eldiario.es

Menú

El Consistorio capitalino renueva el equipamiento de la playa de Las Teresitas

El paquete de obras contemplan la reposición de duchas, saneamientos y pasarelas sobre la arena, así como la colocación de aseos y vestuarios accesibles y suponen una inversión de 365.000 euros.

- PUBLICIDAD -
José Manuel Bermúdez y Dámaso Arteaga suprevisando el inicio de las obras.

José Manuel Bermúdez y Dámaso Arteaga suprevisando el inicio de las obras.

 

El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife acaba de iniciar los trabajos para la instalación del nuevo equipamiento de servicios previsto en Las Teresitas, en cada una de las rampas de acceso a la playa. Esta iniciativa contempla la reposición de duchas, saneamientos y pasarelas sobre la arena, así como la colocación de vestuarios y aseos totalmente accesibles, que han sido validados por técnicos de la Sociedad Insular para la Promoción de las Personas con Discapacidad (Sinpromi).

El presupuesto total para el equipamiento asciende a 365.000 euros y ha sido destinado a la adquisición de 10 duchas, 3 módulos de vestuarios (con capacidad para tres personas de forma simultánea), 2 módulos doble de aseos y 1.000 metros cuadrados de tarima que será usada tanto en las 10 plataformas de los accesos como en las 5 pasarelas que discurrirán desde estos hacia la arena.

El alcalde de la ciudad, José Manuel Bermúdez, destacó la importancia de acometer una actuación de estas características en estas fechas “porque la idea es que puedan estar funcionando justo antes de la temporada estival, que es cuando se produce una mayor afluencia de bañistas a Las Teresitas. Se van a sustituir totalmente los aseos, vestuarios, duchas y las plataformas de madera que hay en cada acceso y las pasarelas que discurren sobre la arena”.

El cuarto teniente de alcalde y concejal de Servicios Públicos, Dámaso Arteaga, indicó que esta iniciativa tiene como fin “reemplazar por completo los equipamientos de Las Teresitas, ya que tenían una vida útil de 15 años que ya se había cumplido y cuyo mantenimiento estaba suponiendo mucho trabajo tanto en medios materiales como humanos. Los materiales a colocar son mucho más modernos, accesibles y funcionales, así que espero que, entre todos, contribuyamos a su cuidado y conservación para que puedan ser de la completa utilidad y satisfacción para todos los usuarios de la playa”.

Características

Tanto los aseos como los vestuarios han recibido un tratamiento anti grafiti y disponen, además, de una franja translúcida, en su parte superior, para aprovechar la luz natural. Los trabajos se realizarán en accesos alternos para evitar que haya dos cerrados al público de forma consecutiva y, de esta manera, minimizar las molestias a los usuarios.

El aseo adaptado ocupa una superficie de 10,20 metros cuadrados y cuenta con dos habitáculos de 5,10 metros cuadrados cada uno, dotados de inodoros y lavamanos sin peana. El suelo está hecho de pavimento de gres con baldosas de 45x45 centímetros en color antracita oscuro.

Los vestuarios adaptados tienen una superficie de 10,18 metros cuadrados y están divididos en tres cabinas independientes y con acceso propio, de 3,35 metros cuadrados cada una. Cada una de las cabinas posee un banco empotrado y soldado a la estructura.

En cuanto a las tarimas que se usarán para las plataformas y la madera, están fabricadas en Estados Unidos por la marca TimberTech, realizadas en composit (mezcla de plástico y madera), resistentes a las termitas y al moho y que sobresalen por su capacidad para la absorción de agua.

Las duchas, por último, han sido fabricadas en acero inoxidable y están compuestas por un cuerpo central prismático, dotado de 2 rociadores y 1 lavapies. Se trata de una pieza muy robusta y antivandálica, ya que no dispone de ningún accesorio a la vista y tanto las tapas de registro como apoyapies han sido fijados mediante tornillos de seguridad que requieren de una llave especial para moverlos.

Las tareas de sustitución han comenzado en los accesos 2 y 4, que han quedado completamente cerrados al uso, con el fin de agilizar los trabajos previstos. Los operarios desarrollan su labor en accesos alternos para evitar las molestias a los usuarios que supondría tener clausuradas dos de forma consecutiva. En caso de que los trabajos sufran algún retraso y no puedan concluirse antes de Semana Santa, se detendrán para mantener todos los accesos abiertos durante esos días con el fin de no perturbar a los usuarios. Las labores pendientes se retomarían justo después de ese periodo vacacional.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha