eldiario.es

9

Discrepancias entre administraciones: ¿quién tiene que construir los accesos al nuevo hospital de Toledo?

El Gobierno de Castilla-La Mancha es “el promotor del hospital y, por tanto, el responsable de llevarlo a cabo, incluida, por supuesto, su financiación”, señala el Ministerio

La portavoz de la Junta castellanomanchega asegura todo lo contrario. Hay un "compromiso" del departamento nacional de Fomento para hacerse cargo del proyecto

A menos de un año de la entrada en funcionamiento del gigantesco centro hospitalario no hay un acuerdo claro sobre el futuro del tráfico en el barrio más poblado de Toledo que ya hoy sufre atascos diarios

Imagen del nuevo hospital de Toledo en el Polígono / JCCM

Imagen del nuevo hospital de Toledo en el Polígono / JCCM

El nuevo hospital de Toledo ubicado en el barrio toledano del Polígono abrirá en “mayo o junio” de 2020, según el departamento castellanomanchego de Sanidad y a estas alturas sigue sin una solución clara la cuestión de los accesos al que se convertirá en importante nudo de tráfico en la capital regional.

¿Quién debe construir o mejorar los accesos al centro hospitalario? En los últimos días, las respuestas cruzadas entre Ayuntamiento de Toledo, Junta de Castilla-La Mancha y Ministerio de Fomento, las tres gobernadas por el PSOE, han generado dudas en torno a quién debe afrontar técnica y económicamente de la cuestión.

Si el pasado 7 de octubre, tanto el consejero de Fomento, Nacho Hernando, como la alcaldesa de Toledo, Milagros Tolón, explicaban que el Ministerio de Fomento ha propuesto "desdoblar una parte de la variante que va del Polígono al barrio de Santa Bárbara" con una actuación que tendría un coste de unos tres millones de euros, fuentes de este departamento del Gobierno central consultadas por eldiarioclm.es  lo niegan.

De hecho, según las mismas fuentes ministeriales, el único compromiso del Gobierno central es el de estudiar (de hecho señala que ya lo está haciendo) “diferentes soluciones para la mejora de la fluidez del tráfico” del enlace de la A-42 con la N-400 a travésde un enlace “tipo trébol”.

Y a esto añade el Ministerio de Fomento que “en ningún caso supone una solución de acceso al hospital, ni sustituye a la planteada por la Junta” porque, se trata, dicen, “de un proyecto para la mejora del tráfico en el enlace y en el tronco de la A-42, ya que en esta zona confluyen los tráficos de largo recorrido con los de agitación local”.

El Ministerio de Fomento recuerda que la parcela donde se ubica el hospital está en el llamado Polígono de Santa María de Benquerencia. Este polígono está dividido por la N-400 en dos (la parte residencial y la industrial) y actualmente el único acceso desde el resto de los barrios de Toledo hacia el barrio más poblado de la ciudad se realiza a través de la N-400 y a ella se accede bien directamente desde Toledo o bien desde la A-42 mediante un enlace tipo trébol.

En este punto, Fomento recuerda que el Gobierno castellanomanchego está redactando tanto el estudio informativo como el anteproyecto de la autovía CM-9001 de conexión de la A-42 con el barrio de Santa María de Benquerencia. Ya en enero de 2018 el director general de Carreteras, David Merino, detallaba la solución ideada por la Junta: un acceso directo al nuevo hospital de Toledo desde la A-42 con una vía de doble carril y sentido, con 1,7 kilómetros en un nudo de conexión algunos metros al sur de la actual entrada al barrio toledano del Polígono.

El Ministerio explica que el Ejecutivo que preside Emiliano García-Page es “el promotor del hospital y, por tanto, el responsable de llevarlo a cabo, incluida, por supuesto, su financiación”.

También alude a la normativa estatal en materia de carreteras que establece que "este tipo de actuaciones no serán en ningún caso financiadas por el Ministerio de Fomento, que podrá autorizarlas, si cumplen los requerimientos para ello, para su ejecución y financiación con cargo a los promotores de los desarrollos mencionados."

Respecto a la autorización del acceso desde la A-42, de titularidad estatal, también recuerdan que la legislación de carreteras establece que: "La solicitud de accesos... para servir a actividades que... puedan generar un volumen de utilización que pueda afectar negativamente, de forma cualitativa o cuantitativa, a la correcta explotación de la carretera, deberá acompañarse de un estudio de tráfico y, en caso de una afección significativa, de una propuesta de las medidas de acondicionamiento necesarias para mantener inalterado el nivel de servicio y de seguridad viaria de las carreteras afectadas. En caso contrario, la solicitud de acceso deberá ser denegada".

Es decir, la Junta necesita autorización de la Dirección General de Carreteras del Ministerio de Fomento para enlazar con la A-42 “para lo cual ya ha habido los contactos pertinentes y la Junta es conocedora de que dicho enlace será autorizado en el momento que el procedimiento administrativo lo determine, con las condiciones de cumplimiento de normativa que le sean de aplicación”. Hablan incluso de reuniones, ya mantenidas, entre todas las partes. 

La Junta insiste: "Los accesos los va a construir el Ministerio"

Pero la versión del Gobierno regional, este mismo miércoles, es otra. La portavoz del Gobierno de Castilla-La Mancha, Blanca Fernández, ha asegurado que los accesos al barrio toledano del Polígono que permitan a los usuarios llegar al nuevo hospital de forma fluida “los va a construir el Ministerio” y se refería en concreto al trámite ya avanzado por el departamento de Fomento de Pedro Sánchez que ha licitado una asistencia técnica por valor de 2,6 millones de euros.

Fernández ha sido contundente respecto a la administración que se ocupará de dar solución viaria a la zona, una vez abierto el centro hospitalario en 2020. “Todo el mundo sabe que el acceso al Polígono es un embudo y por eso se ha comprometido a solucionarlo”, ha dicho la portavoz quien ha añadido que esta postura “le da la razón a la Junta: lo que había que mejorar eran los accesos” porque, ha reconocido, en la zona hay “atascos, algún embotellamiento” y eso sin que el hospital esté funcionando.

Ha criticado que se esté “jugando a la ceremonia de la confusión” en este asunto y también ha asegurado que el Gobierno de Castilla-La Mancha “no va a continuar” con el proyecto alternativo que ya había iniciado (y que tenía un coste de 12 millones de euros)  porque “el Ministerio  sea comprometido. Se hizo un anteproyecto ante la parálisis de Rajoy pero ahora ellos han encontrado su propia solución y aquí paz y después gloria”, ha concluido.

Muy Bien, has hecho Like

¿Qué tipo de error has visto?
¿La sugerencia que quieres realizar no está entre estas opciones? Puedes realizar otro tipo de consultas en eldiario.es responde.
Error ortográfico o gramatical Dato erróneo

¡Muchas gracias por tu ayuda!
El equipo de redacción de eldiario.es revisará el texto teniendo en cuenta tu reporte.

Comentar

Enviar comentario

Comentar

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha