eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

A prisión otro presunto agresor de Alsasua al ser reconocido por víctimas

- PUBLICIDAD -

La jueza de la Audiencia Nacional Carmen Lamela ha dictado el ingreso en prisión sin fianza para Adur Ramírez por su participación en la agresión a dos guardias civiles y sus parejas en Alsasua (Navarra) el pasado 15 de octubre, después de que las víctimas le hayan reconocido como la persona que les dio varios puñetazos.

Ramírez se presentó voluntariamente en la Audiencia Nacional el pasado lunes y hoy la jueza le había citado para tomarle declaración como investigado junto a Aritz Urdangarin, a quien la magistrada ha dejado en libertad con la obligación de comparecer dos veces a la semana en el juzgado.

Además de la toma de declaración a estos dos investigados, se han celebrado hoy ruedas de reconocimiento con ellos dos y los otros ocho detenidos el pasado lunes, seis de los cuales ingresaron en prisión por delitos de terrorismo, atentado, lesiones y delito de odio, los mismos por los que la jueza ha enviado hoy a la cárcel a Ramírez.

A las ruedas de reconocimiento han asistido el teniente y el sargento de la guardia civil agredidos y sus parejas, que además han prestado declaración ante la juez como testigos.

Según el auto de prisión de la magistrada, Ramírez ha sido reconocido hoy por las víctimas en fotografías y en la rueda, por lo que considera probado que fue una de las personas que agredieron a los agentes.

En concreto, el teniente víctima de la paliza le ha identificado "como una de las personas más activas que golpeó a los cuatro con puñetazos y patadas".

Las mujeres de los guardias civiles también le han reconocido como uno de los agresores y el sargento ha dicho que fue quien le dio un puñetazo al teniente dentro del bar y en la calle, donde "participó en la agresión muy activamente propinando puñetazos", afirma el auto.

Por su parte, Ramírez ha declarado a la jueza que no intervino en ninguna agresión, que se fue a su casa a las dos y media de la mañana (los hechos ocurrieron alrededor de una hora después) y que se enteró de lo ocurrido al día siguiente.

Sin embargo, Lamela no cree la versión de Ramírez y considera que debe ingresar en prisión porque existe un alto riesgo de fuga y de que reincida.

Por su parte, Urdangarin fue uno de los dos arrestados el mismo día de la agresión, que fueron puestos en libertad horas después por el juzgado de guardia.

Tras presentarse voluntariamente a declarar el lunes y comparecer hoy ante la jueza, Lamela ha decidido dejarle de nuevo libre, sujeto a medidas cautelares, porque considera que no hay pruebas de que participara directamente en los hechos y tuvo una "menor" participación" en "la materialización de los golpes".

A su salida de la Audiencia Nacional esta tarde, un grupo de unas cuarenta personas que estaban esperándole le han aplaudido y le han acogido con abrazos.

El pasado lunes, Lamela envió a prisión Jokin Unamuno Goikoetxea, Iñaki Abab Olea, Oihan Arnanz Ciordia, Julem Goicoechea Larraza, Jon Ander Cob Amilibia y Aratz Urrizola Ortigosa. El primero sería uno de los principales "promotores" del movimiento "Ospa Mugimendua" en Alsasua, en el que estarían integrados el resto de investigados.

Todos ellos ya han sido reconocidos fotográficamente por los perjudicados como partícipes activos de la agresión, incluso algunos de ellos, entre los que se encuentran Jokin Unamuno y Jon Ander Cob, han sido identificados por sus nombres.

Estas agresiones, según la jueza, "se enmarcan en la dinámica permanente Alde Hemendik (Que se vayan) creada por ETA y las ilegalizadas KAS-EKIN para exigir la retirada de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado y del Ejército del País Vasco y de Navarra".

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha