eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

El problema catalán ayuda a reconducir la relación entre Zapatero y Sánchez

- PUBLICIDAD -
El problema catalán ayuda a reconducir la relación entre Zapatero y Sánchez

El problema catalán ayuda a reconducir la relación entre Zapatero y Sánchez

Tres meses después de la pelea interna que casi todos los referentes históricos del PSOE libraron contra Pedro Sánchez en las primarias de junio, el expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero ha empezado a reconducir su relación con Sánchez, con el problema de Cataluña como elemento aglutinador.

Zapatero, uno de los 'tótem' socialistas que más se volcó para impedir que Pedro Sánchez recuperara las riendas del partido, ya empezó a "tender puentes" con éste el pasado julio, según fuentes de la dirección del PSOE.

Por entonces Zapatero mediaba en la crisis de Venezuela entre el Gobierno de Nicolás Maduro y la oposición venezolana, pero en Ferraz aseguran que, a pesar de las heridas abiertas, el expresidente reportaba información al recién reelegido secretario general.

"Zapatero está dispuesto a reconducir su relación con Pedro. Felipe, no", apuntaba ya a Efe una veterana del partido en alusión a Felipe González, cuya ruptura con el líder del PSOE es total.

La preocupación de Rodríguez Zapatero por la deriva secesionista de Cataluña fue después el asunto que más contribuyó a la comunicación entre ambos.

Firme defensor del diálogo como motor de actuación para resolver el problema catalán, Zapatero podría haber intercedido por Sánchez ante Rajoy para que éste acepte -como todo apunta que hará- la propuesta de comisión de diálogo sobre Cataluña que han registrado esta semana lo socialistas en el Congreso y de la que hacen bandera.

Así se interpretaron en algunos círculos las palabras del expresidente el pasado 2 de septiembre en Boñar (León), cuando pidió públicamente al Gobierno y al PP que apoyen al PSOE en sus ofertas de diálogo.

A cambio, "sabe muy bien el Gobierno de Mariano Rajoy que va a tener el apoyo incondicional del PSOE en la defensa de la Constitución y de la ley", anticipó Zapatero la actuación que esta semana ha tenido Sánchez.

Su aparición ese día junto a la número dos del PSOE, Adriana Lastra, en la Fiesta de la Rosa de Boñar para dar el pistoletazo de salida al curso político fue tanto una sorpresa para propios y extraños como un síntoma de normalidad en un partido abierto en canal hasta hace pocos meses.

La propia Lastra se mostró encantada con la reconciliación, después de haber comparado en más de una ocasión la ruptura que hubo en el 39 Congreso del PSOE entre la militancia y sus referentes históricos con "cuando te enfadas con tu padre, que estás una semana sin hablarle, pero le sigues queriendo".

La confirmación de que Zapatero y Sánchez están reconduciendo una relación política rota y que además nunca fue especialmente buena ha estado esta semana a la vista de todos, con la asistencia del expresidente a la conferencia del secretario general en un desayuno-coloquio organizado por un medio de comunicación en Madrid.

Allí Zapatero elogió ante un grupo de periodistas el discurso de Sánchez, en especial su apuesta por el diálogo con Cataluña.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha