eldiario.es

9
Menú

Ornitólogos recurrirán varios proyectos fotovoltaicos por no cumplir con los requisitos ambientales

Son cinco expedientes donde "se están rebasando unos límites inaceptables" en tramitaciones de viabilidad ambiental

La Sociedad Albacete de Ornitología precisa que se encuentran entre las localidades de Bonete y Almansa, y que afectarán a la avifauna

- PUBLICIDAD -
Paneles solares

Europa Press

La Sociedad Albacetense de Ornitología prepara los recursos de alzada para cinco proyectos de centrales solares fotovoltaicas sitas entre las localidades de Bonete y Almansa a los que se les ha dado el visto bueno desde el Gobierno de Castilla-La Mancha a pesar de no se haya cumplido "ni uno solo de los requisitos" que la Dirección General de Política Forestal y Espacios Naturales establece en su informe de fecha 31 de agosto, y sin entender el cambio de opinión tan radical que se produce respecto a la viabilidad ambiental de los proyectos", explica Julia Giménez.

Según indican desde la SAO, estos proyectos no han modificado las carencias del estudio de impacto ambiental. Es decir, "no cumplen con los requisitos ambientales necesarios para salir adelante".

En una carta remitida por el colectivo al la Viceconsejería de Medio Ambiente, destaca que este departamento infringe la legislación ambiental de esta forma tan notoria y "permite la ejecución de unos proyectos a pesar del impacto ambiental crítico que van a suponer".

Los motivos que alega la Sociedad Albacetense de Ornitología para asegurar que los proyectos son perjudiciales para el medio ambiente es que "queda constancia de que hay avifauna protegida en la zona donde se quieren ubicar los cuatro proyectos en Bonete.

Además, añaden, el proyecto fotovoltaico no se encuentra en el ámbito territorial de la ZEPA, pero sí entre sus núcleos, a escasa distancia de los mismos, por lo que tendrá repercusiones significativas en esta zona protegida. En concreto esta ejecución supondrá "un obstáculo para los movimientos de las aves entre dos importantes núcleos de esta ZEPA”. Dicen también en la misiva enviada al viceconsejero que en los proyectos no se contemplan alternativas para "evitar el deterioro de la Red Natura 2000".

No son los únicos motivos que los hacen posicionarse en contra de la decisión de la junta de dar luz verde a los proyectos. "Los proyectos vienen fraccionados cuando deberían ser uno solo", asegura Julia Giménez. Y, por tanto, "deberían evaluarse conjuntamente". El motivo es que "llevan una sola línea eléctrica y una subestación" y con el fraccionamiento "quiere evitarse tener que pasar la Evaluación de Impacto Ambiental del Ministerio".

Tampoco se explican cómo se ha subsanado la falta de estudios de no afección a la Red Natura ni a las especies protegidas o que la zona de afección del proyecto "ya no presenta una alta calidad avifaunística y obviamos la jurisprudencia en cuanto al valor ambiental de las IBAs". Es por ello que en la carta aseguran que en el procedimiento de evaluación de impacto ambiental "se están rebasando unos límites inaceptables".

Ahora tienen hasta el próximo 23 de noviembre para presentar recurso de alzada a la autorización administrativa y no descartan llegar al contencioso si es necesario.

- PUBLICIDAD -

Comentar

Enviar comentario

Enviar Comentario

Comentarios

Ordenar por: Relevancia | Fecha