eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Las nuevas tecnologías y el rap modernizan la Ashura en Irán

- PUBLICIDAD -
Las nuevas tecnologías y el rap modernizan la Ashura en Irán

Las nuevas tecnologías y el rap modernizan la Ashura en Irán

Incluso la tradicional festividad de la Ashura, la más importante para los musulmanes chiíes, no escapa a los nuevos tiempos en la República Islámica de Irán, de la mano de la tecnología y de músicas tan poco ortodoxas como el rap.

Junto a los golpes en el pecho, el luto y las típicas ceremonias de duelo de estas fechas, se han abierto un hueco otras formas más contemporáneas para recordar el martirio del tercer imán de los chiíes, Husein, cuyo día culmen es el próximo domingo.

Como era de esperar en Irán, estas "modernidades" no gustan a todos. Los más conservadores ven en ellas una pérdida de la tradición y los valores, mientras que sus defensores alegan la necesidad de adaptarse para atraer a los jóvenes.

"Es cierto que en el pasado las canciones eran muy buenas, pero también muy tristes, y de un año a otro perdíamos a los jóvenes" en las ceremonias, explicó a Efe Hasan Purtahmasbí, que se desempeña estos días previos a la Ashura como "madah" (cantautor de poemas para los imanes).

Purtahmasbí, profesor de secundaria de profesión y "madah" desde hace una década por vocación, consideró que incluir en los cánticos nuevos ritmos e incluso usar como base canciones conocidas de rap hizo que las nuevas generaciones "volvieran a interesarse" por esta tradición.

Su recital en el mercado de Tajrish en Teherán fue seguida con devoción por numerosos jóvenes, que en ocasiones gritaban el nombre del imán Husein y alzaban los brazos como si en un concierto se encontraran.

A estos ritmos raperos se suma en muchas ocasiones el atronador volumen del hilo musical de los altavoces de las "takieh", las casetas en las que las cofradías preparan bebida y comida para los viandantes entre cantos y rezos.

Las "takieh" también han modificado sus menús para adaptarse a nuevos paladares. Las típicas comidas para el imán Husein -los estofados "gheimeh" y "ghorme sabzi"- han dado paso a todo tipo de platos iraníes e incluso a gambas, en las casetas más glamurosas.

Para encontrar la "takieh" apropiada, los iraníes cuentan ahora con un nuevo aliado: la web nazriyab.com, que funciona también como aplicación en los móviles.

Su creador, Davud Mozafarí, de 23 años, decidió con este invento ayudar a solventar los problemas de muchos de sus conocidos, que se quejaban de que con el intenso tráfico en Ashura a veces no encontrar una caseta y comida.

"Unos piensan que nosotros somos muy religiosos por haber creado esta página y otros lo ven mal y consideran que queremos dañar la religión, no hay una visión intermedia", lamentó el joven en declaraciones a Efe.

La plataforma de open data, en la que los ciudadanos incluyen información sobre las "takieh" como la dirección y el tipo de comida, alcanza durante la Ashura los 50.000 usuarios en línea.

Estos cambios no solo son apreciados por los más jóvenes, también Faeze Farshidmehr, una mujer de 55 años ama de casa, comentó a Efe al término de una ceremonia de duelo que "es bueno que el luto se haya actualizado".

"El hecho de que se haya convertido en algo moderno está muy bien, porque la sociedad y el islam han cambiado mucho en 1.400 años", defendió.

El imán Husein, nieto de Mahoma y figura clave del chiísmo, murió en el año 680 de nuestra era a manos del califa Yazid I, tras ser derrotado en la batalla de Kerbalá (Irak).

Pese al paso del tiempo, algunos prefieren mantener las tradiciones intactas para que realmente las ceremonias aporten "savab" o un mérito ante Dios.

El clérigo Jalal Mohebí, experto en sharía o ley islámica, dijo a Efe que cuando los cantos se combinan con música e instrumentos modernos "no tiene 'savab' y son pecado".

"En el pasado cantaban con pena, de manera honesta y pura, pero ahora muchos quieren demostrar su buena voz o hacer ruido", agregó el clérigo, contrario a "usar una vía 'haram' (prohibida en el islam) para atraer a alguien a la vía 'halal' (permitida)".

Más pecaminoso es si cabe para los religiosos que algunos aprovechen estas ceremonias para ligar. Aunque se vistan de negro, el excesivo maquillaje de ellas y el pelo engominado de ellos se aleja del tradicional aspecto de luto y sacrificio que los conservadores esperan durante la Ashura.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha