eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú
ElCarterodelosCarpatos

ElCarterodelosCarpatos

Usuario desde Enero 2013

Nº de comentarios Reacciones
23
  • Sociedad

    "Billy el Niño era un sádico. Era evidente que disfrutaba con lo que hacía"

    #7 Pues lo cierto es que el amigo Jesús no se va a cruzar con González Pacheco en Madrid ni en ningún sitio. Billy el Niño lleva una temporada criando malvas. Los demás interfectos, o están en las mismas condiciones o poco les falta. Los años no pasan en balde.

  • Sociedad

    Dar el pecho a un bebé en público: ¿qué problema hay?

    #42 Bueno... Eso es sentido común. Enhorabuena por tu acertada reflexión.

  • Sociedad

    Dar el pecho a un bebé en público: ¿qué problema hay?

    #41 ¿Tú has leído el artículo, y la noticia? Se está hablando de lactancia, de dar el pecho a un bebé, no de sexo... Alguna gente, vaya, vaya...

  • Sociedad

    Dar el pecho a un bebé en público: ¿qué problema hay?

    #22 Bueno, bueno... Un poco de tranquilidad y objetividad. Estoy acostumbrado a ver cómo se da de mamar en público, es una costumbre muy extendida en mi ciudad (andaluza) de origen. Las pioneras fueron las gitanas, después las hipilondrias y más tarde las marus. O sea, que dar de mamar en público ni me escandaliza ni me parece obsceno ni nada que se le parezca. Sólo me parece inadecuado para la única persona de la que nadie habla en esta línea: el bebé. Con tantos derechos y soflamas feministas se nos olvida siempre lo importante, claro. Todos los médicos que recomiendan la lactancia materna (que son la inmensa mayoría), recomiendan también que se lleve a cabo en un ambiente de tranquilidad, donde el bebé y la madre puedan establecer esa relación vital (alimentar a un hijo de tu propio cuerpo, nada menos), con la suficiente intimidad entre ambos, en sosiego, en un ambiente relajado donde el bebé se sienta seguro y sin más estímulo que lo distraiga que el acto mismo de nutrirse de su madre. Establecer ese vínculo y costumbre tan elemental y tan importante es una faceta decisiva de la lactancia materna. No niego que pueda haber ocasiones en las que, por imponderables de tiempo, etc, la madre se vea obligada a dar de mamar en un lugar público. Cuando esto sucede, la dirección del local debería de tener la consideración de ofrecer un espacio confortable para ello (no la taza de un retrete, mi madre dio de mamar a mis hermanos en muchas cafeterías y restaurantes, cuando viajábamos, y nunca se la trató con mezquindad ni sordidez). Otra cosa es la política de "sacar la teta en cualquier parte" para que el bebé "se alimente a demanda". Estupendo: les das de mamar en cualquier lado, de cualquier manera y en las condiciones que sean, a cualquier hora... Y dentro de tres años tienes un niño obeso y gilipollas por lo consentido. Obesidad y gilipollez, dos grandes lacras de nuestro tiempo. Saludos.

  • Sociedad

    Dar el pecho a un bebé en público: ¿qué problema hay?

    #21 Bueno, bueno... Un poco de tranquilidad y objetividad. Estoy acostumbrado a ver cómo se da de mamar en público, es una costumbre muy extendida en mi ciudad (andaluza) de origen. Las pioneras fueron las gitanas, después las hipilondrias y más tarde las marus. O sea, que dar de mamar en público ni me escandaliza ni me parece obsceno ni nada que se le parezca. Sólo me parece inadecuado para la única persona de la que nadie habla en esta línea: el bebé. Con tantos derechos y soflamas feministas se nos olvida siempre lo importante, claro. Todos los médicos que recomiendan la lactancia materna (que son la inmensa mayoría), recomiendan también que se lleve a cabo en un ambiente de tranquilidad, donde el bebé y la madre puedan establecer esa relación vital (alimentar a un hijo de tu propio cuerpo, nada menos), con la suficiente intimidad entre ambos, en sosiego, en un ambiente relajado donde el bebé se sienta seguro y sin más estímulo que lo distraiga que el acto mismo de nutrirse de su madre. Establecer ese vínculo y costumbre tan elemental y tan importante es una faceta decisiva de la lactancia materna. No niego que pueda haber ocasiones en las que, por imponderables de tiempo, etc, la madre se vea obligada a dar de mamar en un lugar público. Cuando esto sucede, la dirección del local debería de tener la consideración de ofrecer un espacio confortable para ello (no la taza de un retrete, mi madre dio de mamar a mis hermanos en muchas cafeterías y restaurantes, cuando viajábamos, y nunca se la trató con mezquindad ni sordidez). Otra cosa es la política de "sacar la teta en cualquier parte" para que el bebé "se alimente a demanda". Estupendo: les das de mamar en cualquier lado, de cualquier manera y en las condiciones que sean, a cualquier hora... Y dentro de tres años tienes un niño obeso y gilipollas por lo consentido. Obesidad y gilipollez, dos grandes lacras de nuestro tiempo. Saludos.

  • Diario Kafka

    Santas reliquias inmobiliarias

    #10 Nadie puede exculparse permanentemente de analizar su propia responsabilidad en los sucesos esenciales, públicos y privados, que afectan a su existencia. Lo decía Hans Magnus Enzensberger y siempre he estado de acuerdo con ello. Lo de tener siempre la razón porque los demás tienen la culpa de todo lo malo que pasa... no. Magnífico artículo.

  • Diario Kafka

    Todo mentira

    #38 La "conquista de Granada" por los Reyes Católicos, cuando en realidad fue una entrega de la administración de la ciudad pactada entre la aristocracia nazarí y las coronas de Castilla y Aragón, reservándose cada parte sus ámbitos de poder, prerrogativas y posesiones. Todo ello reseñado y rubricado en las Capitulaciones de Santa Fe. De ahí el supuesto "exilio" de Boabdil, la leyenda de la maldición materna (Aixa La Horra): "Llora como una mujer lo que no supiste defender como un hombre", en el Suspiro del Moro. Lo cierto es que Bobadil partía de Granada para incorporarse a su nuevo cargo al servicio de los Reyes Católicos, como cabeza y autoridad suprema del señorío de las Alpujarras.

  • Burbuja Literaria

    No, no duele

    #16 Bueno, ¿y qué ha pasado con la Burbuja Literaria? ¿igual que con la de cemento? La sección prometía. ¿Pensáis dejarla morir por inanición? ¿No hay escritores, periodistas, críticos, blogueros...alguien que quiera mojarse y continuar con la iniciativa aun a riesgo de que el stablishment editorial, el lobby kultural y el clan de los Muñoces coloque siete cruces sobre su nombre? Chicos, tenéis dos opciones: o convertir El Diario Kafka en un clon modernillo de El Cultural o romper huevos para hacer la tortilla. (Con perdón por lo de "tortilla"). Ea. a ver si le echáis un poco de ánimo.

  • Diario Kafka

    La religión del todo gratis

    #1 En la medida en que se popularizan y abaratan los contenidos culturales, los mismos se simplifican hasta la banalidad absoluta. El "todo gratis" lleva la ecuación a su límite radical: todo insignificante. De ahí, la muerte de la cultura y la instauración de la simpleza y la fealdad como elementos pseudoestéticos que cualquiera puede digerir. Al final, basura gratis para todos. Más democrático, imposible.

  • Diario Kafka

    La Iglesia, los niños y la invención del amor

    #3 Interesante artículo. De religión (tal como titula DK este "monográfico"), no se habla una palabra, pero bueno. No me molesta que se remuevan los casos de efebofilia, pederastia y demás guarradas en la iglesia católica ni en ninguna iglesia ni en ningún sitio. Por ejemplo, las acampadas de verano y otros esparcimientos al aire libre, hogaño y antaño, eran y son escenarios idóneos. Haría falta un estudio del tema y saber con certeza y números cuántos monitores y monitoras y otra "gente maja" están y estuvieron implicados en abusos a menores. En fin, ya le digo, estos artículos sobre temas tan delicados siempre son importantes. La religión, como siempre: una "maría". Saludos.