eldiario.es

9

Sacyr debe asumir las obras pluviales de Santa Cruz pese a su negativa

El Consejo Consultivo respalda al Ayuntamiento en su exigencia de que la concesionaria de Emmasa invierta los 45,2 millones comprometidos

Sede de Emmasa en Santa Cruz de Tenerife.

Sede de Emmasa en Santa Cruz de Tenerife.

Los juristas del Consejo Consultivo de Canarias respaldan la interpretación que el Ayuntamiento de Santa Cruz ha realizado sobre la obligación de que Sacyr-Vallehermoso --concesionaria de la empresa Emmasa encargada del servicio de aguas--, asuma la inversión y mantenimiento de las obras pluviales, pese a su negativa.

El dictamen ha sido elaborado después de que la compañía se negara a asumir las obras que se ejecutan en el alcantarillado. Los juristas consideran "evidente" que Sacyr es responsable de estos trabajos, tal y como viene recogido en el contrato firmado en su día y en el Plan Hidrológico de Tenerife.

En un reciente informe se ratifica que esta compañía debe desembolsar durante los 30 años de concesión, 45,2 millones, tal y como se comprometió a hacer en 2006 cuando se llevó a cabo la adjudicación. A parte, la compañía está obligada a destinar 165 millones en obras nuevas y mantenimiento de infraestructuras, en lo que se ha dado en llamar el Ciclo Integral del Agua de la Ciudad (CIAC).

La diferencia es que la primera cantidad se desembolsará a fondo perdido y la  segunda se cubre con las aportaciones de los ciudadanos. De las 224 acciones con las que cuenta Emmasa, 212 están en manos privadas hasta suponer el 95% del total y el resto corresponde al Ayuntamiento.

Para el Consejo Consultivo la oferta presentada por esta empresa, "no admite duda alguna respecto a su inversión en infraestructuras de pluviales, a través de un plan por valor de 45,2 millones, que entre otras obligaciones, incluía también la de actuar en la red de recogida de aguas".

El alcalde de Santa Cruz, José Manuel Bermúdez, se dirigió en su día al Consejo con el fin de interpretar el contrato suscrito entre la Corporación local y la empresa Sacyr-Vallehermoso que en 2006 dio vía libre a la privatización por treinta años de Emmasa.

La causa se centra en que en el mes de abril de este año la empresa presentó un recurso de reposición al negarse a asumir los gastos que le pretendía endosar la Corporación local sobre el mantenimiento de las infraestructuras pluviales. A finales de julio la Junta Local concluyó con que ésta era una competencia de la concesionaria, tanto en lo que se refiere a las obras individualizadas como las que se encuentran en una red. Según el Plan de Inversiones defendido en el momento de la adjudicación, Sacyr no tiene derecho a compensación alguna por este concepto.

En el recurso presentado, los responsables de la concesionaria manifiestan, por el contrario, que se tratan de obras que son propias de infraestructura urbana y que corresponden al Ayuntamiento, aunque solicitan que previamente se le remitan los proyectos. "Claramente no se trata de obras de mantenimiento de la red de pluviales sino de otras mediante las cuales la administración se está dotando de infraestructura urbana", indica la empresa. El Consejo Consultivo, sin embargo, rechaza estos argumentos y ratifica además que al Cabildo sólo le corresponde catalogar y conservar los cauces.

Los juristas recuerdan que Sacyr percibe cada año el 5,5% de la cifra de negocio por transferir a Emmasa los conocimientos sobre el ciclo integral del agua, incluido el alcantarillado. Por este motivo, la compañía recibió en 2013 casi dos millones de euros.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha