eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

UPyD exige al Gobierno resolver los obstáculos que impiden a los emigrantes votar en las elecciones andaluzas

Unión, Progreso y Democracia ha exigido al Gobierno que resuelva los obstáculos que dificultan e incluso impiden que los españoles que viven en el extranjero puedan votar en las elecciones andaluzas del próximo 22 de marzo, y en concreto denuncian que el Censo Electoral de Residentes Ausentes (CERA) en el que están obligados a apuntarse se cerró meses antes de que la presidenta andaluza, Susana Díaz, convocara los comicios.

- PUBLICIDAD -
UPyD exige al Gobierno resolver los obstáculos que impiden a los emigrantes votar en las elecciones andaluzas

En sendas preguntas registradas en el Congreso y en el Parlamento Europeo, el partido magenta señala que, según el procedimiento establecido por el Ministerio de Asuntos Exteriores, los españoles que quieran votar y residan fuera deben registrarse en el Censo Electoral de Residentes Ausentes (CERA), y eso ya supone renunciar a ciertos derechos "como el de recibir asistencia sanitaria pública en España".

Una vez registrados en ese censo como "ausentes", el emigrado ha de solicitar el "ruego" del voto de manera independiente en cada proceso. Ahí es cuando descubre, por ejemplo, que el plazo para inscribirse para votar en las próximas elecciones andaluzas del 22 de marzo expiró el pasado 1 de noviembre, dos meses antes de que Susana Díaz anunciara la convocatoria de los comicios, y en caso de no estar inscrito en el CERA ya no podrá votar.

UPyD se teme que estos problemas se reproduzcan en las elecciones autonómicas de mayo, por lo que también pide saber "cuando expira la fecha" para solicitar el voto de cara a esos comicios locales.

SOLUCIONES INMEDIATAS

Ante este panorama, UPyD exige "soluciones inmediatas" para garantizar el derecho a voto de los españoles residentes en otros países y salvar los "obstáculos" para poder votar con el complejo sistema puesto en marcha por el Ministerio de Asuntos Exteriores.

"Al Gobierno español se le llena la boca diciendo que quiere que la gente ejerza sus derechos políticos y su derecho al voto --señala Maite Pagazaurtundua, portavoz de UPyD en el Parlamento Europeo--. Y sin embargo, en el caso del voto de los residentes extranjeros nos damos cuenta de que todo son obstáculos. Es hora de pasar de las palabras a los hechos, y si no, deberemos denunciar la negligencia y la tomadura de pelo".

Y es que, según recuerda UPyD, la participación electoral de los emigrantes se ha reducido "drásticamente" desde que se implantó el la exigencia del 'voto rogado' en la reforma que promovieron PP, PSOE y los nacionalistas de CiU y PNV. Así, frente al 31,74% de participación en las elecciones generales del año 2008, en las de 2011 votó el 4,95%; y frente al 14% de participación de residentes en el extranjero en las elecciones al Parlamento Europeo de 2009, en las de mayo de 2014 bajó al 1,84%.

Ante estos datos, los nacionalistas de CiU y los socialistas rectificaron y pidieron revocar el voto rogado, a lo que también se sumaron algunas organizaciones territoriales del PP. Pero el Gobierno no encuentra una alternativa adecuada y, de hecho, el Congreso tiene congelada desde hace meses una reforma promovida desde el Parlamento gallego que no acaba de arrancar.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha