eldiario.es

Menú

Gustavo Matos desvela reuniones con el centro comercial para eludir la clausura de la galería

El que fuera concejal del PSOE en el Ayuntamiento de La Laguna y director general de Comercio en el Gobierno canario declaró este miércoles en el juicio, antes que Santiago Pérez

- PUBLICIDAD -
Gustavo Matos, de pie y de espaldas, en la sesión judicial de este miércoles

Gustavo Matos, de pie y de espaldas, en la sesión judicial de este miércoles

La segunda sesión del juicio por la ampliación de la galería comercial de Alcampo La Laguna se reanudó este miércoles con la declaración de los testigos citados por la Fiscalía. En el banquillo se sientan el exconcejal de Urbanismo Francisco Gutiérrez, el arquitecto Vicente González Colino y la jurista Rosa María Paz. Los tres están acusados por un presunto delito de prevaricación urbanística.

El primer testigo en declarar delante de la jueza María Elena Hernández Martín fue Gustavo Matos, exconcejal del PSOE en el Ayuntamiento de Aguere y uno de los denunciantes de las supuestas ilegalidades. El político reveló la existencia de reuniones entre la Gerencia de Urbanismo y el centro comercial para eludir la sentencia que en 2007 dictó el Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC), mediante la que se anulaban las licencias otorgadas por el exedil de Urbanismo. 

Gustavo Matos declaró que, después del fallo del TSJC, se produjeron encuentros entre "representantes de la empresa y la Gerencia de Urbanismo para evitar cumplir la sentencia". El exconcejal destacó que a las reuniones iban "letrados y políticos", aunque no aclaró a qué personas se refería. Una de las consecuencias inmediatas de la resolución de segunda instancia era el cierre de los locales que ocupaban la galería, pero "se hizo todo lo posible para evitar que se ejecutara la sentencia", según relató el que fuera representante del PSOE en el Ayuntamiento de La Laguna desde 1999 hasta 2011.

El exconcejal, que abandonó el Consistorio la pasada legislatura para recalar en la Dirección General de Comercio del Gobierno de Canarias, defendió que la ampliación de la galería de Alcampo requería de la licencia comercial específica para comenzar las obras, lo que niegan las defensas, y sostuvo la importancia de un informe desfavorable emitido por el Cabildo de Tenerife sobre el permiso.

MÁS INFORMACIÓN EN:  www.mirametv.es.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha