eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

La derecha radical alemana acusa a la iglesia de hacer negocio con los refugiados

- PUBLICIDAD -
La derecha radical alemana acusa a la iglesia de hacer negocio con los refugiados

La derecha radical alemana acusa a la iglesia de hacer negocio con los refugiados

La derecha radical de Alternativa para Alemania (AfD) añadió hoy un nuevo frente en sus ataques a la religión, hasta centrado en su línea islamófoba, al acusar a las iglesias cristianas de "hacer negocio" con los refugiados.

El interés de las dos grandes iglesias del país -la católica y la evangélica- en la acogida de refugiados responde a "razones comerciales", afirmó el líder del partido en Baviera, Petr Bystron, en la edición alemana de Hufftington Post.

Con la "propagada solidaridad" hacia los refugiados se está financiando una gigantesca industria de la caridad", prosigue, a través principalmente de organizaciones como Caritas -por parte católica- y la Obra Diaconal -de la evangélica-.

El líder de la AfD en Baviera, un "Land" eminentemente católico, aboga por el fin de las "subvenciones públicas" a las iglesias, a cuenta del contribuyente.

El portavoz de la Conferencia Episcopal, Matthias Kopp, calificó esas palabras de "bofetada" hacia los 200.000 voluntarios vinculados a la iglesia que trabajan desinteresadamente en la acogida de refugiados.

Solo la iglesia católica destinó el año pasado una partida extraordinaria de 115 millones de euros a la acogida de refugiados y puso a su disposición 8000 plazas para albergarlos.

Este ataque al ámbito eclesiástico desde las filas de AfD sigue a la postura claramente islamófoba de esa formación, que en el pasado congreso federal aprobó como parte de su programa un artículo titulado "El islam no forma parte de Alemania".

Las críticas a esta posición programática se han extendido, a su vez, a la iglesia católica; y el obispo de Hannover, Ralf Meister, advirtió de que AfD vulnera el principio de la libertad de culto y religión garantizado por la Constitución alemana.

La presidenta de AfD, Frauke Petry, dio esta semana por roto el diálogo con el Consejo de los Musulmanes de Alemania, tras una reunión de apenas una hora que terminó en acusaciones mutuas.

Petry consideró que no tiene sentido seguir con la tentativa de diálogo mientras el Consejo no se retracte de una declaración en la que situaba al AfD como "cercano al Tercer Reich" de Adolf Hitler.

El presidente del Consejo, Aiman Mazyek, calificó de "inaceptable" el pronunciamiento programático de AfD contra el islam y aseveró que con AfD se ha establecido en Alemania, por primera vez desde el nazismo, un partido que supone una "amenaza contra la libertad de religión y culto" en el país.

AfD, fundada en 2013, es una fuerza emergente en Alemania, que en las elecciones generales de hace tres años quedó a las puertas de entrar en el Bundestag al obtener unas décimas menos del 5 % de los votos, el mínimo necesario para tener escaños.

Sí logró, en cambio, acceder en 2014 al Parlamento Europeo -donde tiene dos eurodiputados- y cuenta además con representación en ocho cámaras regionales, del total de 16 estados federados del país.

Los sondeos le otorgan una perspectiva de voto de entre el 12 y el 15 %, en las próximas generales, previstas para 2017.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha