eldiario.es

9

MINUTO POLÍTICO Los temas de este martes

Nueva gran ruta en el Cerro Torre: La travesía del Oso Buda

Abierta por un experto patagónico, Colin Haley, con un novato, Marc-André Leclerc

Se trata de la travesía al revés de la conocida Travesía del Torre, abierta en 2008 por Rolando Garibotti y Colin Haley

El nombre es un homenaje a dos amigos fallecidos Bjørn-Eivind Årtun y Chad Kellog que la intentaron en 2012

En el segundo largo de la vía ‘Standhart’ inmersos en una situación típica en Patagonia: una zona desplomada de 5.10, con las  botas y los crampones colgando del arnés, y con un espectacular escenario de fondo (© Facebook de Colin Halley).

En el segundo largo de la vía ‘Standhart’ inmersos en una situación típica en Patagonia: una zona desplomada de 5.10, con las botas y los crampones colgando del arnés, y con un espectacular escenario de fondo (© Facebook de Colin Haley).

Hace años el famoso alpinista y escritor Joe Simpson escribió un libro bajo la idea de que no se puede escalar por los amigos fallecidos. Pero lo que no dijo es que no se debiera recordarlos. Es más, una buena muestra de humanidad alpina sería no olvidarlos jamás y honrar su memoria cuando toca. Esto es lo que han hecho Colin Haley y Marc-André Leclerc entre el 10 y el 21 de este mes de enero en Patagonia al terminar cumpliendo el sueño de dos colegas que ya no lo pueden realizar: Bjørn-Eivind Årtun y Chad Kellog.

Su idea consistía en escalar la Travesía del Torre (1.600 m, 90°, 6b+, C1) al revés, de sur a norte en lugar de norte a sur, es decir: empezando por el grande. Después de comenzar a ser intentada a mediados de los años 80, según recoge Pataclimb, fueron Colin Halley y Rolando Garibotti quienes completaron esta perseguida, y hasta cierto punto disputada, primera travesía del Cerro Torre en cuatro días de 2008, cuando comenzaron escalando el Cerro Standhart y concluyeron rapelando la vía Ragni del Cerro Torre.

Para hacerla al revés, Haley y Leclerc, éste en su primer año patagónico, comenzaron en el Cerro Torre por la vía Ragni del 74 –ya aceptada como primera reconocida de la montaña–, para seguir mediante una combinación de rutas por este cordón en dirección al norte. La idea surgió de Bjørn, palabra que significa “oso” en noruego, que la intentó con Chad, de religión budista, en 2012. Por desgracia, el primero falleció en febrero de ese mismo año con un amigo escalando una difícil ruta de hielo en la pared del Kjerag en Noruega, mientras que Chad sufrió una avalancha de roca mortal en el Fitz Roy en 2014. “Esta ruta es el testimonio de la visión e inmenso optimismo que Bjørn-Eivind Årtun poseía”, explica Haley.

En el cuarto largo de la vía 'Venas azules', AI4 C1 - D2 (© Facebook de Colin Halley).

En el cuarto largo de la vía 'Venas azules', AI4 C1 - D2 (© Facebook de Colin Haley).

Esta es, día a día, la cronología de la actividad que Colin Haley resume en su página de Facebook.

17- Llegan al campo Niponino.

18- Salen a las 4am y llegan al Filo Rosso al atardecer, donde montan la tienda.

19- A las 11.50am ya han escalado la Ragni del Cerro Torre. Rapelan tres largos y se echan una siesta mientras esperan que la cara norte esté en sombra. Comienzan a rapelar por ella a las 6pm y a las 10pm montan la tienda un poco por encima del “Col de la Mentira” (el collado entre Torre y Egger, bautizado por Cesare Maestri como Col de la Conquista).

20- Terminan los rápeles hasta el collado, y comienzan Venas azules (esta ruta fue abierta por Bjørn-Eivind Årtun y Ole Lied en diciembre de 2011) hacia las 8.15am, donde escalan cinco largos y medio (se equivocaron, sólo debían escalar cuatro y atravesar a la derecha para unirse a la Ruta americana) por lo que se embarcaron ante el abundante hielo-escarcha que hacía inviable seguir por ella y tuvieron que rapelar y atravesar con más gasto de tiempo y energía hasta la Ruta americana. Primero por ella y luego desviándose más a la derecha llegan a la cumbre de la Torre Egger con las últimas luces y vivaquean unos metros por debajo de la cima.

21- Descenso sin problemas por la cara norte de la Egger y rápida escalada de la próxima Punta Herron desde el lado sur. Descienden por la vía Spigolodei bimbi con problemas por el viento y un atasco de cuerda para llegar al Col dei Sogni a la 1pm. Desde ahí, Marc abre tres largos para unirse a El Caracol, que siguen durante seis tiradas para llegar a la cima de la Standhart a las 11.10pm.

Con 1.200 metros y dificultades en hielo y mixto de 90° y M6 y en roca de 6a+ en libre y C1 en artificial limpio es, comparada con la Travesía del Torre, –recoge Pataclimb en su valoración – “bastante diferente en carácter al implicar mucha más escalada en hielo y mixto. Presenta menos desnivel pero es comparable o sólo un poco más fácil en dificultad. El tiempo dirá cuál de las dos se convierte en la más repetida”.

 

Fuentes: Pataclimb.com, Facebook de Colin Haley

 

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha