eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El exdirector de los salesianos niega abusos a alumnos: "Fui un niño entre niños"

- PUBLICIDAD -
El exdirector de los salesianos niega abusos a alumnos: "Fui un niño entre niños"

El exdirector de los salesianos niega abusos a alumnos: "Fui un niño entre niños"

El exdirector del colegio Salesianos de Cádiz Francisco Javier López Luna ha negado haber abusado sexualmente de sus alumnos y ha dicho que fue "un niño entre niños" como parte de una "intervención educativa" para acercarse a estudiantes que "tendían al conflicto" y que "se han aprovechado" de él.

En la primera sesión del juicio contra este sacerdote que se ha iniciado hoy en la Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Cádiz, el exdirector del colegio ha rechazado tajantemente todas las acusaciones del fiscal, que pide para él penas que suman 38 años de prisión por doce delitos de abusos sexuales a menores.

En su escrito de conclusiones provisionales el fiscal recoge el relato de cerca de una treintena de alumnos de entre 12 y 14 años que en el verano de 2013, cuando saltó el caso, denunciaron que el director les había ofrecido golosinas, dinero o jugar en la tableta a cambio de que fueran a su despacho y participaran con él en determinados juegos que, según los muchachos, fueron incrementando su grado de violencia y su contenido sexual.

En su declaración ante el tribunal, el sacerdote ha tachado de calumnias estas acusaciones.

Según ha contado él llegó como director al colegio de Cádiz después de haber estado cinco años dirigiendo el colegio de la orden de Badajoz, en parte para atender las necesidades educativas de algunos alumnos "con carencias" y que "tendían al conflicto" por "conductas especiales".

López Luna ha contado que pudo vivir sin saberlo la "antesala" de su "calvario" el primer día que dio clases de religión al menor de Cádiz que fue el primer denunciante.

"Me dijo que no quería dar clase de religión, que él era ateo y que la Iglesia tenía mucho dinero y los curas eran todos unos pederastas", ha explicado.

La madre y el tío de este menor, que "tiene un grupo de rock satánico", irrumpieron en el despacho del director el 12 de julio de 2013 y a empujones lo derribaron al suelo y tiraron sus gafas lejos, para después marcharse diciendo "no hay Iglesia como la que arde".

El abogado defensor del sacerdote ha presentado ante el tribunal la sentencia que condenó a ambos a indemnizar al exdirector con 600 euros por esta agresión, en un intento de acreditar que la denuncia del director por estos hechos pudo ser un desencadenante para que después ellos denunciaran después, casi al mismo tiempo, los abusos sexuales.

Las versiones contradictorias de los menores denunciantes y del director acusado son apenas las únicas pruebas para dirimir este proceso judicial, que durará nueve días y en el que están llamados a declarar como testigos 73 personas, de las cuales 27 son menores.

El tribunal ha aceptado hoy la petición del abogado del sacerdote de que los catorce menores cuyas declaraciones iban a ser escuchadas de las grabaciones que en su día realizaron durante la fase de instrucción, se transformen en nuevas declaraciones presenciales, que harán de nuevo ante la sala.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha