eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Con cierre de calles y estacionamientos, Chile se une a Día sin Automóvil

- PUBLICIDAD -
Con cierre de calles y estacionamientos, Chile se une a Día sin Automóvil

Con cierre de calles y estacionamientos, Chile se une a Día sin Automóvil

Con el cierre de algunas calles y estacionamientos en el centro de Santiago, el Gobierno de Chile se sumó hoy a la celebración del Día Sin Automóvil, una iniciativa que ha congregado a unas 1.500 ciudades de todo el mundo, según fuentes oficiales.

Las autoridades llamaron a incentivar el uso de medios de transporte alternativos, como la bicicleta y la caminata, con el fin de mejorar la movilidad en la ciudad.

La actividad fue encabezada por los ministros de Transportes, Paola Tapia, y del Deporte, Pablo Squella, junto al intendente (gobernador) de Santiago, Claudio Orrego, que quisieron predicar con el ejemplo.

Squella, un destacado atleta en su juventud, llegó al acto trotando tras un recorrido por las calles del sector, mientras que Orrego lo hizo en bicicleta y Tapia publicó previamente en su cuenta de Twitter: "Deja el auto en casa y súmate a otro medio de transporte".

"Santiago tiene cerca de cuatro millones de vehículos particulares, creemos que quien se baja del auto se hace un favor a sí mismo y también a la ciudad", reflexionó Orrego.

"Si queremos descongestionar Santiago, si queremos descontaminarla, si queremos ser personas más saludables, tenemos que ocupar otros medios de transporte, favorecer el transporte público, hacer de Santiago un lugar más amable para los ciclistas y para los peatones", dijo a los periodistas.

Orrego afirmó que tras la inversión de centenares de millones de dólares en la construcción de autopistas, "llegó el momento de que ciclistas y peatones tengamos las veredas que la gente se merece y las ciclovías que nos merecemos".

Para Tapia, en esta jornada "cobra gran relevancia el respeto entre los distintos modos de transporte", lo que según explicó está contemplado en un proyecto de ley que propone, entre otras cosas, reducir la velocidad en zonas urbanas de 60 a 50 kilómetros por hora.

Señaló además que su ministerio está potenciando el transporte público para mejorar su calidad, junto con el cuidado del medioambiente a través de autobuses eléctricos que en el futuro también estarán presentes en el resto de regiones del país.

La celebración se enfrentó a algunas opiniones críticas, como la de Iván Poduje, experto en desarrollo urbano de la Universidad de Chile, quien señaló al portal Emol que la iniciativa "beneficia a un universo pequeño de personas que viven cerca del centro metropolitano".

"Sin una mejora del transporte público, la medida se torna ofensiva para tres millones de personas que no viven cerca del centro o en municipios como Providencia, Las Condes o Ñuñoa", apostilló.

Añadió que "muchas ciudades se pueden sumar al día mundial sin auto, pero son ciudades que tienen un transporte público de mucha mejor calidad".

Según Poduje, "la gente no se compra autos porque sean malas personas o porque quieran contaminar. Se los compran porque la alternativa que el Estado debiera proveer o regular no cumple con lo que se necesita".

Las primeras jornadas orientadas a desincentivar el uso del automóvil y a promover sistemas de transporte más eficientes se realizaron en 1994 en algunas ciudades europeas.

A nivel nacional se celebró por primera vez el Día sin Automóvil en el Reino Unido, el 22 de septiembre de 1997.

En el año 2000 se constituyó como iniciativa de la Comisión Europea con actividades durante una semana, bautizada como "semana de la movilidad". En la actualidad se ha extendido a unas 1.500 ciudades de todo el mundo.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha