eldiario.es

Menú

CATALUNYA

Barcelona en Comú presenta su candidatura a las generales con un marcado acento soberanista

La plataforma de Ada Colau aspira a tener un grupo propio en el Congreso para reforzar su apuesta municipalista así como para dar respuesta a las demandas nacionales de Catalunya

"No debemos olvidar nunca que la construcción y la libertad nacional no puede ir nunca desligada de la construcción y la libertad social", declara Xavier Domènech, preferido para encabezar la lista

Colau y Xosé Manuel Beiras defienden que, a pesar de sus diferencias, Podemos es su mejor aliado a nivel estatal

56 Comentarios

- PUBLICIDAD -
Xavier Domènech observa el discurs de l'alcaldessa Ada Colau

Xavier Domènech observa el discurso de la alcaldesa Ada Colau SANDRA LÁZARO

La candidatura que impulsa Barcelona en Comú de cara a las elecciones generales en Catalunya ha hecho su puesta de largo este domingo en la estación del Nord de Barcelona. Bajo el nombre de En Comú, la formación ha reunido en el mismo escenario que congregó hace algunas semanas a los llamados "alcaldes del cambio", Ada Colau, alcaldesa de Barcelona; Gerardo Pisarello, su primer teniente de alcalde; Xavier Domènech, comisionado de memoria histórica del Ayuntamiento de Barcelona, Marta Sibina, enfermera y activista por la sanidad pública, la periodista Olga Rodríguez y el gallego Xosé Manuel Beiras, líder de Anova.

"El 20-D, como el 24-M, no sólo de ocupar escaños en un hemiciclo que ha sido testigo de muchas infamias, es meter un caballo de Troya ante un régimen fracasado para seguir reforzando el municipalismo y construir libertades para todo el mundo "declaró Gerardo Pisarello, que ha reivindicado la acción de gobierno de los primeros meses del equipo de Colau al frente del Ayuntamiento de Barcelona. Sus referencias han pasado por alto las elecciones catalanas del 27-S, en donde Barcelona en Comú se mantuvo al margen de la disputa electoral, y sus socios de coalición, agrupado en Catalunya Sí se Puede, tuvieron un resultado muy por debajo de sus expectativas.

La plataforma que llevó Ada Colau en el ayuntamiento de Barcelona ha decidido implicarse en las elecciones generales, con el objetivo de construir un grupo propio catalán al margen de Podemos, y marcan cierta distancia. Aprobaron que la candidatura a las generales actúe "como un proyecto político soberano" y con una lista "eminentemente ciudadanista", y quieren que la campaña y orientación política sea dirigida "con criterios propios de soberanía catalana".

"Os quiero pedir que siga siendo valientes, porque más allá de las siglas lo que importa realmente son los procesos de cambio y el protagonismo de la gente", dijo a los "amigos de Podemos en Madrid" una Ada Colau que ha dicho que, a pesar de las diferencias que tienen con el partido de Pablo Iglesias, "se ha demostrado que a nivel estatal son el mejor aliado para romper el candado del 78 y para defender las soberanías en plural".

Colau ha cargado contra un PP "a lo que le da igual la vida humana", un PSOE "que se ha perdido por el camino, que ha tocado demasiado poder y ha hecho políticas neoliberales iguales o casi iguales que las políticas del PP" -con mención especial a su candidata Carme Chacón y los "desahucios exprés" -, Ciudadanos, de los que dice que defienden los intereses del IBEX, y también a Convergencia, a quien ha reconocido "habilidad política". "Cuando están de corrupción y mierda hasta arriba son capaces de vestirse de soberanistas, ellos que han sido los eternos amantes del PP y el PSOE", ha dicho la alcaldesa.

Un grupo propio para una república catalana

Colau ha reivindicado un grupo propio en el Congreso que defienda los intereses del municipalismo y también una República catalana. Ha recogido el testigo de Gerardo Pisarello, que ha presentado el acto con un marcado tono soberanista. "Si decidimos dar el salto electoral no era para ocupar las sillas de otros, sino porque estábamos chocando contra un muro de las élites", ha asegurado el primer teniente de alcalde de Barcelona, que ha destacado, además de las candidaturas municipalistas como la de Barcelona en Comú, otras experiencias anteriores: "en estos años hemos tenido la CUP en el Parlament, la irrupción de Podemos y una ola municipalista cuando nadie lo esperaba". Pisarello se ha referido a los municipios con gobiernos de confluencia como si fueran "pequeñas Galias" que ahora quieren ir a una Roma que equivale a Madrid o Berlín. "Si tenemos que ir a Roma es para reclamar soberanía, un referéndum de autodeterminación, el derecho a decidir sin pedir permiso a nadie", ha dicho.

El carácter soberanista lo ha reforzado Xosé Manuel Beiras. El gallego ha remarcado un proceso "deconstituente" que se vive en todo el Estado, "desde el Nunca Mais gallego, hasta el 15-M, pasando por el proceso cívico catalán en la lucha por la independencia". Beiras ha arrancado fuertes aplausos del público cuando ha definido la España actual como "un régimen que exhibe la Constitución contra los catalanes y los gallegos, pero se mea en la Constitución contra los ciudadanos", y a pesar de reivindicar el papel de Podemos en las europeas, ha hecho alusión a sus discusiones con Pablo Iglesias e Iñigo Errejón "porque no entienden muchas cosas del marco territorial".

Los momentos históricos de Catalunya

El historiador Xavier Domènech, presentado por Beiras como el jefe del futuro grupo parlamentario de Catalunya en Comú, se ha apresurado a explicar que están por decidir todos los detalles de la candidatura, y ha reivindicado que "Catalunya vive los momentos más intensos de su historia, pero no debemos olvidar que la construcción y la libertad nacional no puede ir nunca desligada de la construcción y la libertad social, porque esto lo han olvidado Convergència i Unió cada día que han gobernado". Domènech es quien más referencia ha hecho al actual escenario político, con alusiones a Ciutadans, "un partido viejo que en Catalunya conocemos muy bien" y al debate sobre la investidura de Artur Mas, sobre el que ha dicho que "somos la Catalunya que no quiere quedar atrapada en la decisión de cuál es el destino político de un solo hombre, por más que este hombre sea el president de la Generalitat"

En referencia a la nueva candidatura, Domènech ha dicho que el 24 de mayo era "el principio del principio". "Nos hace falta para construir de nuevo este principio la posibilidad de cambio que siempre existe y existirá, debemos reunirnos todas y todos los que estábamos aquel 24 de mayo, también las fuerzas políticas que demostraron la inteligencia para ver que era posible ese cambio", ha dicho.

"Nosotros llevamos en nuestro corazón y somos la Catalunya de Abdó Terrades, de Salvador Seguí, de Lluís Companys, de la esperanza infinita de Pere Quart, de María Savo, y de todos los que desobedecieron en la larga noche del franquismo ", ha declarado el historiador. "Somos la Catalunya de los que vinieron de toda España y no se integraron, sino que construyeron el país", ha añadido. "Cuando conviene segamos cadenas", ha concluído en referencia al himno de Catalunya.

Un nuevo reto ciudadanista

"La gente de Barcelona en Comú nos ha convocado para ver qué podemos hacer como ciudadanía, es una batalla difícil para gente común como nosotros", ha explicado Marta Sibina, uno de los nombres que está sobre la mesa para ocupar uno de los puestos de salida en la lista del 20-D. Sibina ha sido quien más énfasis ha puesto en la cuestión de la corrupción. "Por no tener no tenemos ni un montón de dinero que algunos partidos tienen gracias al 3%, porque la gente común no cobramos comisiones", ha declarado.

Sibina es, junto a su compañero Albano Dante, ahora diputado de Catalunya Sí que es Pot, uno de los referentes de la lucha contra los recortes en la sanidad catalana, y ha puesto especial énfasis en esta cuestión. "Detrás de cada recorte hay un empresario pagando comisiones a un partido político", ha asegurado. La activista y enfermera ha querido remarcar que la política no pasa sólo por la gestión. Ha declarado que "la política de verdad es preguntarse si las grandes corporaciones que sacan grandes beneficios de nuestro trabajo se los lleven a paraísos fiscales criminales". "Quieren romper lo más preciado que tenemos, la conciencia de ser un pueblo que comparece necesidades y ganas de vivir, la conciencia de que no es posible ser feliz si no lo es el de al lado", ha apuntado para reivindicar otra visión de la política.

La activista ha puesto especial énfasis, como en los vídeos que hacía para Cafèambllet, en su trabajo de enfermera. "Yo trabajo en un hospital público, donde no miramos cuál es el número de cuenta de cada uno, sino cuál es su mejor tratamiento", ha remarcado. "Luchar juntas nos hace más felices y más saludables, y me debería hacer caso porque soy enfermera", ha añadido ante un público que la ha recibido con unos aplausos que los mostraban conocedores de su trayectoria. "Nunca, nunca, nunca, caminaremos solas", ha zanjado.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha