eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El debate sobre el futuro régimen de asilo revela que persisten diferencias en la UE

- PUBLICIDAD -
El debate sobre el futuro régimen de asilo revela que persisten diferencias en la UE

El debate sobre el futuro régimen de asilo revela que persisten diferencias en la UE

El debate sobre la reforma del régimen de asilo común que los ministros europeos de Interior mantuvieron hoy puso de relieve que persisten las discrepancias entre los países y que quedan muchas cuestiones que resolver para llegar a un acuerdo sobre la modificación del sistema vigente.

El asunto se trató en un almuerzo de trabajo en el marco de un Consejo de ministros de Interior, donde se abordaron en particular los conceptos de la "solidaridad y responsabilidad" de los Estados miembros para hacer frente a la acogida de demandantes de asilo.

El ministro de Interior de Eslovaquia, Robert Kalinak, cuyo país ejerce este semestre la presidencia del Consejo de la Unión Europea (UE), aseguró en rueda de prensa al término de la reunión que se ha producido "un avance enorme" en las discusiones en los últimos seis meses y que, mientras hace un tiempo había países en "dos campos distintos", hoy todos están "en el mismo".

"En el pasado nos costó seis años adoptar una legislación sobre el asilo", subrayó el ministro, quien confió en que la próxima presidencia europea, que ejercerá Malta, logre dar un impulso "definitivo" al futuro régimen de asilo.

Hay un "amplio consenso", según un informe elaborado por la presidencia, en que el sistema de Dublín -que establece las reglas de reparto de los candidatos de asilo en la UE- no puede hacer frente a una fuerte presión migratoria y que necesita ser actualizado, según fuentes europeas.

Sin embargo, los países todavía no están de acuerdo en asuntos tan elementales como los criterios que se deben utilizar para evaluar si una situación puede calificarse de crisis migratoria y por tanto exigir una "respuesta colectiva".

También hace falta debatir más qué procedimiento se debería utilizar para activar el rápido despliegue de las medidas previstas para esos casos y el papel que las distintas instituciones europeas deberían ejercer en cada etapa.

Hace menos de un mes, Eslovaquia presentó al resto de países un documento que plantea alternativas a la reubicación de refugiados e incluye el concepto de la "solidaridad efectiva", que permitiría a los Estados miembros elegir la manera en la que quieren ayudar a gestionar los flujos de solicitantes de asilo.

Establece en particular tres escenarios, según la intensidad de la ola de llegadas, para determinar el nivel de compromiso con el que deberían responder los países.

En el caso de una alta presión migratoria, proponía activar la llamada "solidaridad efectiva", que permitiría a los países elegir la manera de participar en el esfuerzo colectivo, por ejemplo con la acogida de inmigrantes, más apoyo financiero o ayudando de manera más activa en las operaciones de retorno de los inmigrantes.

El ministro español del Interior, Juan Ignacio Zoido, dijo hoy que recomendaría al Consejo en materia de asilo "medidas eficaces que técnicamente y jurídicamente sean válidas" y confió en que se alcance un consenso en ese ámbito.

"Teniendo siempre presente la solidaridad, que no podemos olvidar, tenemos que ser eficaces", dijo.

Por otra parte, los ministros dieron hoy el visto bueno al inicio de las negociaciones con el Parlamento Europeo para la modificación del reglamento que regula la base de datos Eurodac, que recoge las huellas dactilares de demandantes de asilo e inmigrantes irregulares.

El objetivo de la propuesta es extender el alcance de esa normativa para permitir a los Estados miembros almacenar y buscar datos de personas de terceros países o sin Estado que no tienen derecho a protección internacional y que permanecen de manera irregular en la UE, con objetivo de facilitar su retorno y readmisión.

Durante la reunión, el coordinador antiterrorista de la UE, Gilles de Kerchove, presentó un informe con las opciones para responder a la amenaza que implican los combatientes extranjeros que regresan a Europa.

El documento dice que "no está claro si habrá un retorno masivo a corto plazo" en caso de que el grupo yihadista Estado Islámico (EI) tenga muchas bajas en Siria e Irak, aunque lo considera "improbable".

Afirma que es más posible que algunos combatientes permanezcan en grupos de resistencia o en países vecinos o que viajen a otras zonas de conflicto, mientras que "otros regresarán".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha