eldiario.es

Menú

La 'Intifada' senegalesa se extiende

TERCER DÍA DE DISTURBIOS EN DAKAR

El país africano vive en un grave conflicto desde las elecciones del pasado enero.

- PUBLICIDAD -

Lejos de apagarse, la "ligera brisa" que comenzó a soplar el pasado 27 de enero cuando una parte del pueblo senegalés estalló de ira contra la decisión del Consejo Constitucional de validar la candidatura del presidente Abdoulaye Wade a las elecciones del domingo 26 de enero, se va convirtiendo poco a poco en tempestad. Según publica Guinguinbali, los disturbios se extienden por numerosos puntos de la capital y el país y este domingo ha muerto la sexta víctima desde que comenzaron las revueltas, un joven de 18 años en Rufisque, al parecer de un disparo en la cabeza.

El joven de 18 años muerto en los disturbios de Dakar. (J.N. / GGB)

El joven de 18 años muerto en los disturbios de Dakar. (J.N. / GGB)

Este domingo, por tercer día consecutivo, graves disturbios han sacudido a Dakar y otras ciudades del país. Y con nuevos elementos: los enfrentamientos con la policía se parecen mucho ya a auténtica guerrilla urbana con cócteles molotov incluidos y el lanzamiento de una granada lacrimógena a una mezquita tidjiania el pasado viernes ha excitado los ánimos de los fieles de esta cofradía que hoy se han enfrentando a los agentes al grito de "¡Alá es grande!".

Esta mañana, la avenida Lamine Gueye de la capital senegalesa parecía un campo de batalla. Un millar de jóvenes, casi todos fieles de la cofradía tidjiania, la segunda más importante del país, lanzaban una piedra tras otra contra la policía y levantaban barricadas. Al otro lado, medio centenar de policías intentaba contener las embestidas lanzando gases lacrimógenos y pelotas de goma contra los manifestantes. El enfrentamiento duró más de tres horas y dejó la calle hecha un reguero de piedras, fuego y madera quemada. Al menos cinco personas resultaron heridas en el enfrentamiento, todos ellos jóvenes que recibían algún impacto.

Los incidentes estallaron después de una reunión en la mezquita Zawiya de la capital senegalesa, la misma en la que un policía lanzó una granada lacrimógena el pasado viernes. Los ánimos estaban caldeados y muchos fieles de esta cofradía han decidido ir al combate contra Wade a quien consideran, después de lo ocurrido, un objetivo a batir. Durante las protestas los gritos de "¡Alá es grande!" y las amenazas a Wade se podían escuchar en todo momento. Los manifestantes también lanzaron cócteles molotov.

Se trata del tercer día consecutivo de graves revueltas e incidentes en Senegal tres semanas después de que la validación de la candidatura de Wade pusiera en pie de guerra a la oposición y movimientos ciudadanos, que consideran que estamos ante un golpe de estado constitucional dado que Wade, de 85 años, ha alcanzado el límite constitucional de dos mandatos y pretende optar a un tercero. Desde aquel 27 de enero han muerto cinco personas en los disturbios, el último el pasado viernes en Kaolack cuando le alcanzó una granada lacrimógena en la cabeza.

Este domingo, los enfrentamientos se han extendido a otros barrios de la capital, como Camberene, Hann Marines y Parcelles, donde los jóvenes han cortado la autopista de peaje, pero los más graves han tenido lugar en Rufisque, donde jóvenes han asaltado una comisaría de policía y en los enfrentamientos ha muerto un chico de 18 años, al parecer por un disparo en la cabeza.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha