eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Los demócratas del Senado de EE.UU. allanan el camino del éxito para el pacto iraní

- PUBLICIDAD -
Los demócratas del Senado de EE.UU. allanan el camino del éxito para el pacto iraní

Los demócratas del Senado de EE.UU. allanan el camino del éxito para el pacto iraní

La resolución impulsada por la oposición republicana contra el pacto nuclear con Irán fue rechazada hoy en el Senado estadounidense con el apoyo de casi todos los demócratas de la Cámara Alta, un gran paso hacia el éxito del acuerdo, clave en la agenda del presidente Barack Obama.

Con 58 votos a favor y 42 en contra, los demócratas han dado un golpe casi definitivo al intento conservador por tumbar el pacto, aunque los republicanos han asegurado que volverán a intentarlo la semana entrante, posiblemente sobre el mismo texto.

"Todo será sobre Irán la semana que viene", dijo el senador John Cornyn, segundo en el liderazgo republicano de la Cámara Alta, antes de la votación, que solo contó con el respaldo de cuatro de los 46 demócratas del Senado.

"Habrá más votos. Habrá más oportunidades para que la gente cambie de opinión la próxima semana, después de que escuchen la de sus votantes", aseguró el legislador, conocedor de las intenciones de los 42 senadores demócratas que ya habían hecho pública su decisión en los últimos días.

El presidente estadounidense calificó el voto de hoy como "un paso histórico" y aseguró que se trata de "una victoria para la diplomacia, para la seguridad nacional de Estados Unidos, y para la la seguridad del mundo".

"Durante casi dos años, negociamos fuertemente para llegar a un acuerdo que satisfaga nuestros objetivos principales. Desde que llegamos a la conclusión de estas negociaciones, hemos tenido el debate de mayores consecuencias sobre la seguridad nacional desde la decisión de invadir Irak hace más de una década", dijo Obama en un comunicado.

El mandatario recalcó, además, que los congresistas que aceptaron estudiar en detalle el acuerdo aumentaron su confianza para respaldarlo y salieron en su defensa.

"Hoy en día, me alienta que tantos senadores estén de acuerdo sobre el fondo, y estoy satisfecho por el firme apoyo de los legisladores y los ciudadanos por igual", añadió.

Por su parte, el líder de la mayoría republicana en el Senado, Mitch McConnell, calificó la obstrucción demócrata como "una tragedia" y sugirió que la oposición pagará un precio político por ello.

"Este es un acuerdo que durará más de una Administración. El Presidente (Barack Obama) puede darse el lujo de irse (de la Casa Blanca) en unos pocos meses, pero muchas de nuestras responsabilidades se extienden más allá de eso. El pueblo estadounidense recordará dónde estamos hoy", aseveró McConnell.

La Casa Blanca ha hecho una dura campaña en el Legislativo para convencer al mayor número de congresistas de que respalden el pacto alcanzado este verano entre las seis potencias del G5+1 (EEUU, Rusia, China, Reino y Francia más Alemania) con Teherán para impedir que Irán logre un arma nuclear.

Por ello, la votación de hoy supone una victoria para el Gobierno estadounidense, cuando hace apenas unas semanas parecía incluso posible que los republicanos pudieran sumar hasta los 67 votos necesarios para impedir el derecho a veto presidencial.

Ante el amplio apoyo de su bancada al acuerdo, el líder de la minoría demócrata en el Senado, Harry Reid, insistió tras la votación en que "cualquier futuro esfuerzo" por volver a pelear sobre este asunto en la Cámara "tendrá el mismo resultado y no será nada más que una pérdida de tiempo".

"Tiempo que no podemos perder ahora que nos enfrentamos a un cierre de gobierno en unas semanas", agregó el veterano senador, refiriéndose a la apremiante necesidad de que el Congreso apruebe los presupuestos del año fiscal 2016 antes de que venza el plazo el próximo 1 de octubre.

Por su parte, la Cámara de Representantes, con una mayoría republicana mucho más contundente, votó hoy a favor de una resolución contra el pacto iraní que contempla que el Gobierno no ha revelado a los legisladores todas las disposiciones del mismo.

Ante el resultado de hoy en el Senado, se trata de un gesto más bien político con el que los republicanos pretenden mostrar a las bases más conservadoras haber hecho todo lo posible porque no se implemente el acuerdo, cuya fecha límite de evaluación para el Legislativo es el 17 de septiembre.

En términos prácticos, el hecho de que el Congreso estadounidense no consiga zancadillear el acuerdo iraní permitirá que las sanciones contra Irán empiecen a levantarse a partir de la próxima primavera.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha