eldiario.es

Menú

CATALUNYA

Una marcha en Barcelona denuncia los casos de represión policial e impunidad

Decenas de personas se manifiestan en Barcelona en contra de las actuaciones policiales represivas

“Vamos a construir una ciudad donde la seguridad sea buena para todos” ha dicho Gerardo Ariza, amigo de Juan Andrés Benítez, quien murió por una actuación de los Mossos d’Esquadra

- PUBLICIDAD -
Concentració Plaça Sant Jaume  PROU IMPUNITAT

Concentración en Plaça Sant Jaume contra la represión policial SANDRA LÁZARO

Son ya muchas las víctimas de la represión policial en Catalunya. Maltrato, detenciones, ojos perdidos o incluso la muerte. Estas últimas semanas la resolución de dos casos muy conocidos, el de Juan Andrés Benítez que murió durante una represión policial y el de Ester Quintana que perdió un ojo por un disparo de los Mossos d’Esquadra, llevó a distintas organizaciones a preparar una marcha en Barcelona en contra de la represión policial y la impunidad.

La concentración ha empezado este domingo por la tarde en el Ágora Juan Andrés del Raval, donde los miembros de la campaña Justicia Juan Andrés Benítez han mostrado, una vez más, el rechazo al pacto al que llegaron todas las partes por no llevar a cavo el juicio. Seis Mossos d’Esquadra aceptaron que mataron a Juan Andrés Benítez la noche del 5 de octubre para así evitar entrar en la cárcel. El caso terminó con la suspensión de empleo y sueldo para los agentes de solo dos años, transcurrido este tiempo podrán volver a ejercer.   

“La administración tiene que luchar porque dentro de los cuerpos de seguridad no haya personas con un currículum de este tipo y que mañana puedan volver a patrullar por la calle”, ha manifestado Gerardo Ariza, amigo de Benítez. “Vamos a construir una ciudad donde la seguridad sea buena para todos. La gente que paga impuestos en Catalunya tiene derecho a tener una policía diferente”, ha expresado.

A su lado se encontraba Ester Quintana, otra de las víctimas de la actuación policial. Su caso se cerró con la absolución de los dos Mossos d’Esquadra que le sacaron el ojo con una bala de goma. A pesar de que el juez admitió que fue provocado por la actuación policial quedaron absueltos por no poder determinar ni el arma ni el agente que lo hizo. “No se ha hecho justicia, tenían todas la pruebas y testimonios para poder aclararlo”, ha dicho durante la concentración en el Raval.

Quintana está convencida de que si no se piden responsabilidades por casos como el suyo los agentes pensarán que aunque hagan cosas mal pueden volver a hacerlo. “Esto puede fomentar más la impunidad i la represión”, ha denunciado.

Pero los casos de Quintana y Benítez no son los únicos y así lo han recordado los que este domingo han participado en esta manifestación. Siete personas han perdido el ojo debido a actuaciones de los Mossos d’Esquadra desde 2005. El caso 4F es otro de los acontecimientos más destacados estos últimos años relacionado con la actuación represiva de la policía catalana en personas detenidas. O el desalojo de Can Vies que se saldó con un joven vecino de Sants que perdió una oreja por un golpe de la policía, y sin embargo el agente no fue expedientado. También están los casos de represión en la cárcel como el de Yassir El Younoussi que murió en una celda del Vendrell en 2013 después de que distintos Mossos lo redujeran.

Concentració Plaça Sant Jaume, Prou Impunitat, Justicia Juan Andres Benitez

Concentración en Plaça Sant Jaume, Prou Impunitat, Justicia Juan Andres Benítez SANDRA LÁZARO

En el año 2014, y en toda España, la Coordinadora para la Prevención y la Denuncia de la Tortura contabilizó un total de 961 personas afectadas por las agresiones de funcionarios en comisarías o cárceles o de la policía durante acciones policiales. En Catalunya, según el mismo informe, se vieron afectadas 277 personas, siendo 260 las que se vieron afectadas por la actuación del cuerpo de seguridad de los Mossos d’Esquadra.

La coordinadora ha validado entre 2004 y 2014  un total de 6.621 denuncias por tortura y tratos degradantes, y han registrado 833 personas muertas bajo custodia del Estado. Sin embargo, entre 2001 y 2012 las condenas por diversos hechos de violencia institucional que han contabilizado son 752 en total, la mitad de ellas como delito de faltas.

Algunas organizaciones han mostrado su preocupación por la impunidad con la que se da respuesta muchas veces a estos casos. Amnistía Internacional, según una información de eldiario.es ha lamentado "que la falta de investigaciones adecuadas fomenta un clima de impunidad". Esta organización lleva años preocupada por los "casos de tortura y otros tratos crueles, inhumanos y degradantes infligidos por los funcionarios encargados de hacer cumplir la ley". 

Precisamente el objetivo de la marcha de este domingo, que ha terminado en la plaza Sant Jaume de Barcelona donde decenas de personas han depositado velas en frente de el Palau de la Generalitat, era poner de manifiesto esta impunidad. Los miembros de la campaña Justicia Juan Andrés Benítez han aprovechado, además, para presentar el manifiesto elaborado con el que pretenden recoger firmas y así mostrar su rechazo al pacto al que llegaron las partes implicadas en este caso.

“Basta de impunidad, basta de brutalidad” es el grito con el que los manifestantes han andado por las calles de Barcelona intentado mandar un mensaje claro al que se ha referido Ariza haciendo referencia a la posibilidad de disponer de una policía diferente y terminar con la impunidad: “nos han ganado una batalla pero vamos a ganar la guerra”.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha