eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Los partidos se muestran a favor de que Vilks reciba un premio en el Parlamento danés

- PUBLICIDAD -
Acordonan el centro cultural del atentado en Copenhague por una carta sospechosa

Acordonan el centro cultural del atentado en Copenhague por una carta sospechosa

Varios de los principales partidos políticos daneses se mostraron hoy a favor de que el artista sueco Lars Vilks, probable objetivo de uno de los atentados del fin de semana en Copenhague, reciba un premio por la libertad de expresión en el Parlamento.

El Comité de apoyo a Vilks, organizador del debate sobre blasfemia del sábado en el centro cultural tiroteado, anunció ayer su deseo de organizar un nuevo acto con el artista sueco en otoño y apuntó a Christiansborg, sede del Parlamento, como lugar ideal.

"Pensamos en entregarle un premio en otoño, pero depende de que nos den permiso para alquilar una sala de Christiansborg, tiene que ser un sitio seguro. Por supuesto queremos que el propio Lars Vilks participe", declaró la presidenta del comité, Helle Merete Brix.

Los locales del Parlamento danés acogen con frecuencia actos organizados por grupos de diverso tipo, ya que la única condición necesaria para usarlos es tener el apoyo de algún diputado.

"Ha habido tantas personas controvertidas en Christiansborg a lo largo del tiempo que si alguien tiene ganas de invitar a Lars Vilks es bienvenido, no hay ningún problema", afirmó hoy Kristian Jensen, vicepresidente del Partido Liberal, principal grupo de la oposición.

En términos similares se expresaron portavoces del ultranacionalista Partido Popular Danés, tercera fuerza parlamentaria; la Alianza Liberal y la rojiverde Lista Unitaria.

Un joven danés de 22 años, que los medios han identificado como Omar Abdel Hamid El Hussein, abrió primero fuego supuestamente contra un centro cultural en el que se celebraba un debate al que asistía Vilks, amenazado por islamistas, y murió un cineasta danés de 55 años y tres agentes resultaron heridos.

Horas después mató de un disparo a un joven judío danés e hirió a dos policías que hacían guardia delante de la sinagoga.

El Hussein fue abatido cuatro horas más tarde por la policía junto a la estación de Nørrebro, en el norte de la ciudad, tras responder con tiros a las llamadas al alto.

La Justicia danesa decretó ayer prisión preventiva de diez días para dos jóvenes de 19 y 21 años, imputados por haberle suministrado a El Hussein supuestamente las armas para los atentados y haberle dado cobijo por un tiempo.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha