eldiario.es

Menú

Diario Turing Diario Turing

El Internet de Todo puede cambiar la cara a América Latina

- PUBLICIDAD -
El Internet de Todo puede cambiar la cara a América Latina

El Internet de Todo puede cambiar la cara a América Latina

El Internet de Todo (IoE, Internet of Everything) le puede cambiar la cara a América Latina, con la ayuda de uno de sus grandes activos, la abundancia de jóvenes, según el presidente de Cisco para la región, el español Jordi Botifoll.

En una entrevista con Efe en Miami, Botifoll habló de los retos y oportunidades que representa el IoE, una revolución en marcha aunque todavía en sus primeras fases, con un valor de mercado calculado en 19 billones de dólares (16,6 billones de euros), de los cuales 870.000 millones de dólares (764.640 millones de euros) corresponden a América Latina.

Según un estudio de Cisco a partir de encuestas a más de 7.000 empresas en el mundo, en ocho años la IoE puede suponer un valor adicional para la economía de México de 197.000 millones de dólares (173.143 millones de euros), de los cuales 167.000 millones (146.776 millones de euros) corresponden al sector privado y el resto al público.

Le siguen Argentina con 79.000 millones de dólares (69.432 millones de euros); Colombia con 74.000 millones(65.038 millones de euros); Chile con 51.000 millones(44.823 millones de euros) y Venezuela con 42.000 millones (36.913 millones de euros).

El IoE consiste, básicamente, en conectar todo a la red y entre sí, cosas, personas, procesos y datos, lo que se traduce en efectividad, optimización, ahorro y mejora de la calidad de vida, entre otros aspectos positivos divulgados por Cisco, la compañía líder en el mundo en sistemas de redes y también en el Internet de Todo.

Significa además "muchísimas posibilidades que no están sometidas a las limitaciones del espacio y la distancia", señala Botifoll.

Cuando se le pide un ejemplo de como el IoE puede ayudar a las personas, este catalán de 52 años menciona que si a una persona se le colocaran sensores, una pieza esencial en esta tercera revolución industrial, como la han llamado los expertos congregados esta semana en Miami por Cisco, en los zapatos, estos darían una información precisa acerca de como camina.

Con esa información se podría saber qué problemas de salud tiene o puede tener si sigue caminando así y se podrían diseñar zapatos que le ayudarían a caminar mejor, entre otras muchas aplicaciones.

Sin embargo, para sacar todo el provecho al IoE es necesario un cambio cultural. La educación tiene un papel esencial en esto, dice Botifoll.

La abundancia de jóvenes, por naturaleza más innovadores y por tanto más proclives a internet que los mayores, en América Latina es una ventaja para estos países a la hora de beneficiarse de el IoE, pero "esa juventud se puede frustrar si no se les da el soporte educativo ni la infraestructura tecnológica suficientes".

Cisco está "súper comprometida" con América Latina y también con la educación. El programa Cisco Network Academy ha brindado a cientos de miles de jóvenes de todo el mundo la posibilidad de cualificarse en el diseño y manejo de redes y ahora también en IoE.

Uno de los campos en los que el IoE ha avanzado más es en el de las ciudades. Hay ciudades inteligentes en casi todas las zonas del mundo y en América Latina, también.

También hay países "inteligentes", como Israel, donde está "digitalizado" hasta el desierto, dice Botifoll.

En la reunión de Miami se ha mencionado a Quito, Guayaquil y Yachay, en Ecuador; a Medellín, en Colombia; a Guadalajara y Puebla, en México, entre otras, como ciudades latinoamericanas inteligentes.

Río de Janeiro, sede en 2016 de los Juegos Olímpicos, es una ciudad que ha hecho "muchos esfuerzos" por avanzar en ese sentido, pero una ciudad tan grande necesita más tiempo para transformarse.

Botifoll señaló que los Juegos Olímpicos de 1992 fueron el inicio de la conversión de Barcelona en una ciudad inteligente y subrayó que Río de Janeiro debería también sacar partido del legado que los juegos van a dejar a la ciudad.

Tanto Barcelona como Río Janeiro son ciudades turísticas pero la primera es hoy algo más, gracias a que ha sabido crear una economía basada en el conocimiento.

Botifoll mencionó que el distrito barcelonés 22@, que equivale a un 12 % de la extensión de la ciudad y se encuadra en el área desarrollado para acoger las instalaciones de los Juegos, ha generado 47.000 puestos de trabajo y creado un modelo energético y de gestión.

"Eso mismo le puede ocurrir a Río de Janeiro si sabe aprovechar el legado y sabe crear un nuevo modelo de ciudad después de los Juegos aprovechando al máximo la inversión", subrayo.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha