eldiario.es

Menú

La que se avecina vecina

- PUBLICIDAD -
Paco Déniz, sociólogo y diputado regional.

Paco Déniz, sociólogo y candidato de Podemos al Parlamento de Canarias.

Se palpa en el ambiente que el lunes ya nada será como antes. Todo indica que la energía acumulada de la indignación, el movimiento popular y la recualificación del discurso de la izquierda podrá introducir en las instituciones al pueblo trabajador, a las clases medias empobrecidas, al funcionariado maltratado todo este tiempo de crisis, a la juventud que no se contenta con un simple conciertillo de vez en cuando, a la gente parada que se desespera.

El lunes habrá otro escenario diferente al de los últimos cuarenta años. Cuarenta, cámbate. Los medios de comunicación no tendrán otro remedio que amplificar las voces de la gente silenciada todo este tiempo, de la gente que nunca ha tenido quien las represente. Los medios tendrán que acostumbrarse a discursos y puntos de vista diferentes a los de las grandes multinacionales, y por eso las reuniones de los consejos de redacción durarán más, porque habrá que afinar con los titulares.

El presupuesto será reorientado hacia las necesidades primarias y básicas de la población. Se acabaron los tenderetes sin ton ni son. Se acabó el pleito insular y se cuestionará la presencia de la iglesia en las instituciones. También tendrán que responder ante la población quienes hacen maniobras militares sin consultar con nadie.

En fin, que a partir del lunes podremos comenzar la recuperación de la gente con una mejor distribución de las perras y con una planificación de lo que se hace con vistas a diversificar la economía tirando de la agricultura y de las energías renovables. Costará trabajo sí, mucho, no será fácil, pero nosotros somos de acero, y si apoyando este proyecto hay un bloque social convencido de lo que hemos dicho, podremos cambiar las cosas.

Cuando los de siempre pierdan sus poltronas o se las movamos un poquito, se pondrán nerviosos e intentarán recuperarlas como sea, jugando sucio incluso. Pactando con el diablo si es preciso. Ellos son así. Y cuando vean que no hay marcha atrás se pelearán entre ellos. Y nosotros a lo nuestro, sin titubeos, sin dudas, firmes, a gobernar con la participación de la gente que será quien defina las prioridades del gasto. Ahora toca considerar la oportunidad y la posibilidad que se nos abre. Ahora podemos ubicar a la mayoría social en el discurso político, sin complejos.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha