eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Una víctima dice que su expareja la obligó a rezar antes de apuñalarla 35 veces

- PUBLICIDAD -
Una víctima dice que su expareja la obligó a rezar antes de apuñalarla 35 veces

Una víctima dice que su expareja la obligó a rezar antes de apuñalarla 35 veces

Una mujer víctima de intento de asesinato aseguró hoy en la vista oral en la Audiencia provincial de Lugo que su expareja le dijo que quería verla "con el Señor" y que la obligó a rezar una oración antes de apuñalarla 35 veces.

Aclaró que ella no conocía la oración de "profesión de fe" que el acusado supuestamente quería que rezase, por lo que la recitaron juntos y, al finalizar, comenzó a apuñalarla.

De acuerdo con su relato, hasta entonces había mantenido con el acusado "una relación de familia", porque ambos son dominicanos y se conocían desde hacía mucho tiempo.

Reconoció que entre ambos hubo "una relación sentimental" que fue algo "pasajera" y muy "leve", meses antes del supuesto intento de asesinato por su parte.

La víctima dijo en la vista oral del juicio que no notó "resentimiento" alguno por parte del agresor y que nunca tuvo sospecha alguna de que "estuviese tramando algo así".

Respecto al día de la agresión, dijo que iban hablando por el parque dos Condes, en Monforte, cuando en un momento dado, él la golpeó, la tiró en unas "matas", se colocó encima de ella y la agarró por el cuello, de manera que no pudiese defenderse.

Entonces le dijo que quería verla "con el Señor" y, tras obligarla a rezar una oración, comenzó a apuñalarla.

Aseguró que de nada sirvió que le recordase que tenía "hijos", porque "no tuvo compasión" y sólo paró de apuñalarla cuando ella dejó de resistirse y la dio por muerta.

Tras marcharse el agresor, la mujer se levantó y, aunque estaba "mareada" y se "tambaleaba", logró pedir ayuda a una mujer que estaba en el parque con su perro y le prestó su teléfono móvil para llamar.

La Fiscalía pide una pena de catorce años de prisión para el acusado por un delito de tentativa de asesinato, así como una indemnización de 22.060 euros por las lesiones sufridas y el pago al Sergas de 6.139 euros de gastos médicos.

La agresión se produjo hacia las 01:45 horas del 17 de julio de 2012 en el parque dos Condes, en la localidad de Monforte de Lemos y, según la Fiscalía, el hombre, "guiado por el ánimo de acabar con la vida" de su expareja, "la tiró al suelo" y se puso "encima de ella", de modo que no "tuviera la posibilidad de defenderse".

Entonces, "comenzó a apuñalarla" por "distintas partes del cuerpo con una navaja" hasta que "le asestó 35 puñaladas", aunque "sin lograr matarla".

La Fiscalía señala que el hombre huyó posteriormente "con la convicción de que le había quitado la vida", aunque la víctima logró sobrevivir, pese a sufrir múltiples heridas por arma blanca, muchas de ellas en brazos y manos por sus movimientos defensivos, además de en el tórax.

A causa de esta agresión, la mujer tiene todavía cicatrices en el pecho, abdomen, brazos, manos e incluso en el mentón, además de otras secuelas.

El 3 de marzo de 2015, el Juzgado de instrucción 9 de Zaragoza decretó el ingreso en prisión del acusado, una medida que también fue ratificada por el Juzgado de primera instancia e instrucción uno de Monforte de Lemos.

Previamente, en diciembre de 2012, el Juzgado de violencia sobre la mujer de Alicante ya había dictado una orden de alejamiento que le prohibía al acusado acercarse a la víctima a menos de 500 metros o comunicarse con ella por cualquier medio.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha