eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Las mantillas negras reviven en Sevilla una tradición previa a la Madrugá

- PUBLICIDAD -
Las mantillas negras reviven en Sevilla una tradición previa a la Madrugá

Las mantillas negras reviven en Sevilla una tradición previa a la Madrugá

Las mujeres vestidas con mantillas negras reviven hoy en Sevilla una tradición que conmemora la muerte de Cristo y anticipa la gran jornada de la Semana Santa en la ciudad, la Madrugá, cuando salen en procesión las cofradías más populares de las 71 hermandades de la ciudad, como la Macarena o el Gran Poder.

La mantilla, cuyo origen es difuso y algunos sitúan en los iberos, está considerada como una prenda española, que se popularizó en el siglo XIX y se usa en señal de luto y en conmemoración de la pasión y muerte de Cristo.

Las mujeres se visten con mantillas y peinetas negras, guantes y medias y rosarios en las manos, y recorren las iglesias en las que están las imágenes de las trece cofradías que esta tarde y la próxima madrugada saldrán en procesión.

La extensión del uso de esta prenda ha llevado incluso a los periódicos locales a publicar artículos en los que se precisa cómo se deben vestir las mujeres de mantilla para evitar incorrecciones, entre ellas que el vestido quede por encima de la rodilla, lucir grandes escotes, beber, fumar o llevar gafas de sol.

Tan extendido es su uso que incluso algunas extranjeras se han animado a vestirse de mantilla, como la norteamericana Lily Valentine, quien, en su primera visita a Sevilla en Semana Santa, se ha animado a participar en una costumbre que considera "lindísima" y durante unos días "especiales" para la ciudad andaluza.

Otra mujer, la sevillana Omara Herrera, de 23 años, subraya que la tradición de la mantilla "hay que mantenerla y conservarla", y se muestra "afortunada" por participar, junto a su familia, en un día que está esperando durante todo el año.

Los hombres, por su parte, se visten con trajes y corbatas oscuras, y junto a las mujeres de mantilla, recuerdan que hoy se conmemora la pasión y muerte de Cristo, tras la Última Cena, en la que instituyó la Eucaristía y lavó los pies a sus discípulos, antes de ser arrestado y juzgado ante Caifás tras la traición de Judas Iscariote.

La jornada de hoy está siendo fiel al refrán según el cual "hay tres días en el año que brillan más que el sol: Jueves Santo, Corpus Christi y el día de la Ascensión".

La temperatura primaveral ha facilitado que las mujeres se animen a vestir de mantilla, e incluso algunas niñas, lo que desaconsejan los entendidos en la materia porque, dicen, de esta forma su uso se convierte en un mero disfraz.

En las céntricas calles de Sevilla, el contraste entre sevillanos y forasteros se hace hoy aún más patente por las vestimentas de unos y otros: con sus mejores galas los locales y atuendo cómodo con bermudas, camisetas y chanclas los turistas, que observan atónitos las mantillas de las mujeres.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha