eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

La UE lamenta que Uganda no haya detenido esta semana al presidente de Sudán

- PUBLICIDAD -
La UE lamenta que Uganda no haya detenido esta semana al presidente de Sudán

La UE lamenta que Uganda no haya detenido esta semana al presidente de Sudán

La Unión Europea lamentó hoy que Uganda no haya cumplido con su obligación de detener esta semana al presidente de Sudán, Omar al Bashir, sobre el que pesa una orden de arresto de la Corte Penal Internacional (CPI) de la Haya, pese a que el dirigente se encontraba en territorio ugandés.

"La UE lamenta que Uganda, miembro de la Corte, no haya cumplido esta semana con su obligación legal, de acuerdo con la resolución 1593 del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, de ejecutar la orden de arresto contra cualquier acusado por la CPI presente en su país", señaló el Servicio Europeo de Acción Exterior en un comunicado.

La UE reitera su apoyo a la CPI y su trabajo por la prevención de crímenes contra a humanidad, crímenes de guerra y genocidio, así como su labor para evitar la impunidad de los autores de tales crímenes.

"La cooperación plena con la CPI es un prerrequisito para su funcionamiento efectivo", añade el comunicado.

Amnistía Internacional (AI) y Human Rights Watch (HRW) urgieron esta semana al Gobierno de Uganda a que detuviese y entregase a la CPI a Omar Hasán al Bashir, quien asistió este jueves a la toma de posesión del presidente ugandés.

Como firmante del Estatuto de Roma, el tratado internacional que llevó a la creación de la CPI y que fue ratificado por el Parlamento ugandés en marzo de 2010, Uganda tiene la obligación de colaborar con esta corte.

Sin embargo, el presidente de Uganda, Yoweri Museveni, ha mostrado en numerosas ocasiones su animadversión a la CPI, a la que acusa -junto a otros líderes del continente- de perseguir injustamente a dirigentes africanos.

Museveni, de 71 años, lleva en el poder desde 1986, y comenzó el pasado jueves un nuevo mandato tras ser declarado ganador de las elecciones del pasado mes de febrero.

Al Bashir ya evitó en junio del año pasado la detención en otro país africano firmante del Estatuto de Roma, cuando viajó a Sudáfrica para participar en una cumbre de la Unión Africana (UA).

Desoyendo una orden de sus propios tribunales, el Gobierno sudafricano no detuvo a Al Bashir y le dejó regresar a Sudán, donde el mandatario presentó la visita a Sudáfrica como una victoria del pueblo sudanés.

La CPI dictó en 2009 y 2010 dos órdenes internacionales de arresto contra Al Bashir, a quien acusa de delitos de genocidio, crímenes de guerra y contra la humanidad supuestamente cometidos en la región de Darfur, en el oeste de Sudán, durante el sangriento conflicto étnico que estalló en 2003 en la zona.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha