eldiario.es

9

Gustavo Matos: "Hay que acabar con la espiral social que condena a la gente a no tener oportunidades"

"Hay que regenerar al Partido Socialista para que este regenere la política en Canarias"

"He visto a mucha gente válida quedarse en el camino por cuestiones económicas"

"Me gustaría una Canarias que se venda fuera como una oportunidad, no como un problema"

"Canarias debe recuperar el peso de su sector cultural y audiovisual"

- PUBLICIDAD -
Gustavo Matos.

Gustavo Matos.

Edad: 40 años

Avales: 1.169

Cargo actual: Director General de Comercio y Consumo del Gobierno de Canarias.

 

Es abogado de profesión, pero cuando contaba solo 26 años comenzó su andadura política como concejal en el Ayuntamiento de La Laguna. Desde entonces ha sido consejero en Teidagua y en la Sociedad Municipal de Viviendas y Servicios de La Laguna, y administrador de una asesoría jurídica. Desde 2011, Matos es Director General de Comercio y Consumo en el Gobierno de Canarias. Su decisión de competir en estas primarias sorprendió al partido, ya que competiría con su propia jefa, Paquita Luengo, ya que también ella había anunciado que se presentaba. Sin embargo, finalmente la lucha entre ambos no tendrá lugar ya que Luengo no logró los avales necesarios para entrar en las primarias y, de hecho, ha anunciado públicamente que apoyará la candidatura de Matos a la presidencia. Aunque es quien menos avales ha logrado (solo 24 votos menos que los conseguidos por Darias), los consiguió “sin ningún padrino ni respaldo de ningún aparato regional o insular del partido".

¿Cómo definirías tu forma de hacer política?

Si la tuviera que definir en una sola palabra sería cercana. Me formé políticamente en la vida local, en un ayuntamiento. Estuve muchos años de concejal en la oposición y no entiendo la política de otra manera que no sea pegándome al ciudadano, escuchándole y sobre todo, aprendiendo. Así que cercanía sería la palabra.

¿Crees que este proceso de primarias favorece a quien tiene un perfil más activo en las redes sociales?

Te puede dar una ventaja en el sentido de que eres más conocido. Pero tal y como está pensado, este proceso tal y como está planteado, da cierta ventaja a los candidatos que tengan más implantación orgánica. Por ejemplo en la recogida de avales, estará favorecido el que esté mejor instalado en los órganos del partido. En cualquier caso, los ciudadanos irán a votar, hay que animarles a que participen porque es un proceso histórico. Ningún otro partido en Canarias hace algo así y, aunque tiene sus defectos, se irán corrigiendo en próximas ocasiones. Creo que tendríamos que haberle dado más publicidad al proceso, que el plazo para poderse inscribir es muy corto, pero con todo eso, el PSOE está dando un paso adelante espectacular en cuanto a la regeneración política de Canarias.

¿Eres más de reivindicar en la calle o en las redes sociales?

Creo que son complementarias. Hay reivindicaciones que nacen en las redes y acaban en las calles y viceversa. No soy de los que creen que haya un mundo online y otro offline, creo que todo es lo mismo y solo cambia el método.

¿Qué aporta tu candidatura para Canarias, es decir, en qué se diferenciaría tu presidencia (si ganaras) de la forma de hacer política de Paulino Rivero?

No me gusta compararme con otros políticos ni me defino por contraposición. Eso te empobrece como candidato. Por eso hemos dado este paso sin saber qué iba a pasar en Coalición Canaria ni en el Partido Socialista. Este es un proyecto que está construido sobre todo desde la base, tras haber escuchado a mucha gente y haber entendido que los problemas son los mismos en Puerto del Rosario que en Santa Cruz de La Palma. Los problemas de los canarios, aunque vivan en islas diferentes, hoy por hoy son muy parecidos: no se les garantiza un mínimo para mantener una vida digna. Y ese es el gran reto: acabar con la pobreza energética, acabar con que haya familias que no tienen ningún recurso... ¿Qué me diferencia? Que es un proyecto muy pegado a la ciudadanía.

¿Cómo definirías al nacionalismo canario?

Al canario y a cualquier otro. Yo soy un internacionalista, como cualquier socialista. Los problemas sociales no los veo por territorios sino por personas. A unos les va bien y a otros mal, unos arriba y otros abajo, sin importar el territorio. Entiendo los problemas de la gente por cómo viven y sus circunstancias personales más que por dónde han nacido.

 ¿Cómo definirías tu proyecto, tu objetivo?

Es un proyecto que debe regenerar al Partido Socialista para que este regenere la política en Canarias. Que seamos capaces de construir entre todos un modelo social para Canarias para los próximos años que sea sostenible. El modelo social actual no lo es y Canarias no funciona. Si aún con nuestro motor económico a pleno rendimiento, con casi 15 millones de turistas, seguimos manteniendo la misma tasa de paro, un desempleo juvenil de más del 50% y 40.000 familias viviendo sin recursos, eso significa que algo no va bien. Esos mismos turistas, además, consumen recursos naturales y hay que mantener carreteras, infraestructuras, seguridad, playas limpias... Algo no funciona en Canarias y el reto es que funcione.

¿Qué es lo más urgente que hay que solucionar en Canarias?

Tratar de que la economía de Canarias funcione y que no excluya a miles de ciudadanos, que viven, hoy por hoy, una realidad de no retorno, sin futuro, sin perspectivas y cuya máxima aspiración es trabajar en el sector servicios con jornadas maratonianas y salarios reducidos, que nuestra gente la más preparada no se tenga que marchar. Eso sería lo primero, poner sobre la mesa medidas para que Canarias dentro de quince años se gane la vida de otra manera, con mucho peso en el turismo, pero diversificando su economía, haciéndola más competitiva y con una sociedad un poco más justa que la que tenemos ahora”.

Has dicho quince años, yo iba a preguntarte cómo te imaginas el Archipiélago dentro de cien...

Las cosas cambian tan deprisa que no me atrevo a imaginar ni dentro de diez, así que imagínate cien. Dentro de quince o veinte años... Me gustaría soñar con una Canarias en la que el 50% de su energía sea renovable, que eso haya generado una industria tecnológica a su alrededor, que a su vez haya creado una formación técnica en las universidades vinculadas a las energías renovables. Me gustaría una sociedad en la que se les hubiera garantizado a todos los ciudadanos un mínimo vital con el que poder afrontar cada día, una Canarias que se venda hacia fuera como una oportunidad y no como un problema, más internacionalizada hacia África, que recupere el peso de su sector cultural y audiovisual, que haya sido capaz de crear una industria cinematográfica en las Islas, con la quinta libertad aérea aprobada para convertir a las islas en un centro de comunicación de mercancías y personas... Y sobre todo, una sociedad en la que mis hijos no se tengan que marchar.

¿Quién es tu mentor político?

Tengo muchos. Con todos los que he trabajado he tenido la oportunidad de aprender, y no solo con gente de mi partido. Pertenecer al PSOE es hacerte heredero de un legado ideológico de muchas personas, algunos conocidos y otros no, así que han sido muchos.

¿Y tu inspiración personal?

Creo que el provenir de un barrio humilde y una familia humilde, y haber tenido que abrirme paso en la vida a base de esfuerzo y trabajo ha hecho que mi motivación sea la capacidad de superación, la colectiva, no la individual. Creo que las cosas se consiguen si las sueñas, cuando bajas los brazos y te resignas, ahí se terminó todo. Las cosas pueden ser mejores, pero hay que trabajar mucho.

¿Zapatero o Rubalcaba?

De todos los dirigentes socialistas siempre se aprende algo, aunque me identifico más con Pedro Sánchez por un tema generacional. En cualquier caso, ellos fueron el presidente y el ministro del Interior que acabaron con ETA, por poner solo un ejemplo.

¿Te sientes identificado con la llamada casta política?

No y además me duele. Cuando veo que llaman casta a alcaldes y concejales de pueblos que casi no cobran un duro por lo que hacen, que compatibilizan su trabajo con el ayuntamiento, que no descansan, que trabajan más en los fines de semana que durante la semana, eso me parece de lo más injusto. Hay que acabar con determinadas conductas y privilegios, pero no se puede generalizar.

¿Crees que los políticos deberían tener un sueldo más acorde con la situación económica del país?

Tienen que estar bien pagados por una razón muy sencilla: la política no puede ser una actividad solo para ricos, es decir, que solo se dediquen a ella personas ociosas con un gran patrimonio. O garantizamos una remuneración justa o solo se podrán dedicar a ella los más ricos, y eso no es bueno porque se dejaría fuera a la mayor parte de la sociedad. Pero también creo que hay que exigirles trabajo, dedicación y honestidad.

¿Te ves en un gobierno nacional?

No abandonaría la presidencia por un ministerio. Es una responsabilidad que a todos nos gustaría, pero mi compromiso es con Canarias.

¿Con quién no pactarías nunca?

En este momento creo que no hay ningún partido político con quien no se pueda pactar. En democracia todo es posible y no creo que sea sano decir con este no pactaría nunca. Hay formaciones con las que es más difícil llegar a acuerdos por cuestiones ideológicas, pero la política es pactar constantemente.

¿Cuál ha sido tu mejor momento en política?

Creo que la victoria de Pedro Sánchez, porque la viví muy de cerca en su campaña antes de que él fuera conocido y me siento partícipe de esa victoria. Creo que fue el momento más bonito que he vivido hasta ahora.

¿Cuál es tu mayor defecto?

La impaciencia, pero creo que se va atenuando con la edad. Soy más impulsivo que reflexivo, pero también es verdad que prefiero no cambiar. Creo que la gente está demandando más frescura en los políticos, que sean de verdad y espontáneos. A veces hago cosas que diría que tendría que haberme pensado más, pero no me ha ido mal.

Una ciudad para perderte

Si fuera Canarias, diría que cualquier sitio de Lanzarote. Y fuera de Canarias, me quedaría con Nueva York.

Define a tus contrincantes con una sola palabra

A Carolina la definiría... lealtad al PSOE (aunque sean tres palabras). Y Patricia... quizás juventud.

¿Y a ti mismo?

Eso es más difícil... cercanía.

¿Eres más de conducir o prefieres que te lleven?

Prefiero conducir.

¿Barrio o urbanización?

Soy más de barrio.

¿Carnavales o Semana Santa?

Carnavales para divertirme y Semana Santa para descansar.

¿Playa o monte?

Playa, mar, soy muy de mar, no puedo vivir sin él.

Un plan perfecto con tus amigos

Encender la barbacoa, unas buenas chuletas y chorizos, unas cervezas frías y poco más.

Tu bien más preciado

Mi familia.

¿Qué música escuchas?

Soy un apasionado de la música, me encanta, no puedo vivir sin música, me gusta muchísimo. Tengo más de 1.000 canciones en mi Iphone. No te sé decir un solo estilo porque me encanta el funky, la bossa nova, el jazz, el rock, la ópera, la música electrónica... Aunque si tengo que decantarme por un grupo concreto, creo que la mejor banda de todos los tiempos, con permiso de los Rolling, es U2.

Un sueño para Canarias

Que todos tuviéramos las mismas oportunidades con independencia del sitio o la familia en qué nos haya tocado nacer. Me crié en un barrio y sé lo que es eso. He visto a mucha gente válida quedarse por el camino por no tener las mismas oportunidades. Yo las tuve y las aproveché. Pude estudiar porque mis padres se sacrificaron y terminé mi carrera porque trabajé. Pero muchos amigos del barrio, gente trabajadora, no pudo porque no tuvieron las mismas oportunidades. Mi sueño es que no haya una espiral social de la que la gente no pueda escapar.

- PUBLICIDAD -

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha