eldiario.es

Menú

La inestabilidad en el Cabildo dura desde 1987

LANZAROTE / NINGÚN PACTO SOBREVIVE CUATRO AÑOS

En los últimos 33 años la isla ha tenido 16 presidencias y 23 grupos de gobierno distintos.

- PUBLICIDAD -

El último grupo de gobierno que se mantuvo unido en el Cabildo de Lanzarote desde el principio al final del mandato fue el que presidió Enrique Pérez Parrilla (PSOE) con mayoría absoluta tras las segundas elecciones democráticas, entre 1983 y 1987. Desde entonces, sólo el propio Pérez Parrilla y Nicolás de Páiz han podido terminar un mandato de cuatro años, pero con distintos pactos de gobierno.

El primer presidente del Cabildo en la etapa democrática fue Antonio Lorenzo, hoy cronista oficial de Arrecife. Lorenzo ganó con mayoría absoluta representando a la UCD con 11 consejeros, frente a 5 del PSOE y un independiente. Terminó el mandato pero no sin problemas, porque se le marcharon varios consejeros.

En 1983 el PSOE logra mayoría absoluta en lo que supuso el primer mandato de Pérez Parrilla, con 12 consejeros. En 1987 gana Nicolás de Páiz, con el CDS, logrando 10 consejeros frente a nueve del PSOE y dos de la AIL del entonces alcalde de Yaiza, Honorio García Bravo, que apoyó a De Páiz. En las listas del CDS estaba Dimas Martín, que era alcalde de Teguise y ya aspiraba a algo más que a ser un mero consejero. El presidente acabó cesando a Dimas y a García Bravo y tuvo que gobernar en minoría apoyándose puntualmente en el PSOE.

En 1991 gana por mayoría absoluta el recién creado Partido de Independientes de Lanzarote (PIL) de Dimas Martín, con 12 consejeros frente a seis del PSOE y tres del CDS. Aún así no logra terminar. A Martín le llega su primera inhabilitación por una condena judicial y le sustituye en agosto de 1993 Chana Perera, la primera mujer al frente del Cabildo de Lanzarote. Ahí se produce la primera de las escisiones del PIL, en la que unos consejeros optan por aliarse con Dimas y otros contra él.

A partir de ese mandato no quedará uno solo en el Cabildo de Lanzarote sin su correspondiente moción de censura o su intento abortado por otra maniobra. Dimas Martín preparó una contra sus ex compañeros y accede a la presidencia en junio de 1994 Pérez Parrilla, con el PSOE, apoyado también por el CDS.

Llega 1995 y vuelve a ganar el PIL. El presidente es en esta ocasión Juan Carlos Becerra, que dura poco más de un año, apoyado por tres consejeros de Coalición Canaria liderados por Juan Ramírez. Becerra dimite porque se está fraguando la segunda gran escisión del PIL pero deja en la presidencia a su compañero Pedro de Armas, que lo nombra consejero delegado de Inalsa. Becerra y De Armas montan el Partido Nacionalista de Lanzarote (PNL) que aún dirigen y que acabará integrándose en Coalición Canaria. A De Armas le hacen una moción de censura en marzo de 1997 los que quedan fieles al PIL de Dimas junto al PSOE y vuelve a la presidencia Pérez Parrilla.

Pacto por Lanzarote

En 1999 también gana el PIL, esta vez con Dimas Martín como candidato, pero sólo logra siete consejeros, frente a los seis de PSOE y de CC y los dos del PP. Se firma el llamado 'Pacto por Lanzarote' contra el PIL entre las otras tres fuerzas, cansadas de las inestabilidades de los insularistas. Antes de que le presenten la moción de censura, Martín y el resto de consejeros de su partido renuncian a ser elegidos y asciende a la presidencia Enrique Pérez Parilla con el apoyo de CC y PP.

El pacto dura muy poco y el PSOE acaba incorporando a los consejeros del PIL al grupo de gobierno, entre los que ya no está Dimas por sus problemas con la justicia. A partir de 2003 la cosa se complica aún más, si es posible. El Cabildo pasa de elegir 21 consejeros a 23. Gana Dimas Martín con ocho consejeros, seguido del PSOE de Manuel Fajardo con seis, CC con Mario Pérez con cinco, el PP de Francisco Cabrera con tres y Alternativa Ciudadana con uno, que será el único consejero que no gobierne durante esos cuatro años.

Dimas se había presentado con una condena firme sobre sus espaladas pero con un indulto pendiente del Consejo de ministros que se lo deniega. Había pactado con CC y entra en la cárcel en enero de 2004 pero no dimite y queda como presidente accidental Mario Pérez, que aguanta hasta julio. Finalmente dimite y Juan Pedro Hernández, que era el número dos del PIL y alcalde de Teguise, renuncia a la presidencia, así que queda como presidenta María José Docal (PIL).

Otra escisión

Llega entonces la tercera escisión del PIL. La mayoría de los consejeros se pasan a CC y preparan una moción de censura junto al PP para hacer presidente al popular Francisco Cabrera. Docal dimite con la moción ya presentada en febrero de 2005 y accede a la presidencia Cabrera. Sólo tres meses después Adán Martín destituye en el Gobierno de Canarias al PP y Soria se venga ordenando a Cabrera que eche a los consejeros nacionalistas.

Así pues, Cabrera se queda en minoría y es víctima de una nueva moción de censura firmada por algunos consejeros de CC, tránsfugas del PIL y el PSOE, que hacen presidenta a Inés Rojas, que se había presentado en el número 4 del PIL. Ese pacto ni siquiera llega al final del mandato porque unos meses antes de que finalice, Rojas destituye a los consejeros socialistas.

De nuevo PSOE y PIL

En 2007 gana el PSOE liderado por Manuela Armas y pacta de nuevo con el PIL, con seis consejeros cada uno, mientras que quedan en la oposición CC con seis, PP con tres y el PNL de Becerra, que se había separado de CC, con dos. En octubre de 2009, después de que Armas cesara al PIL tras la 'operación Unión', se alían los cuatro partidos contra el PSOE y hacen presidente a Pedro San Ginés (que se había presentado en el número 3) ya que Inés Rojas había dimitido para irse al Gobierno de Canarias y Manuel Fajardo Feo no estuvo de acuerdo con la moción y dimitió.

En mayo del año pasado ganó CC seguida del PP y se unieron en un pacto de estabilidad que ha durado nueve meses. San Ginés acaba de sumar a su grupo de gobierno al PSOE en el último capítulo de inestabilidades en una isla en la que también casi todos los ayuntamientos han sufrido de forma más o menos paralela al Cabildo sus dimisiones, mociones de censura y cambios de grupos de gobierno. Pero eso ya es otra historia.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha