eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Los yihadistas se hacen con el control de la ciudad iraquí de Al Ramadi

- PUBLICIDAD -
Los yihadistas se hacen con el control de la ciudad iraquí de Al Ramadi

Los yihadistas se hacen con el control de la ciudad iraquí de Al Ramadi

El grupo yihadista Estado Islámico (EI) se hizo hoy con el control de la ciudad de Al Ramadi, capital de la provincia de Al Anbar, situada a unos cien kilómetros al oeste de Bagdad, tras ocupar el último cuartel que quedaba en manos del Ejército iraquí.

Según confirmó a Efe una fuente de seguridad, los extremistas han tomado la sede de la Octava Brigada del Ejército, último reducto militar que seguía bajo poder de las fuerzas gubernamentales en la localidad.

La fuente agregó que los militares que se encontraban en las instalaciones castrenses escaparon hacia una zona conocida como "el kilómetro 160", situada al oeste de la ciudad, en medio de la huida de decenas de familias de las zonas que han sido ocupadas por los yihadistas.

La confirmación de la caída de Al Ramadi se produce poco después de que el EI anunciara, en un comunicado difundido a través de foros yihadistas y cuya autenticidad no ha podido ser verificada, que se había hecho con el control total de la ciudad tras tomar por asalto ese acuartelamiento.

En la nota, los yihadistas indicaron que decenas de soldados iraquíes murieron durante los combates que precedieron a esta nueva conquista del grupo, que el pasado verano lanzó una ofensiva relámpago y extendió su influencia en amplias zonas de Irak y Siria.

La nota agregó que dentro de la sede de la Octava Brigada se ubicaba un batallón de tanques y otro de lanzacohetes, aunque no precisó si los radicales lograron capturar nuevo armamento.

La derrota de la VIII Brigada se produce poco después de que el EI ocupara la sede de la Comandancia Militar de Al Anbar, situada en el oeste de Al Ramadi, y se extendiera por el barrio de Al Malaab, así como otras zonas cercanas, donde los yihadistas mataron a al menos 28 policías iraquíes, entre ellos ocho oficiales.

En el asalto a Al Malaab, en el que también falleció un número indeterminado de yihadistas y militares, según las fuentes, los combatientes del EI emplearon también coches bomba.

La caída de la capital de Al Anbar en manos del EI tiene lugar mes y medio después de que el Ejército, apoyado por milicias chiíes, lograra recuperar de manos de los extremistas la ciudad de Tikrit, capital de la vecina región de Saladino.

El EI se hizo el pasado verano con el control de Mosul, la segunda ciudad de Irak, así como de varias regiones del norte de ese país y de la vecina Siria, donde ha proclamado un califato.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha