso lo tenemos que hacer con nuestro voto", ha subrayado.

Su "primera medida" el día 22, si gana mañana, será abrir las agrupaciones y las casas del pueblo del PSOE incluso a quienes no son afiliados, para "recuperar el pulso perdido tantos años".

Confía Sánchez en que los promotores de la abstención reconozcan ahora que fue "una pésima idea", después de comprobar que Mariano Rajoy no necesitaba al PSOE entonces como no lo necesita ahora para aprobar los presupuestos de 2017 o el decreto de la estiba.

"Nueve meses después aquí estamos, dispuestos a votar y a renovar el PSOE", ha proclamado, antes de arengar a los suyos: "Mañana a votar (...), que nos están esperando millones de progresistas para volver a unir a la izquierda y derrotar a la derecha".

En su ataque a Díaz ha hecho hincapié en la "improvisación" de su proyecto, presentado el miércoles, a cuatro días de las primarias, y el hecho de que pretenda compatibilizar la Secretaría General del PSOE y la Presidencia de la Junta, si gana, al tiempo que ha deplorado el "discurso del miedo" que, según dice, pretende transmitir para que no venza él.

Después de dejar claro que ni España ni el PSOE se romperán si él vuelve a liderar el partido, Sánchez ha considerado que mañana se enfrentan tres candidaturas, pero sólo dos modelos, el suyo y el que, de acuerdo con su criterio, representan Susana Díaz y Patxi López.

Pero, pese a todo, ha asegurado que hay "una única familia, que es la familia del PSOE". "Y todos el 22 de mayo nos vamos poner detrás de quienes vosotros decidáis libremente con vuestro voto".

Ha dedicado también parte de su intervención, precedida por los discursos de varios militantes de base y representantes de Juventudes Socialistas, a criticar a Mariano Rajoy y al PP por la precariedad laboral, la desigualdad y los casos de corrupción.

Como viene haciendo en sus actos de campaña, que se cierran con el himno de "La Internacional", Sánchez ha vuelto a pedir a Rajoy que "no arrastre a España en su caída, que asuma su responsabilidad política por sentido de Estado y que dimita como presidente del Gobierno".

Y en pleno aniversario del movimiento del 15M, ha dicho compartir las demandas de "regeneración insatisfecha" de aquellos indignados.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha