eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El presidente de Ausbanc contactó con Alierta para intentar averiguar sin éxito si tenía el teléfono pinchado

Luis Pineda escribió un SMS a quien había dejado la Presidencia de Telefónica dos días antes: "César, de verdad, necesito verte unos minutos ¿es posible?"

Alierta le da largas y dice que sólo podrá recibirle a partir del 15 de abril, fecha en la que finalmente estalló la operación contra Ausbanc y Manos Limpias

Unicaja advirtió de una investigación a Pineda y éste ordenó a su jefe de prensa que usara a un periodista para averiguar detalles en la Audiencia Nacional

- PUBLICIDAD -
Ausbanc logró 39 millones de bancos en 10 años y 5 en subvenciones en 2012-13

El presidente de Ausbanc, Luis Pineda, el día de su detención EFE

El presidente de Ausbanc, Luis Pineda, se intercambió el 31 de marzo pasado una serie de mensajes con César Alierta, dos días después de que éste  dejara la presidencia de Telefónica. De entre esos SMS hay uno que da una pista a la Policía: “César, de verdad, necesito verte unos minutos ¿es posible? Luis Pineda. Ausbanc”. ¿Qué le corría tanta prisa a Pineda? Según recoge un informe incorporado al sumario, la Policía infiere que “pueda estar realizando algún tipo de gestión encaminada a conocer si tiene su teléfono móvil intervenido”.

Pineda arranca su serie de mensajes a Alierta con el tono adulador que utilizaba en ocasiones. “César. Menuda lección de señorío has dado. Luis Pineda”. Alierta contesta con un “muchas gracias, César”. Y es entonces cuando el presidente de Ausbanc ruega al ya expresidente de Telefónica que le reciba “unos minutos”. Pero Alierta no atiende a la urgencia y responde: “Después del 15”. La reunión nunca se produjo. El 15 de abril, precisamente, agentes de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía  detuvieron a Pineda cuando se bajó de un tren procedente de Sevilla, donde había acudido a disfrutar de la Feria de Abril. 

Cuando Luis Pineda escribió a Alierta llevaba inquieto varios días. Una semana antes de este intercambio de mensajes, dos de sus colaboradores, con los teléfonos también pinchados, comentan que alguien de Unicaja que no identifican ha avisado al presidente de Ausbanc de que está siendo investigado. En un informe policial incorporado al sumario, los investigadores concluyen que la entidad bancaria sabe de las pesquisas sobre Pineda porque el 25 de febrero, la Policía realizó a varias entidades “una solicitud de información”.

Ángel Garay, adjunto a la Presidencia de Ausbanc, le comenta al delegado en Sevilla, Pepe Marín, su extrañeza por que el soplo no proceda del Banco de Santander, la entidad que más millones ha aportado a la organización en la última década. A esto, Marín contesta: "También comentó algo (Pineda), que él ahora con el Santander está la cosa un poco más floja, o no sé qué dio a entender". Y añade más adelante: "Ana Patricia Botín no le soporta”. Por su parte, Garay aporta: "Claro, porque antes Emilio Botín le cuidaba, y Ana Patricia  Botín, vamos…". Según consta en la causa, Unicaja desembolsó más de un millón de euros a las empresas de Pineda a cambio de pactar una estrategia para retirar la acusación de su presidente, Braulio Medel, en el caso de los ERE.

Poco antes de comenzar a escribir a Alierta, el mismo 31 de marzo, Pineda habla con su hijo Daniel, delegado de Ausbanc en Granada. Le traslada que cree que el juicio en Luxemburgo por las cláusulas suelo “está levantando ampollas” y que, por eso, “seguramente” la conversación que están manteniendo está siendo grabada. Luis Pineda habla de una investigación de Hacienda y otra de la Audiencia Nacional.

Gestiones en la Audiencia

Para conocer qué ocurre en el tribunal especial, Pineda pone a trabajar a otro de sus colaboradores, también detenido en la operación, Luis Suárez Jordana, director de Comunicación de Ausbanc. Al día siguiente de contactar con Alierta, Pineda pide a Suárez que se entere de si lo que hay abierto en la Audiencia Nacional es “un informe reservado”, “expediente previa de querella (sic)”… El director de Comunicación de Ausbanc le explica que hasta el “día 10 no había asignado nada”, posiblemente en referencia la reparto de causas en el tribunal.

Suárez afirma que tenía pensado encomendarle la tarea a un periodista para que llame, de forma encubierta, al gabinete de prensa de la Audiencia Nacional, a lo que Pineda responde que estaba pensando en un tal “Carrata”. “En todo caso, lo destapas”, añade el presidente de la Audiencia Nacional. “Que le digan de quién depende el caso y le cuenten el modus operandi porque queremos publicar cómo se hacen estas cosas”, zanja Pineda. La Policía concluye en su informe que Luis Pineda “empezó a tomar precauciones en su modo de actuar” cuando supo de la investigación contra él, “así como medidas de seguridad, tales como evitar hablar por su teléfono móvil”. 

El juez Santiago Pedraz abrió una pieza separada para investigar la aparición en prensa de la noticia de la investigación a Manos Limpias y Ausbanc tres días antes de que se produjera. Esa información había obligado a adelantar el operativo. La Fiscalía General del Estado hizo pública una nota en el que aseguraba que la filtración que motivó la información periodística no podía tener otro interés que “frustrar” el éxito del operativo. Fuentes del caso han señalado a eldiario.es que el juez Santiago Pedraz ha oficiado a la Policía y está a la espera de que la UDEF emita un informe al respecto.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha