eldiario.es

9
Menú

eldiario agrícola eldiario agrícola

La Eurocámara traslada a la Comisión y al Consejo que se deben mantener las inversiones en las regiones menos desarrolladas a partir de 2020

El Parlamento de la UE muestra su preocupación por el impacto de los posibles recortes en el presupuesto post 2020 y pide que siga la intensidad en los apoyos al turismo sostenible, la energía verde y la agricultura

- PUBLICIDAD -
El Parlamento Europeo rechaza elevar la compatibilidad del CETA al TJ de la UE

Sede del Parlamento Europeo, en una imagen de archivo EFE

El pleno de la Eurocámara ha solicitado este martes en Estrasburgo el mantenimiento de las inversiones y de los fondos europeos de cohesión en aquellas regiones consideradas de renta baja y especialmente en las que registran un bajo crecimiento.

La resolución, aprobada con 488 votos a favor, 90 en contra y 114 abstenciones, se centra en la necesidad de que la Comisión Europea y las autoridades competentes a niveles estatal, regional y local sigan apostando por las inversiones en estas regiones con el objetivo de reforzar la cohesión entre territorios.

A pesar de la presión sobre el presupuesto europeo debido a la salida de Reino Unido de la Unión prevista para 2020 y el consiguiente agujero en las aportaciones de los Estados miembros, la UE "debe seguir apostando por proyectos de inversión" que ayuden a reducir las desigualdades territoriales, dice el documento.

"Los efectos negativos de la crisis económica y financiera", especialmente en las regiones de menor crecimiento, "han reducido el margen de la política presupuestaria y han traído recortes en la inversión", según la resolución, por lo que es necesario definir "estrategias a medida" para cada región.

En concreto, los eurodiputados han pedido que se "definan las regiones menos desarrolladas" teniendo en cuenta la clasificación NUTS III y se potencien "las actividades productivas locales" a través del fomento del turismo sostenible, la economía circular, la transición energética local y la agricultura.

El impulso a la educación y la formación debe ayudar, según la Eurocámara, a reducir el desempleo entre los jóvenes y "animarlos así a permanecer en estas regiones". Además, la resolución incide en la necesidad de facilitar el acceso al crédito para las pymes y a apoyar y mejorar la gestión de las administraciones regionales.

"No debemos olvidar el papel fundamental de la política de cohesión para el impulso de la competitividad. Las regiones menos desarrolladas parten de una situación de desventaja, ayudarlas debe ser una prioridad para la UE", ha asegurado la ponente parlamentaria Michela Giuffrida, del grupo de los socialdemócratas.

Aunque ninguna comunidad autónoma española está catalogada como región de renta baja, cuatro de ellas cuentan con un PIB cercano a la media comunitaria pero escaso ritmo de crecimiento: Andalucía, Castilla-La Mancha, Murcia y Canarias.

Esta clasificación se basa en un informe sobre competitividad regional publicado por la Comisión Europea en abril de 2017, el cual incluye un estudio de 47 regiones de 8 países miembros.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha