eldiario.es

Menú

A ponerse las pilas

- PUBLICIDAD -

Siete días después de las últimas elecciones generales, los partidos políticos que han obtenido representación parlamentaria parece que están en camino de iniciar los contactos que permitan la formación de gobierno y, en consecuencia, dar carpetazo a una interinidad que ha provocado no pocos perjuicios. Porque más allá de las fechas fijadas explícitamente en el calendario, es innegable que España lleva en campaña electoral muchos meses, demasiados meses; más tiempo del aconsejable y más tiempo del tolerable por la ciudadanía, a la vista del descenso de la participación.

Es la hora de la responsabilidad, de aparcar el sentido del espectáculo y dar un empuje al sentido de Estado. La gente espera de la clase política que resuelva sus problemas, y que lo haga en tiempo y forma, porque de lo contrario, aquellos derivarán en otros nuevos, acaso más graves.

En consecuencia, urge olvidar los eslóganes de la inédita y prolongada campaña electoral que empezó en diciembre del año pasado y arrancar la gobernabilidad del Estado, desde la altura de miras que se le supone a quienes representan al conjunto de la ciudadanía.

Santa Cruz de Tenerife y Canarias tienen importantes problemas que resolver y que dependen, en primera instancia, de la conformación del nuevo Gobierno y, en segundo lugar, del compromiso que adquiera con esta tierra.

Santa Cruz espera un nuevo Gobierno que invierta en políticas de empleo, que desatasque la ampliación de la estación depuradora de aguas residuales, que financie el proyecto de la nueva playa de Valleseco, que ponga en marcha un nuevo programa de rehabilitación de viviendas, que facilite la mejora de la playa de Las Teresitas y las pequeñas obras de accesibilidad en las playas de Anaga o del litoral de Añaza, que asuma el compromiso con nuevas infraestructuras viarias…

Santa Cruz y los chicharremos esperamos, igual que el resto de Canarias, que el Estado apruebe de una vez los aspectos económicos del Régimen Económico y Fiscal (REF) o que se bonifiquen las cuotas de las Seguridad Social a los autónomos, o que se recuperen los convenios de infraestructura y de empleo o que se ejecuten inversiones en el sector turístico.

Santa Cruz y Canarias tienen una agenda de necesidades que debemos reactivar, porque no podemos permitirnos más demora en la aprobación de importantes proyectos, de los que dependen en buena medida la consolidación de la recuperación económica y nuevas oportunidades de progreso y bienestar social para nuestra gente.

Espero que este proceso de negociación que se está abriendo no se prolongue en el tiempo y que todos los partidos estén –esta vez sí– a la altura de lo que han demandado los ciudadanos en las urnas, que no es otra cosa que un pacto para la gobernabilidad. O dicho de otra manera, un “pónganse de acuerdo de una vez”, que equivale también al más coloquial “pónganse las pilas”.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha