eldiario.es

Menú

Francia arrebata a Madrid el sueño de la edición 2018

MADRID

Francia acogerá la edición de 2018 de la Ryder Cup de golf, la competición bianual que enfrenta a Europa con los Estados Unidos y a la que también optaba Madrid, y será el segundo país fuera de las Islas Británicas en organizar el evento, después de que lo hiciese el campo español de Valderrama, en Sotogrande (Cádiz).

- PUBLICIDAD -

WENTWORTH (INGLATERRA), 17 (EUROPA PRESS)

Francia acogerá la edición de 2018 de la Ryder Cup de golf, la competición bianual que enfrenta a Europa con los Estados Unidos y a la que también optaba Madrid, y será el segundo país fuera de las Islas Británicas en organizar el evento, después de que lo hiciese el campo español de Valderrama, en Sotogrande (Cádiz).

El proyecto francés era considerado el favorito por todos antes de que George O'Grady pronunciase su nombre en la localidad inglesa de Wentworth, y los pronósticos se cumplieron, arrebatando el sueño a la capital española, que esperaba que la solidez de su candidatura, su tradición golfística en Europa y la figura del fallecido Severiano Ballesteros pudieran ser los argumentos para hacerse con la designación.

Sin embargo, Francia, con un gran recorrido como el Le Golf National, casa del Open del país y ya construido hace más de 20 años, una ciudad atractiva como París, tanto a nivel cultural como turístico, y un gran proyecto de legado, decantó la balanza de su lado, pese a no tener tanto peso en el mundo del golf, batiendo al proyecto español, y a Portugal, Alemania y Holanda, las otras aspirantes.

Para Madrid y España, la no designación es una nueva decepción de cara a acoger una competición deportiva con tanta relevancia mundial después de sus dos reveses para los Juegos Olímpicos o la pérdida del Mundial de Fútbol de 2018 que fue para Rusia en una candidatura conjunta con Portugal. Los franceses, en cambio, tendrán la Eurocopa de 2016, y dos años después recibirán a la Ryder.

"La candidatura francesa ha estado por encima de las otras gracias a su recorrido, Le Golf National, y de su Open más que centenario, de la calidad de sus infraestructuras, de sus profundas raíces en el corazón del golf francés y sus licencias, y de su programa que permitirá a Francia dar en herencia al mundo del golf una nueva generación de golfistas", señaló O'Grady.

"La decisión de seleccionarnos es un gran honor y trabajaremos muy unidos con los socios europeos para hacer un gran evento", indicó Pascal Grizot, director de la candidatura francesa, que tuvo un recordatorio para 'Seve', que "reunió el espíritu de la Ryder y el golf".

Además, el dirigente recordó que "el éxito francés es el éxito continental". "Espero que sea un éxito y necesitamos la colaboración de todos. Somos conscientes de la gran responsabilidad que tenemos y nos damos cuenta de lo que hemos alcanzado, sobre todo para un deporte que ha crecido mucho en nuestro país", apuntó.

"La Ryder 2018 va a ser beneficioso para todos y ayudará a reforzar nuestros lazos con la comunidad golfística internacional. Espero ver a todos en lo que será un evento maravilloso", sentenció Grizot.

"FRANCIA ORGANIZARÁ UNA MEMORABLE RYDER".

Por su parte, Richard Hills, director de la Ryder Cup en el Circuito Europeo, felicitó a los ganadores y dio su "más profunda gratitud" a todas las candidatas, que les han obligado a realizar "el proceso de evaluación más detallado" al que se han enfrentado.

El dirigente aseguró que Francia les dio "la confianza para creer que organizará una memorable Ryder Cup en siete años". "De todos modos, hay cuatro medallistas de plata impresionantes como Alemania, Holanda, Portugal y España, las cuales estaban todas bien posicionadas para acoger el evento de 2018", añadió, recalcando que otra "clave" en la elección fue "el fuerte legado" por el que apuesta el proyecto galo que "actuará como catalizador para atraer a nuevos jugadores".

De este modo, las estadounidenses Medinah y Hazeltine albergarán las ediciones de 2012 y 2016, mientras que la escocesa de Gleneagles hará lo propio en 2014. Cuatro años después, el Le Golf National se encargará de reunir a los mejores golfistas del Viejo Continente y de los Estados Unidos para pelear por el trofeo creado por Samuel Ryder.

El recorrido, situado a las afueras de París en la localidad de Saint-Quentin-en-Yvelines, tomará el relevo de Valderrama, que en 1997 acogió la edición que Europa, capitaneada por 'Seve' derrotó a los americanos por 14,5 a 13,5.

El proyecto francés tenía a su favor el tener un recorrido contrastado y de nivel con el 'Albatros', sede del Open de Francia, el más antiguo que se celebra en suelo continental (1906), desde 1991 hasta 2011, salvo en los años 1999 y 2001. Con una amplia capacidad para la masiva afluencia de espectadores que atraerá la Ryder, sus últimos cuatro hoyos son decisivos y los expertos lo consideran ideal para el formato 'match-play' de la competición.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha