eldiario.es

Menú

Detenido el ex jefe de ETA 'Iñaki de Rentería'

POR EL SECUESTRO DE ORTEGA LARA

El etarra ha permanecido poco más de un año en libertad tras abandonar la cárcel en abril de 2010.

- PUBLICIDAD -

El ex jefe de ETA, Ignacio García Arregui, alias Iñaki de Rentería, ha sido detenido por la Guardia Civil en la localidad guipuzcoana de Rentería, según han informado a Europa Press fuentes de la lucha antiterrorista. Este arresto se ha producido a partir de nuevas pruebas aportadas por la Guardia Civil sobre su relación con el secuestro de Ortega Lara, cuyo cautiverio se prolongó 532 días entre enero de 1996 y julio de 1997, según han informado fuentes jurídicas .

Iñaki de Rentería ha permanecido poco más de un año en libertad después de que abandonase la cárcel en abril de 2010, después de que la Sección Segunda de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional decretase su libertad.

Fuentes jurídicas han precisado que en virtud de esos nuevos indicios incriminatorios la Fiscalía de la Audiencia Nacional solicitó su arresto, que finalmente fue ordenado por el juez Central de Instrucción número Cinco, Pablo Ruz.

El terrorista prestará declaración por estos hechos este jueves ante el magistrado, quien ha decretado el secreto de las actuaciones.

En libertad desde 2010

El ex jefe de ETA detenido este miércoles, Joseba Gracia Arregui, alias Iñaki de Rentería, estaba en libertad desde abril del 2010 debido a que las autoridades francesas le entregaron a España en 2008 tan sólo por el delito de integración en ETA, respecto del cual ya había cumplido ocho años en Francia y a pesar de que llegó a ser procesado por un intento de asesinar al Rey.

La Sección Segunda de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional acordó el 30 de abril de 2010 la "vigilancia permanente" del ex jefe militar de ETA Ignacio Gracia Arregui, Iñaki de Rentería, y que se impusiera la prohibición de abandonar el territorio nacional y la fijación de un domicilio fijo, después de que la Fiscalía pidiera abrir un nuevo procedimiento para juzgarle por el intento de asesinato del Rey en 1995. No obstante, días después la Audiencia Nacional ordenó levantar la "vigilancia permanente" impuesta al ex jefe militar de ETA.

Iñaki de Rentería seguía ligado a la línea dura de la banda durante su estancia en prisión y llegó a recibir en la cárcel de Puerto I (Cádiz), donde permaneció un año y medio, las visitas del colectivo de abogados de la banda ( Halboka), desarticulado el pasado mes, según informaron a Europa Press fuentes penitenciarias.

Estas fuentes precisaron que Iñaki de Rentería era uno de los presos veteranos de ETA que se mantenía fiel y seguía las consignas de las tesis que defienden el mantenimiento de la violencia frente a la vía posibilista que representa Arnaldo Otegi y la Declaración de Alsasua. El posicionamiento de Gracia Arregi dentro de la banda explica su estancia en la cárcel de Puerto I durante los casi dos años de condena que cumplió en España por el delito de asociación de malhechores por el que previamente ya había cumplido en Francia otros ocho años.

Fue en enero de 2002 cuando el Tribunal de Apelación de Versalles dio el visto bueno a la extradición a España del ex dirigente de ETA Ignacio Miguel Gracia Arregui, pero sólo por el delito de pertenencia a banda armada por el que ya había sido juzgado y condenado en Francia bajo la denominación de asociación de malhechores. De este modo, Iñaki de Rentería nunca pudo ser juzgado en España por el atentado frustrado contra el Rey.

La Policía española considera que comandos a sus órdenes directas y de José Javier Arizcuren Ruiz, Kantauri, intentaron matar al Rey en Palma de Mallorca, en 1995. Fue procesado por el juez Baltasar Garzón junto con Arizkuren Ruiz, Juan José Rego Vidal, Ignacio Rego Sebastián, Jorge García Sertucha y Concepción Iglesias Álvarez, el 19 de marzo de 1996 por este intento de atentado. También ordenaron el secuestro del funcionario de prisiones José Antonio Ortega Lara, según los Servicios de Información.

El 13 de febrero de 2003, la sala 14 del Tribunal Correccional de París condenó a 10 años de prisión y la prohibición de estancia en Francia al etarra. El etarra, de 55 años, se enfrentaba a los cargos de asociación de malhechores con fines terroristas, tenencia de armas, explosivos y posesión de falsa documentación .

Gracia Arregui y su compañera, Fabianne Tapia, fueron detenidos en la vivienda que ambos compartían, en Bidart (sur de Francia), junto con la hija de ambos, de dos años. Además, tenían otro piso alquilado en una localidad cercana, Anglet. La caída de este dirigente etarra posibilitó la caída del denominado aparato logístico.

Nacido en San Sebastián, se crió en la localidad guipuzcoana de Renteria, en un ambiente radical y nacionalista. Con apenas 20 años tomó contacto con ETA político-militar y en 1974 tuvo que abandonar su domicilio por dar cobijo a algunos polismilis. En la clandestinidad se integró en los comandos Bereziak que dirigía entonces Francisco Múgica Garmendia Pakito, quien sería luego número uno de ETA-militar hasta su detención en Bidart el 29 de marzo de 1992.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha