eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Un empleado de Afinsa asegura que los sellos estaban perfectamente catalogados

- PUBLICIDAD -
Un empleado de Afinsa asegura que los sellos estaban perfectamente catalogados

Un empleado de Afinsa asegura que los sellos estaban perfectamente catalogados

El exjefe de compras de Afinsa y aún empleado de la entidad, Antonio Corredor, ha declarado hoy como testigo en el juicio por la supuesta estafa filatélica de Afinsa, y ha asegurado que "los sellos estaban perfectamente identificados" con el cliente que los adquirió y almacenados en cajas fuertes.

Corredor, que actualmente continúa trabajando para la administración concursal de Afinsa, ha explicado que "los sellos de los clientes estaban almacenados en estuches, perfectamente identificados con el lote y el contrato al que pertenecían y separados de la filatelia propiedad de la empresa".

Cada contrato siempre estaba identificado con los sellos que le correspondían y el nombre del cliente que los había adquirido, lo que implica que "toda la filatelia estaba asegurada", aunque a la fecha de la intervención judicial el seguro estaba caducado.

El fiscal, sin embargo, le ha preguntado si sabía que la compañía aseguradora pidió, después de la intervención, que la administración concursal revisase la forma de almacenar la filatelia como condición para contratar el seguro, a lo que Corredor ha contestado que se hicieron obras pero no le consta esta petición.

Además, Corredor ha asegurado que los afectados que piden la filatelia a la administración concursal están recibiendo los sellos que son de su propiedad.

En la jornada de hoy también ha declarado como testigo el exconsejero de Auctentia y director ejecutivo de Escala, dos de las filiales de Afinsa, José Miguel Herrero, que ha defendido la legalidad de la operación de expansión a Estados Unidos que llevó a cabo la filatélica a través de estas empresas.

En el juicio que la sala de lo penal de la Audiencia Nacional comenzó en noviembre de 2015 han declarado ya los 14 miembros de la antigua cúpula de la entidad acusados de diversos delitos de estafa, insolvencia punible, falseamiento de cuentas anuales para los que la Fiscalía pide penas de prisión de entre dos y 19 años.

El supuesto fraude filatélico de Afinsa dejó un agujero patrimonial de 2.000 millones de euros a la entidad tras su intervención y afectó a más de 200.000 pequeños inversores que tenían su dinero depositado en lotes de sellos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha