eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Taiwán realiza maniobras navales cerca de Filipinas mientras crece la tensión

- PUBLICIDAD -
Taiwán realiza maniobras navales cerca de Filipinas mientras crece la tensión

Taiwán realiza maniobras navales cerca de Filipinas mientras crece la tensión

Taiwán comenzó hoy maniobras navales cerca de Filipinas para mostrar su determinación a defender a sus pescadores en la zona, tras la muerte de uno de ellos, el 9 de mayo, por los disparos desde una patrullera filipina.

Un destructor tipo Kidd y fragatas Lafayatte participan en las maniobras, en aguas donde se solapan las zonas económicas exclusivas de Taiwán y Filipinas, junto a patrulleras de la Administración de Guardacostas, señala hoy la Marina isleña en un comunicado.

Las fragatas y el destructor partieron el miércoles, de la base naval de Zouying, en la ciudad de Kaohsiung (sur de Taiwán), señaló el Ministerio de Defensa taiwanés en un comunicado.

En las maniobras, las primeras que Taiwán realiza cerca de Filipinas, participarán también helicópteros y aviones de combate.

"El objetivo de estas maniobras es comprobar la capacidad de defensa de los pescadores taiwaneses que faenan en estas aguas", dijo hoy el viceministro de Defensa, Sun Chueh-hsin, a medios isleños.

Estas maniobras forman parte de 11 medidas de represalia de Taiwán por lo que considera "falta de claridad" y "sinceridad" en la disculpa filipina por la muerte del pescador Hung Shih-cheng, de 65 años, por disparos desde una patrullera filipina, a 164 millas náuticas de Taiwán, en aguas donde se solapan las zonas económicas exclusivas de Taiwán y Las Filipinas.

El sábado, el presidente taiwanés, Ma Ying-jeou, dio un ultimátum de 72 horas a las Filipinas para que ofreciese una disculpa formal, realizase una rápida investigación y condenase a los culpables, ofreciese compensación a la familia del pescador difunto e iniciase negociaciones pesqueras con Taiwán.

Finalizado, el plazo, Taiwán consideró que la respuesta filipina era insuficiente y lanzó el miércoles una primera oleada de sanciones, que incluyen la congelación de los ingresos de obreros filipinos, la llamada a consultas de su representante en Manila y el regreso del representante filipino a su país.

Ese mismo día el primer ministro taiwanés, Jiang Yi-huah, anunció una segunda ronda de represalias que incluía las maniobras navales, la emisión de una alerta roja para viajes a Filipinas, la salida de ese país del programa de exención de visados y la suspensión de intercambios económicos, la cooperación bilateral en pesca y ciencia y tecnología y las negociaciones de aviación bilateral.

"Filipinas no ha mostrado la suficiente sinceridad y se ha mostrado vacilante al gestionar este caso, lo que ha hecho que Taiwán tenga que tomar más acciones de represalia," dijo Jiang en rueda de prensa.

Las represalias taiwanesas afectarán fundamentalmente a los 88.000 obreros filipinos en la isla, que necesitan renovar sus contratos cada tres años y que trabajan no sólo en el cuidado de enfermos y labores domésticas sino también en la industria de alta tecnología, donde son muy apreciados por su manejo del inglés y buen nivel académico.

En el área de turismo, en 2012, 212.000 taiwaneses viajaron a Filipinas, de los que un 70 por ciento eran turistas. La Oficina de Turismo de Taiwán calcula que la interrupción del flujo de turistas taiwaneses costará anualmente al país vecino unos 125 millones de dólares.

No se espera que el comercio bilateral, que ascendió a 11.000 millones de dólares en 2012 se vea afectado por la crisis.

Las tensiones entre Taipei y Manila sí pueden debilitar la alianza militar estadounidense en el Pacífico, que cuenta como bases claves a Taipei, Manila, Tokio y Seúl.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha