eldiario.es

Síguenos:

Boletines

Boletines

Menú

Mariano Rajoy de la mano con Convergència, el PNV y Ciudadanos

Sin duda estamos ante un caso de gran sentido de Estado por parte de Mariano, que hubiera tildado la misma operación con el partido de Pujol y Mas de separatista y terrorista de haberla propiciado ZP o Pedro Sánchez

44 Comentarios

- PUBLICIDAD -

Ana Pastor es lo más parecido a Mariano Rajoy. En términos políticos, de afinidad y confianza mutua, son almas gemelas. Sí, ya sé que una es mujer y otro hombre; que una no lleva gafas y el otro tiene barba, pero políticamente son cuates, aunque esta palabra no les guste o la desconozcan. Conmilitones, cabría decir.

De manera que proyecto de regeneración política o de renovación generacional en el nombramiento de Pastor, ninguno.

No deja de resultar espeluznante que, según cuentan los de Ciudadanos, Rajoy ofreciera en primera instancia como presidente del Congreso a Jorge Fernández Díaz. Sujeto que tenía que haber dimitido del cargo desde que no fue al funeral por una policía nacional asesinada, prefirió estar en un acto del PP; desde que recibió a corrupto Rato en su despacho de ministro, como no hizo con otros delincuentes; desde que conspiró para encontrar munición contra sus adversarios políticos nacionalistas catalanes, utilizando a la policía estatal; desde que fomentó el carajal policial, el pinchazo telefónico, la medalla a la virgen, la oficina del DNI en Tarancón…

Pastor ha sido nombrada presidenta del Congreso y aplaude turbada a los que la aplauden, como en esos concursos televisivos, puramente tautológicos, en los que es nombrar el presentador al invitado, y la gente rompe a aplaudir sin haberle oído decir nada de mérito que merezca semejante efusión.

La gracia del asunto consiste en que los enemigos acérrimos de España, los rompedores de la unidad nacional, ¡han sido tentados por Mariano y cierra España! Así, vemos que el partido hasta ahora conocido como Convergència -Miquel Iceta dice que hay que nombrarlos igual que al cantante conocido como Prince- parece que ha facilitado la llegada de la designada por Rajoy a la presidencia del Congreso.

Sin duda estamos ante un caso de gran sentido de Estado por parte de Mariano, que hubiera tildado la misma operación con el partido de Pujol y Mas de separatista y terrorista de haberla propiciado ZP o Pedro Sánchez, o cualquier otro que no hubiera sido él.

Pastor no tiene una idea propia en su currículum. Consta una fidelidad sumisa, y en gananciales, a Mariano y un esquematismo de amigos y enemigos que mudará sin despeinarse tras abrir esta nueva etapa sigilosamente, sin que afloren los nuevos pactos.

Mariano habla no solo con el partido conocido como Convergencia, también con el PNV. El PNV ha votado al PP en el Senado; sí, con inefable Barberá huyendo de los medios, en el burladero de la comisión permanente y afanando durante semanas sin dar ni golpe. Mariano facilitará que el partido de Pujol y Mas tenga grupo parlamentario en el Congreso, aunque no de la talla en escaños. Es por España.

De manera que entre Ciudadanos, el PNV y el partido hasta ahora conocido como Convergencia (reaccionario hasta la corrupción), pretende Mariano tejer una legislatura que, como decían antes los cronistas deportivos, promete ser de infarto, o de escándalo en la Condomina.

En el otoño tiene el PNV elecciones autonómicas y quién sabe si los parlamentarios del PP le permitirán seguir en el Gobierno pese a perder votos y escaños.

En setiembre tiene Puigdemont una moción de confianza, y quién sabe si asistiremos al espectáculo del Albiol y la Levi votando con el partido hasta ahora llamado Convergencia y contra la CUP. Será por España.

Dice Mariano que quiere una regeneración y eso provoca una sonrisa bobalicona entre los jóvenes peperos que creen que pueden pillar. Regeneración que a él no le alcanza, como tampoco a su alter ego Pastor, ni tampoco a Fernández Díaz , turiferario del régimen que huele a embajada, así en el Vaticano como en algo parecido al Londres de Trillo.

Después de decir en la legislatura express que ir para nada es tontería, Mariano parece estar dispuesto ahora a ir a la investidura, incluso en presunta minoría, aureolado de enemigos acérrimos: naranjitos y destructores de España en general, enemigos entre ellos mismos también.

La prueba de la nueva entente entre España unida y los que la quieren romper son los diez diputados nacionalistas catalanes y vascos que han facilitado la configuración de la mesa del Congreso en favor del PP. Los nacionalistas vascos dicen yo no he sido, lo que añade un rasgo vergonzante a la siniestra operación. Se trata de apoyarse, pero sin que se note hasta el punto de hacer perder votos.

Una vez formado el gobierno, con estos apoyos hasta ahora extravagantes para Mariano, una cosa será salir elegido presidente y otra ser capaz de sacar adelante leyes en la legislatura. Europa nos espera con la recortada, nos va a poner exámenes trimestrales de cuentas y parece que penalizarán los 300 días de gobierno en funciones que nos vamos a pegar. Va a ser una legislatura apretada, entretenida, convulsa.

La nave va y Mariano cuenta con Ciudadanos, el PNV y el hasta ahora conocido como Convergencia, top en el uso de metáforas marinas.

(Se ha muerto José Ramón Recalde, victima de la dictadura de Franco, que lo detuvo, torturó y encarceló, y de la dictadura de ETA, que le pegó un tiro en la boca y lo torturó con heridas que le acompañaron hasta su muerte. Un intelectual comprometido, que luchó por sus ideas siempre. Riguroso, honrado, éticamente exigente. Escrito y escribidor, leído y lector; siempre con sentido del humor. Un abrazo para María Teresa Castells y sus hijos, para su librería Lagun, que lucharon contra Franco y contra ETA y que nos dieron tantos libros y conversaciones).

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha